¿De dón­de vie­nen las fra­ses de sus can­cio­nes?

El Observador - - TENDENCIAS -

Uno de los ele­men­tos más ca­rac­te­rís­ti­cos y que­ri­dos de las can­cio­nes de Mar­cos Da Cos­ta son las fra­ses que suel­ta en el me­dio de ellas. “Lim­pia el sa­lón que hay fies­ta, de­mo­nio”; “Sa­bor­ci­to en po­te, Ra­quel” y su gri­to de gue­rra “da­me ple­na, de­mo­nio” son al­gu­nas de ellas. Esa úl­ti­ma vino de la frus­tra­ción du­ran­te una se­sión de gra­ba­ción. Da Cos­ta can­ta­ba pe­ro no le en­con­tra­ba la vuel­ta al te­ma y, en un mo­men­to enoja­do, le gri­tó al pro­duc­tor “a mí da­me ple­na, de­mo­nio, quie­ro san­gre, gue­rra”, y es­te le con­tes­tó, sin preo­cu­par­se: “¡Ese es tu la­ti­gui­llo!”. Con sus ami­gos las in­ven­ta, o re­ci­be su­ge­ren­cias de sus se­gui­do­res. La del tan­que viene de te­ner el tan­que de su au­to en re­ser­va y re­cor­dar con el ami­go que lo acom­pa­ña­ba la épo­ca en que usa­ban mo­tos y cuan­do usa­ban ese re­cur­so pa­ra po­der se­guir unos ki­ló­me­tros más. “Eso es ba­rrio, la gen­te lo en­tien­de y que­dan”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.