Acu­san a Presidenci­a por “uso es­can­da­lo­so”

La web ofi­cial di­fun­de crí­ti­cas de mi­nis­tros a can­di­da­tos en cam­pa­ña

El Pais (Uruguay) - - PORTADA - SE­BAS­TIÁN CA­BRE­RA

▃▃ Los di­ri­gen­tes del Par­ti­do Na­cio­nal de­nun­cian que el go­bierno es­tá en cam­pa­ña electoral: rea­li­za un “uso es­can­da­lo­so” de la web ofi­cial y abu­sa de las cam­pa­ñas de bien pú­bli­co.

En las úl­ti­mas se­ma­nas bue­na par­te del ga­bi­ne­te sa­lió a de­fen­der al go­bierno y res­pon­der a la opo­si­ción, mien­tras que el sitio y las re­des de Presidenci­a se han con­ver­ti­do en un ór­gano de di­fu­sión de esas de­cla­ra­cio­nes. Un ejem­plo de ello ocu­rrió el 13 de agos­to cuan­do la Se­cre­ta­ría de Co­mu­ni­ca­ción Ins­ti­tu­cio­nal de Presidenci­a en­tre­vis­tó al mi­nis­tro de Eco­no­mía, Da­ni­lo As­to­ri, que afir­mó que “la úni­ca ma­ne­ra de po­ner en práctica el pro­gra­ma de La­ca­lle Pou se­ría con un fe­roz re­cor­te del gas­to”. El se­na­dor na­cio­na­lis­ta Ál­va­ro Del­ga­do afir­mó que el uso de Presidenci­a de la web es “pe­li­gro­so” y que “no pue­de pa­sar” que “el mi­nis­tro ha­ble de la opo­si­ción en la pá­gi­na pre­si­den­cial”. Eso, a su jui­cio, “es me­ter­se en po­lí­ti­ca par­ti­da­ria”. En tan­to, el di­rec­tor de la Se­cre­ta­ría de Co­mu­ni­ca­ción de Presidenci­a, Jo­sé Luis Vei­ga, di­jo que la web pu­bli­ca “to­do lo que los in­te­gran­tes del go­bierno opi­nan y dicen”.

Lo ha­bi­tual es que un sitio de di­fu­sión de las ac­ti­vi­da­des de Presidenci­a de la Re­pú­bli­ca sea al­go así co­mo un re­su­men de bue­nas no­ti­cias. Na­die es­pe­ra pá­li­das, da­tos ne­ga­ti­vos o po­lé­mi­cas que pon­gan en aprie­tos al go­bierno. Un vis­ta­zo a la web de Presidenci­a así lo de­mues­tra. Pe­ro —con la cam­pa­ña electoral en su fa­se de­ci­si­va y unas elec­cio­nes que en lo pre­vio se an­ti­ci­pan co­mo las más dispu­tadas en mu­cho tiem­po— el sitio y las re­des de Presidenci­a tam­bién se han con­ver­ti­do en un ór­gano de di­fu­sión de los ata­ques o res­pues­tas de los mi­nis­tros a la opo­si­ción y de no­ti­cias de en­ca­re más electoral, de esas que se me­ten en la cam­pa­ña.

Des­de ha­ce va­rias se­ma­nas bue­na par­te del ga­bi­ne­te sa­lió a de­fen­der al go­bierno y lan­zar dar­dos a la opo­si­ción. Des­de el Par­ti­do Na­cio­nal, en tan­to, cues­tio­nan al Po­der Eje­cu­ti­vo por el en­fo­que de la web de Presidenci­a y por un uso “abu­si­vo” de la pu­bli­ci­dad ofi­cial y las cam­pa­ñas de bien pú­bli­co (ver apar­te).

Un pun­to de in­fle­xión ocu­rrió el 13 de agos­to, cuan­do la Se­cre­ta­ria de Co­mu­ni­ca­ción Ins­ti­tu­cio­nal de Presidenci­a en­tre­vis­tó al mi­nis­tro de Eco­no­mía Da­ni­lo As­to­ri, quien res­pon­dió por esa vía a un pedido de in­for­mes rea­li­za­do por el can­di­da­to blan­co Luis La­ca­lle Pou. La web de Presidenci­a pu­bli­có ese día la en­tre­vis­ta a As­to­ri y la co­lo­có co­mo no­ta prin­ci­pal en su por­ta­da con es­te tí­tu­lo: “La úni­ca ma­ne­ra de po­ner en práctica el pro­gra­ma de La­ca­lle Pou se­ría con un fe­roz re­cor­te del gas­to”. Allí se ex­pli­ca­ba que As­to­ri “ca­li­fi­có de irres­pon­sa­bles las

con­si­de­ra­cio­nes so­bre eco­no­mía” de La­ca­lle Pou y que la pues­ta en práctica de las pro­pues­tas del lí­der blan­co “se­ría un re­tro­ce­so en las po­lí­ti­cas so­cia­les”.

Un día des­pués el pro­se­cre­ta­rio Juan An­drés Ro­ba­llo fue con­sul­ta­do en ron­da de pren­sa y ad­mi­tió que se sor­pren­dió por esa pu­bli­ca­ción. Tam­bién di­jo que el pre­si­den­te Ta­ba­ré Váz­quez “es muy ce­lo­so por esas co­sas” y que de­be­ría “re­vi­sar­se” pa­ra “ser au­tén­ti­cos y brin­dar ga­ran­tías”.

Un mes más tar­de, la no­ti­cia si­gue ahí y el di­rec­tor de la Se­cre­ta­ría de Co­mu­ni­ca­ción Ins­ti­tu­cio­nal de Presidenci­a, Jo­sé Luis Vei­ga, di­jo a El País que esa fue “una opi­nión per­so­nal” de Ro­ba­llo. La se­cre­ta­ría que Vei­ga di­ri­ge no en­con­tró mo­ti­vos pa­ra le­van­tar la no­ta. El fun­cio­na­rio de­fien­de los cri­te­rios que se uti­li­zan en el sitio ofi­cial (ver en­tre­vis­ta apar­te).

El se­na­dor na­cio­na­lis­ta Ja­vier Gar­cía di­jo a El País que Presidenci­a rea­li­za un “uso es­can­da­lo­so” de los re­cur­sos pú­bli­cos “en beneficio de la cam­pa­ña electoral del Fren­te” y que la web es un ejem­plo. “Es­to re­ve­la un enor­me ner­vio­sis­mo”, afir­mó. El tam­bién na­cio­na­lis­ta Ál­va­ro Del­ga­do di­jo que se tra­ta de al­go pe­li­gro­so y “una afren­ta a la in­te­li­gen­cia de los uru­gua­yos”.

Y cues­tio­nó: “Que el mi­nis­tro en la web pre­si­den­cial ha­ble de pro­yec­tos de go­bierno nos pa­re­ce na­tu­ral; que ha­ble de la opo­si­ción es me­ter­se en po­lí­ti­ca par­ti­da­ria y eso en esa pá­gi­na no pue­de pa­sar”. Del­ga­do cri­ti­có que se di­fun­dan en­tre­vis­tas con los mi­nis­tros en de­fen­sa de la ges­tión y con ata­ques a la opo­si­ción, mien­tras el can­di­da­to Da­niel Mar­tí­nez “no se ha­ce car­go del go­bierno sino de co­sas pa­ra ade­lan­te”.

CA­RA A CA­RA. El 3 de se­tiem­bre a me­dia tar­de Presidenci­a de­di­có los dos tí­tu­los prin­ci­pa­les de la web a una reunión que tu­vo lu­gar ese día en Suá­rez en­tre el pre­si­den­te Ta­ba­ré Váz­quez y el ex­man­da­ta­rio Jo­sé Mu­ji­ca, quien arran­ca­ba su cam­pa­ña rum­bo a oc­tu­bre. “La mar­cha de la eco­no­mía, la sa­lud del pre­si­den­te y as­pec­tos de la po­lí­ti­ca na­cio­nal fue­ron los te­mas prin­ci­pa­les de la reunión”, de­cía aquel ar­tícu­lo, que re­la­ta­ba que Mu­ji­ca vio a Váz­quez “con un tono muy op­ti­mis­ta”.

En otra no­ta Mu­ji­ca ha­bla­ba de la cri­sis ar­gen­ti­na y de­cía que “es la pri­me­ra vez que Ar­gen­ti­na se en­gri­pa” y Uru­guay es­tá ape­nas “un po­co res­fria­do”. Y el mar­tes 10 Presidenci­a di­fun­dió de­cla­ra­cio­nes del mi­nis­tro de Trans­por­te, Víc­tor Ros­si, con es­te tí­tu­lo: “Ros­si se ma­ni­fes­tó sor­pren­di­do por pro­pues­ta pro­gra­má­ti­ca de la opo­si­ción res­pec­to de in­fraes­truc­tu­ra vial”. En el pri­mer pá­rra­fo se re­la­ta que la sor­pre­sa era “por lo pu­bli­ca­do en el pro­gra­ma del Par­ti­do Co­lo­ra­do, que men­cio­na vías en ma­las con­di­cio­nes cuan­do, en reali­dad, re­ci­bie­ron in­ver­sio­nes muy im­por­tan­tes”.

Más aba­jo ci­tan tex­tual al mi­nis­tro: “O es un pro­gra­ma vie­jo o el que es­cri­bió eso no co­no­ce de lo que es­tá ha­blan­do (...) Tal vez es un error del pro­gra­ma”. Ese mis­mo día, además de la en­tre­vis­ta a Ros­si, otra no­ta de Presidenci­a era una cla­ra res­pues­ta a re­cla­mos del agro: “UTE re­sig­nó ca­si 74 mi­llo­nes de dó­la­res en des­cuen­tos al sec­tor agro­pe­cua­rio e in­dus­trial en úl­ti­mos 30 me­ses”.

Tam­bién des­ta­ca­ban que en­tre 2005 y 2020 se ha­brán eje­cu­ta­do en el país unas 900 obras en cen­tros edu­ca­ti­vos, que las ex­por­ta­cio­nes de car­nes uru­gua­yas au­men­ta­ron 7,1% en los pri­me­ros ocho me­ses del año, que Uru­guay li­de­ra un “ín­di­ce in­ter­na­cio­nal que pon­de­ra es­ta­bi­li­dad so­cial, go­ber­nan­za y cui­da­do am­bien­tal” y que la re­ins­ta­la­ción de los Con­se­jos de Sa­la­rios en 2005 “ayu­dó a ba­jar la po­bre­za” y a au­men­tar la can­ti­dad de co­ti­zan­tes al BPS.

“Que un mi­nis­tro ha­ble de la opo­si­ción en la web es me­ter­se en po­lí­ti­ca par­ti­da­ria”.

MI­NIS­TROS. Mu­rro di­jo que no ha­brá au­men­tos de suel­do si ga­na la opo­si­ción y As­to­ri di­jo que La­ca­lle Pou ha­rá un “fe­roz re­cor­te del gas­to”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.