Con­ce­ja­la se sui­ci­da tras de­nun­ciar vio­la­ción gru­pal por mu­sul­ma­nes

La Republica (Uruguay) - - MUNDO -

Una con­ce­ja­la de La Ha­ya (Paí­ses Ba­jos), la ul­tra­de­re­chis­ta Wi­llie Di­lle, del Par­ti­do de la Li­ber­tad (PVV), se sui­ci­dó des­pués de pu­bli­car un vi­deo en las re­des so­cia­les de­nun­cian­do que ha­bía su­fri­do una vio­la­ción en gru­po en mar­zo del año pa­sa­do, por par­te de un gru­po de hom­bres mu­sul­ma­nes.

"Fui se­cues­tra­da, vio­la­da y tor­tu­ra­da por un gru­po de mu­sul­ma­nes por­que que­rían ce­rrar­me la bo­ca en el Con­se­jo de La Ha­ya. Cuan­do to­do su­ce­dió, no se lo di­je a na­die", ex­pli­ca Di­lle en el vi­deo, que ya ha si­do re­ti­ra­do de su per­fil de Fa­ce­book.

La al­cal­de­sa de La Ha­ya, Pau­li­ne Krik­ke, ha reac­cio­na­do anun­cian­do que in­te­rrum­pi­rá sus va­ca­cio­nes y vol­ve­rá a la ciu­dad, y ha sub­ra­ya­do que "es­ta no­ti­cia es un gran 'shock' pa­ra to­dos". Por su par­te, el pri­mer mi­nis­tro de los Paí­ses Ba­jos, Mark Rut­te, deseó "fuer­za al PVV con es­ta gran pér­di­da". Asi­mis­mo, el lí­der del par­ti­do ul­tra­de­re­chis­ta, Geert Wil­ders, de­cla­ró es­tar "muy cons­ter­na­do" por la muer­te de Di­lle. Fuen­tes po­li­cia­les ase­gu­ra­ron el jue­ves por la tar­de que Di­lle ha­bía in­for­ma­do a la Po­li­cía del pre­sun­to ata­que, pe­ro de­ci­dió no pre­sen­tar una de­nun­cia for­mal.

"Tu­vi­mos múl­ti­ples con­tac­tos con ella, in­clu­so re­cien­te­men­te", afir­mó la por­ta­voz po­li­cial Hil­de Vij­ver­berg al dia­rio ho­lan­dés Al­ge­meen Dag­blad. "Se ha­bló de vio­la­ción. Le ofre­ci­mos ayu­da y le di­ji­mos que ne­ce­si­tá­ba­mos una de­nun­cia for­mal y prue­bas con­cre­tas pa­ra co­men­zar una in­ves­ti­ga­ción", ex­pli­có Vij­ver­berg. "Pe­ro ella no pre­sen­tó la de­nun­cia y no ob­tu­vi­mos nin­gu­na in­for­ma­ción vá­li­da que nos per­mi­tie­ra ini­ciar la in­ves­ti­ga­ción", agre­gó.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.