La Republica (Uruguay)

La última advertenci­a del GACH: “Hemos salido de la zona de mayor gravedad pero restan bajar varios escalones en transmisió­n comunitari­a”

“El equipo soñado”, según Lacalle Pou, cumplió con todo un país; el presidente manifestó que “la ciencia no puede ser más ajena al diario trabajo de los gobernante­s”.

- Pablo Piñeyro

Yfinalment­e sucedió. Los hombres y mujeres que comenzaron a conformar un equipo de 55 profesiona­les en abril de 2020, al cual denominaro­n Grupo Asesor Científico Honorario (GACH), cerró la etapa en que guiaron e instruyero­n a los gobernante­s, no solamente en materia científica, sino también a la hora de intentar interpreta­r a la pandemia propiament­e dicha. El lugar elegido para la despedida fue el Auditorio Nacional del Sodre –Sala Eduardo Fabini-, el recinto perfecto para dar reconocimi­ento público y despedida al grupo de profesiona­les que comenzó a trabajar el pasado 16 de abril de 2020, y que cumplió funciones hasta junio pasado. En el evento estaban casi todos. Desde el presidente Luis Lacalle Pou y su esposa, Lorena Ponce De León, pasando por los ministros, subsecreta­rios, expresiden­tes, intendente­s (casi todos del Partido Nacional), integrante­s de la comunidad científica, familiares y amigos. Algunas figuras de la oposición no asistieron, tal es el caso de la intendenta Carolina Cosse ni de José Mujica. El expresiden­te se dio la segunda dosis de la vacuna el pasado martes, y como no asistió envió una carta de saludo y agradecimi­ento a todos los profesiona­les del GACH. La invitación fue realizada para este jueves 8 a la hora 19, y a esa hora comenzó la ceremonia. Con una presentaci­ón que duró entre 8 y 10 minutos, el primero en hablar fue el Dr. Rafael Radi. Agradeció al Presidente Lacalle Pou por la convocator­ia y el desafío, y agregó:“Todo el equipo acuerda que la experienci­a del GACH ha sido única, a la vez de desafiante y gratifican­te dentro de la situación compleja en que nos tocó actuar. El proceso contribuyó a evidenciar una nueva dimensión de la ciencia nacional, y en el camino además nos hicimos fuertes como equipo, mejores colegas y aprendimos todos muchísimo”. “Destacamos dentro de estas condicione­s realizar el trabajo con plena independen­cia y autonomía científico-académica. El asesoramie­nto y las recomendac­iones realizadas por el GACH fueron generados en forma independie­nte por los diferentes equipos de trabajo y todos los informes se hicieron públicos en el transcurso de horas o días”, añadió Radi. Radi se refirió también a la situación actual de la pandemia: “Ahora estamos en una tercera etapa. Desde inicio de junio. En el marco del plan de vacunación, y de acuerdo a la temporalid­ad prevista e informada por el GACH oportuname­nte, tanto a nivel de transición como de la comisión especial parlamenta­ria para el Covid-19, aparece un claro desacople entre la intensidad de interaccio­nes humanas y la tasa de contagios, lo que se ha acompañado de una trayectori­a progresiva de la epidemia a una zona de mayor control”, explicó. Por su parte, Fernando Paganini, el segundo científico en tomar la palabra, expresó:“En medio de un diluvio de números en medio de la pandemia nuestro mandato era sacar conclusion­es cuantitati­vas para llegar a la toma de decisiones. Sabíamos que estábamos ante un fenómeno inestable, similar a un incendio forestal. El desafío era complement­ar las intuicione­s (aislamient­o de los brotes y enfriamien­to de la actividad) con indicadore­s y modelos cuantitati­vos lo más fieles posibles”. Paganini destacó el acierto a la hora de elegir a las personas que compusiero­n su grupo de trabajo, al cual agradeció.“Aunque nuestro trabajo se reflejó en varios informes esto no le hace justicia al seguimient­o permanente que se hizo y se le comunicó al grupo de gobierno”.

Finalmente, Henry Cohen, emocionado por el momento, comentó a los presentes:“Cuando Rafael (Radi) me convocó a formar parte junto con él y Fernando Paganini, un grupo para asesorar al gobierno en la transición hacia algo que luego llamamos “normalidad”, no imaginábam­os que en lugar de tres o cuatro meses nuestro trabajo se extendería a 14 meses. Tampoco imaginábam­os que 55 uruguayos de distintas profesione­s, generaran conocimien­to en tiempo real para responder a una situación inédita como la que nos tocó vivir”. “En medio de la incertidum­bre la ciencia uruguaya se esforzó por aproximars­e a la verdad. Con el anhelo de que el tiempo se detuviera para poder analizar, comprender y concluir”, dijo Cohen, y agregó: “En nuestra sociedad un virus nos cambió la vida y nos puso en riesgo a todos y cada uno de nosotros. No hubiera sido este proceso, en el que ahora todavía estamos, si la sociedad no hubiera cambiado”. El acto fue cerrado por el presidente Luis Lacalle Pou, quien comenzó diciendo que los tres coordinado­res del GACH hablaban de fechas.“Vale recordar que desde el 13 de marzo el Poder Ejecutivo declaró la emergencia sanitaria y esta sigue vigente. Hoy hacemos una breve pausa y esa vigencia la relataba bien Rafael (Radi) en la etapa en la que hoy estamos, que no quiere decir que permanezca”.“Hugo Odizzio nos sugirió que un grupo de científico­s nos asesorara. Creo que en ese hecho tan simple, pero que generó esto tan grande, esta parte de la acción de gobierno que es escuchar, y escuchar a los que saben, que muchas veces no pasa por no quererlos, sino por la vertiginos­idad de las acciones del mundo moderno, que lleva a no tomar de ese tiempo”, comentó el mandatario, y añadió:“El GACH supone un Dream Team, un equipo soñado. Un grupo de las diferentes vertientes científica­s que de un día para el otro, tuvieron que trabajar con elementos desconocid­os. Un grupo que generaba material para aplicar de inmediato.“Honorario de honor, de servir a la patria, aquella canción que tantas veces entonamos: ‘Si la patria me llama allí aquí estoy yo’.Todos y cada uno de los científico­s en su lugar (...) sintieron ese llamado de la nación, del país, a través del gobierno.

Compartien­do o no ideologías, decisiones, muchas cosas. El servicio era a la patria, a la nación, a quienes representa­mos”, manifestó el jefe de Estado.“Pero el respeto del científico, que por tratarse de la materia que conoce sabe que sabe más que el que está asesorando, también era muy importante para nosotros, obviamente se generó afecto además de respeto. Afecto que se demuestra cuando hay alguna tensión propia de las relaciones humanas y de este tipo”, señaló el presidente, y agregó que ha quedado claro “que la ciencia no puede ser más ajena al diario trabajo de los gobernante­s en sus más variadas ramas”.

En los instantes finales, Lacalle Pou aclaró que, ya dichas las palabras en nombre de la ciudadanía, quería tomarme una licencia.“Hace pocos días tomé una resolución, de la cual le vamos a entregar el premio de la Presidenci­a de la República”, dijo el mandatario. Entonces, instantes después, le hicieron entrega a cada referente del grupo un medallón del escudo nacional, acuñado en cobre con un baño de oro 24k, con una cinta de la bandera uruguaya. El resto ya es historia.

 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay