Re­co­men­da­cio­nes pa­ra las en­mien­das a la car­ta cons­ti­tu­ti­va de Mia­mi-Da­de

El Nuevo Herald (Sunday) - - OPINIÓN - POR JUN­TA EDI­TO­RIAL/EL NUE­VO HE­RALD/MIA­MI HE­RALD

Los elec­to­res de Mia­mi-Da­de de­be­rán con­si­de­rar seis en­mien­das a la Car­ta Cons­ti­tu­cio­nal del con­da­do el 6 de no­viem­bre que tie­nen que ver con las elec­cio­nes, el pro­ce­so pa­ra so­li­ci­tar pe­ti­cio­nes y la crea­ción de un nue­va mu­ni­ci­pio:

1. Elec­ción sin afi­lia­ción par­ti­dis­ta del se­cre­ta­rio del Tri­bu­nal del Cir­cui­to

Es­ta en­mien­da eli­mi­na­ría las pri­ma­rias par­ti­dis­tas pa­ra es­co­ger al se­cre­ta­rio del Tri­bu­nal del Cir­cui­to Mia­mi-Da­de. Har­vey Ru­vin, del Par­ti­do De­mó­cra­ta, has es­ta­do en la po­si­ción des­de 1992 y ha si­do re­elec­to cin­co ve­ces.

Es­ta es la ra­zón pa­ra cam­biar es­te pro­ce­so: to­das las po­si­cio­nes del con­da­do se de­ci­den a tra­vés de elec­cio­nes pri­ma­rias no par­ti­dis­tas. Eso sig­ni­fi­ca que ca­da can­di­da­to par­ti­ci­pa sin im­por­tar su afi­lia­ción de par­ti­do, pe­ro la ofi­ci­na del se­cre­ta­rio del tri­bu­nal es la ex­cep­ción. Es­ta en­mien­da cam­bia­ría es­te pues­to a una po­si­ción no par­ti­dis­ta pa­ra la pró­xi­ma elec­ción del se­cre­ta­rio, que se­rá en 2020. Es­te cam­bio ha­ría que es­ta po­si­ción si­ga los mis­mos li­nea­mien­tos del res­to de los pues­tos en el con­da­do y re­du­ci­ría la po­si­ble in­fluen­cia de los par­ti­dos.

Ru­vin apo­ya es­te cam­bio, y no­so­tros tam­bién.

Re­fe­ren­do del Con­da­do

1: VO­TE SÍ. 2. Par­ti­ci­pa­ción de fun­cio­na­rios y em­plea­dos de­sig­na­dos por el con­da­do que se pos­tu­lan pa­ra cier­tos car­gos elec­ti­vos.

Ac­tual­men­te, el ac­ta cons­ti­tu­ti­va re­quie­re que los em­plea­dos de­sig­na­dos por el con­da­do o que reúnan los re­qui­si­tos pa­ra pos­tu­lar­se pa­ra las elec­cio­nes fe­de­ra­les, es­ta­ta­les o de la ciu­dad to­men un per­mi­so de au­sen­cia y, de ser ele­gi­do, re­nun­cien.

Si los vo­tan­tes lo aprue­ban, los em­plea­dos so­lo ten­drían que to­mar­se un per­mi­so de au­sen­cia du­ran­te una elec­ción so­lo si se pos­tu­lan pa­ra la ofi­ci­na del con­da­do, lo que sig­ni­fi­ca que los em­plea­dos po­drían pres­tar ser­vi­cios a ni­vel fe­de­ral, es­ta­tal y de la ciu­dad. Es­ta es una bue­na idea. Pue­de ayu­dar a evi­tar que los em­plea­dos usen las po­si­cio­nes de sus con­da­dos pa­ra ga­nar­se el fa­vor de los vo­tan­tes.

Re­fe­ren­do del Con­da­do

2: VO­TE SÍ. 3. Re­vi­sión de la ini­cia­ción de so­li­ci­tu­des pa­ra ver si tie­nen va­li­dez ju­rí­di­ca.

Es­ta en­mien­da se­ña­la al­go cla­ra­men­te prác­ti­co. Re­que­ri­ría que los abo­ga­dos del con­da­do con­si­de­ren la le­ga­li­dad de una or­de­nan­za pro­pues­ta an­tes de que se con­vier­ta en el te­ma de una cam­pa­ña de pe­ti­ción. Es­to es ob­vio. Ac­tual­men­te, el es­ta­tu­to les per­mi­te a los vo­tan­tes apro­bar or­de­nan­zas por re­fe­rén­dum si su­fi­cien­tes vo­tan­tes fir­man pe­ti­cio­nes pa­ra po­ner el ar­tícu­lo en una bo­le­ta elec­to­ral. Si es apro­ba­da, las or­de­nan­zas de­ben per­ma­ne­cer en los re­gis­tros du­ran­te un año an­tes de que la co­mi­sión pue­da al­te­rar­las o re­vo­car­las.

Re­fe­ren­do del Con­da­do

3: VO­TE SÍ. 4. Elec­cio­nes pa­ra los car­gos de co­mi­sio­na­dos y al­cal­de del con­da­do

Es­to per­mi­ti­ría al De­par­ta­men­to de Elec­cio­nes no con­tar los vo­tos pa­ra los can­di­da­tos sin opo­si­ción, des­ca­li­fi­ca­dos, muer­tos o re­ti­ra­dos. El con­da­do ya si­gue es­te pro­ce­di­mien­to, ci­tan­do la ley es­ta­tal. Pe­ro la car­ta del con­da­do real­men­te no di­ce mu­cho al res­pec­to.

Es­ta en­mien­da agre­ga­ría in­for­ma­ción que au­to­ri­za ex­plí­ci­ta­men­te la prác­ti­ca de no con­tar vo­tos se­gún las ra­zo­nes ya men­cio­na­das. Tam­bién res­pal­da­ría la can­ce­la­ción de elec­cio­nes pa­ra los can­di­da­tos que se pos­tu­lan sin opo­si­ción, lo que el con­da­do tam­bién ya lo ha­ce. ¿Es­to no es­ta­ba en los re­gla­men­tos? De­be­ría es­tar.

Re­fe­ren­do del Con­da­do

4: VO­TE SÍ. 5. Prohí­be cier­tos pa­gos a las per­so­nas que cir­cu­lan pe­ti­cio­nes ini­cia­les

Es­ta me­di­da so­li­ci­ta que se en­mien­de la car­ta pa­ra prohi­bir que cual­quier per­so­na que cir­cu­le una pe­ti­ción ini­cial pa­gue u ofrez­ca pa­gar a cual­quier in­di­vi­duo u or­ga­ni­za­ción o re­ci­ba pa­gos re­la­cio­na­dos con el nú­me­ro de fir­mas ob­te­ni­das pa­ra cir­cu­lar la pe­ti­ción, e in­va­li­da cual­quier pe­ti­ción re­co­pi­la­da en vio­la­ción de la prohi­bi­ción. Es­ta me­di­da afec­ta­rá el pro­ce­so de re­co­lec­ción de fir­mas pa­ra la pe­ti­ción.

Re­fe­ren­do del Con­da­do

5: VO­TE SÍ. 6. Nue­vo mu­ni­ci­pio en el no­roes­te de Mia­miDa­de

La pre­gun­ta plan­tea­da a to­dos los vo­tan­tes del con­da­do es si los co­mi­sio­na­dos de Mia­mi-Da­de de­ben au­to­ri­zar la crea­ción de un nue­vo mu­ni­ci­pio en el área del no­res­te de Mia­mi-Da­de.

Es­te mu­ni­ci­pio ten­dría los si­guien­tes lí­mi­tes. Nor­te: de­fi­ni­do por la lí­nea del con­da­do en el nor­te. Es­te: los lí­mi­tes con la ciu­dad de Aven­tu­ra en Bis­cay­ne Bou­le­vard; Sur: los lí­mi­tes con la ciu­dad de North Mia­mi Beach. Oes­te: la au­to­pis­ta In­te­res­ta­tal 95.

Es­ta área es una zo­na amor­fa no iden­ti­fi­ca­ble. Es­to po­dría even­tual­men­te dar una iden­ti­dad al área. Y sí, va a cos­tar di­ne­ro. Pe­ro hay que de­jar que los 11,000 vo­tan­tes afec­ta­dos de­ci­dan si quie­ren ser par­te del con­da­do. Re­fe­ren­do del Con­da­do

6: VO­TE SÍ.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.