De­man­dan por $20 mi­llo­nes a des­ta­ca­do pe­lo­te­ro cu­bano

El Nuevo Herald - - Primer Plano - JORGE EBRO je­bro@el­nue­vohe­rald.com

Mien­tras

el cu­bano Ale­xei Ra­mí­rez ba­ta­lla en los te­rre­nos de béis­bol de Gran­des Li­gas, su fa­mi­lia se apres­ta a li­brar un com­ba­te muy di­fe­ren­te en los tri­bu­na­les de Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na.

Ra­mí­rez fue de­man­da­do en esa na­ción ca­ri­be­ña por más de $20 mi­llo­nes ba­jo los tér­mi­nos de ha­ber vio­la­do un con­tra­to de re­pre­sen­ta­ción con los ciu­da­da­nos Ju­lio Mar­tí­nez y Ra­món Fer­nán­dez, ade­más de da­ños y per­jui­cios.

‘‘Es­tos in­di­vi­duos han que­ri­do abu­sar de Ale­xei con de­man­das que son una ex­tor­sión de por vi­da’’, ex­pre­só To­rres. ‘‘Pe­ro la jus­ti­cia de­ter­mi­na­rá que Ale­xei no les de­be na­da a ellos’’.

De acuer­do con los do­cu­men­tos pre­sen­ta­dos en fis­ca­lía, Ra­mí­rez y To­rres son acu­sa­dos de te­ner una deu­da con Mar­tí­nez y Fer­nán­dez por $450,000 por con­cep­to del bono de fir­ma del cu­bano, así co­mo $131,156 por in­gre­sos per­ci­bi­dos en sus dos años en la gran car­pa.

La es­po­sa de Ra­mí­rez, la do­mi­ni­ca­na Mil­dred Ber­na­bé, ase­gu­ra que tan­to Mar­tí­nez co­mo Fer­nán­dez han pre­pa­ra­do una tra­ma pa­ra apro­ve­char­se del se­gun­da ba­se de los Me­dias Blan­cas de Chica­go y ex es­tre­lla de la es­cua­dra na­cio­nal an­ti­lla­na.

‘‘ Los que de­ben pa­gar son ellos’’, ex­pre­só Ber­na­bé, quien cur­só es­tu­dios de me­di­ci­na en Cuba, don­de co­no­ció a Ra­mí­rez cuan­do ju­ga­ba con el equi­po de Pi­nar del Río. ‘‘Son dos per­so­nas sin es­crú­pu­los, que re­pre­sen­tan lo peor de mi país. Pe­ro es­ta es una gue­rra que li­bra­ré has­ta el fi­nal y la voy a ga­nar’’.

Pa­ra Ber­na­bé, los acon­te­ci­mien­tos tie­nen un sen­ti­do aún más cruel, pues Mar­tí­nez era con­si­de­ra­do par­te de su fa­mi­lia, por los víncu­los que unían al pa­dre del de­man­dan­te con su abue­lo.

Cuan­do Ber­na­bé com­par­tió con su fa­mi­lia el de­seo de re­gre­sar a vi­vir a Do­mi­ni­ca­na con Ale­xei, Mar­tí­nez le co­men­tó que po­dría ayu­dar­la por te­ner in­fluen­cias en el go­bierno quis­que­yano y ella con­sin­tió.

Mar­tí­nez le pre­sen­tó al abo­ga­do Fer­nán­dez, quien le ayu­da­ría en el pro­ce­so, y lue­go via­jó a Cuba pa­ra que Ra­mí­rez le fir­ma­ra un do­cu­men­to pa­ra ini­ciar los pro­ce­di­mien­tos mi­gra­to­rios.

‘‘ Es­tas per­so­nas gas­ta­ron su­mas que pa­ra na­da tie­nen que ver con lo que exi­gen, unos cuan­tos mi­les de dó­la­res pa­ra pa­sa­por­tes y co­sas así’’, ma­ni­fes­tó Ber­na­bé. ‘‘ En el con­su­la­do me orien­ta­ron los pa­sos a dar e hi­ci­mos to­do den­tro de la ley de Do­mi­ni­ca­na y Cuba. Yo mis­ma fui a ver a di­ri­gen­tes del IN­DER pa­ra ha­blar so­bre el ca­so de Ale­xei’’.

Se­gún Ber­na­bé, des­de que ella, Ale­xei y sus dos hi­jos lle­ga­ron a Do­mi­ni­ca­na el 6 de sep­tiem­bre, Mar­tí­nez y Fer­nán­dez tra­ta­ron de te­jer un mu­ro de se­cre­to en­tre el cu­bano y el res­to del mun­do pa­ra tra­tar de in­fluir en su fu­tu­ro co­mo pro­fe­sio­nal.

‘‘Ellos no que­rían que es­tu­vié­ra­mos en ca­sa de mi fa­mi­lia en Ba­ní y nos bus­ca­ron otra re­si­den­cia don­de es­tu­vi­mos 27 días ba­jo el cui­da­do de per­so­nas que les ser­vían de in­for­man­tes’’, re­cor­dó Ber­na­bé. ‘‘Yo sos­pe­cha­ba ca­da vez más de ellos, pe­ro to­do se con­fir­mó cuan­do se lle­va­ron nues­tros do­cu­men­tos per­so­na­les. Se los pe­dí y es­te Fer­nán­dez me di­ce, ‘‘aho­ra yo ten­go la sar­tén por el man­go’’’.

Se­gún los do­cu­men­tos pre­sen­ta­dos an­te la cor­te, Ra­mí­rez y To­rres se com­pro­me­tie­ron con los de­man­dan­tes a abo­nar cier­tas can­ti­da­des de di­ne­ro por los su­pues­tos ser­vi­cios pres­ta­dos en la sa­li­da del pe­lo­te­ro de la is­la y su pos­te­rior ma­nu­ten­ción.

‘‘Exis­te un con­tra­to que ellos no han hon­ra­do de pa­gar un 30 por cien­to del bono al con­ver­tir­se al pro­fe­sio­na­lis­mo y un cin­co por cien­to de to­dos sus in­gre­sos co­mo pe­lo­te­ro pro­fe­sio­nal, que va­mos a ha­cer cum­plir’’, le co­men­tó a AP Manuel Val­déz, abo­ga­do de Mar­tí­nez y Fer­nán­dez.

Tras fir­mar un con­tra­to por cua­tro cam­pa­ñas y $4.75 mi­llo­nes con los Me­dias Blan­cas, en di­ciem­bre del 2007, Ra­mí­rez se es­ta­ble­ció co­mo uno de los me­jo­res no­va­tos de la Li­ga Ame­ri­ca­na.

‘‘ Aun­que me cues­te la vi­da, va­mos a de­mos­trar quié­nes son es­tos dos per­so­na­jes’’, pun­tua­li­zó Ber­na­bé. ‘‘Ale­xei es el ser hu­mano más bueno y hon­ra­do del mun­do, y es­tos in­di­vi­duos quie­ren ro­bar­le su sue­ño. Pe­ro la pe­sa­di­lla fi­nal se­rá pa­ra ellos’’.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.