Mi­llo­nes de be­bés co­rren pe­li­gro por no ser ama­man­ta­dos pron­to, aler­ta la ONU

La Prensa - Orlando - - #PARATI #SALUD -

Tres de ca­da cin­co be­bés na­ci­dos en el mun­do no to­man le­che ma­ter­na en su pri­me­ra ho­ra de vi­da, lo que dis­pa­ra los ries­gos pa­ra su sa­lud, ad­vir­tió Na­cio­nes Uni­das.

En to­tal, la or­ga­ni­za­ción cal­cu­la que en 2017 unos 78 mi­llo­nes de re­cién na­ci­dos es­pe­ra­ron más de una ho­ra pa­ra ser ama­man­ta­dos tras su na­ci­mien­to.

Así lo se­ña­lan en un in­for­me con­jun­to la agen­cia de la ONU pa­ra la in­fan­cia (Uni­cef) y la Or­ga­ni­za­ción Mun­dial de la Sa­lud (OMS), que con­si­de­ran cla­ve evi­tar re­tra­sos en el ini­cio de la lac­tan­cia.

“Cuan­do se tra­ta de ini­ciar la lac­tan­cia ma­ter­na, es fun­da­men­tal ha­cer­lo a tiem­po. En mu­chos paí­ses pue­de lle­gar a ser una cues­tión de vi­da o muer­te”, de­fen­dió en un co­mu­ni­ca­do la di­rec­to­ra eje­cu­ti­va de Uni­cef, Hen­riet­ta H. Fo­re.

El in­for­me des­ta­ca que los re­cién na­ci­dos que to­man le­che ma­ter­na en su pri­me­ra ho­ra de vi­da tie­nen mu­chas más po­si­bi­li­da­des de so­bre­vi­vir y re­gis­tran me­nos pro­ble­mas de sa­lud a lo lar­go de su vi­da.

In­ves­ti­ga­cio­nes ci­ta­das por Uni­cef y la OMS apun­tan que los re­cién na­ci­dos que co­men­za­ron la lac­tan­cia ma­ter­na en­tre dos y 23 ho­ras des­pués de na­cer tu­vie­ron un 33% más de po­si­bi­li­da­des de mo­rir que los que lo hi­cie­ron en la pri­me­ra ho­ra.

Pa­ra los que es­pe­ra­ron al me­nos un día, ese ries­go au­men­tó más del do­ble, ex­pli­can.

El in­for­me se­ña­la que el con­tac­to piel con piel y la suc­ción de la ma­ma fa­vo­re­cen la pro­duc­ción de le­che ma­ter­na y de ca­los­tro, la le­che ge­ne­ra­da por la ma­dre du­ran­te las pri­me­ras se­ma­nas de lac­tan­cia y con­si­de­ra­da co­mo una “pri­me­ra va­cu­na” por su al­to con­te­ni­do en nu­trien­tes y an­ti­cuer­pos.

Me­jo­rar las prác­ti­cas de lac­tan­cia po­dría sal­var ca­da año la vi­da de más de 800,000 me­no­res de cin­co años, se­gún las agen­cias de la ONU, que des­ta­can los be­ne­fi­cios que dar el pe­cho tie­ne tam­bién pa­ra la sa­lud de la ma­dre.

Las ci­fras van en lí­nea con otros es­tu­dios pu­bli­ca­dos en los úl­ti­mos años por la pro­pia ONU y por or­ga­ni­za­cio­nes co­mo Sa­ve the Chil­dren.

En to­tal, apro­xi­ma­da­men­te un 42% de los ni­ños na­ci­dos en el mun­do son ama­man­ta­dos en su pri­me­ra ho­ra de vi­da, un li­ge­ro au­men­to con res­pec­to al 37% que se re­gis­tra­ba en 2005.

Se­gún el in­for­me, en­tre las ra­zo­nes que ex­pli­can la tar­dan­za en el ini­cio de la lac­tan­ci es­tán el au­men­to en el nú­me­ro de ce­sá­reas por elec­ción y la cos­tum­bre de se­pa­rar a la ma­dre y el re­cién na­ci­do que se si­gue en al­gu­nos hos­pi­ta­les.l

AR­CHI­VO

Se de­be ama­man­tar en la pri­me­ra ho­ra de vi­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.