In­for­me con­tra­di­ce re­tó­ri­ca an­ti-in­mi­gran­te de Trump

La Ca­sa Blan­ca in­sis­te en la cons­truc­ción de un mu­ro fron­te­ri­zo pe­se a que las es­ta­dís­ti­cas apun­tan al con­ti­nuo des­cen­so de la po­bla­ción in­do­cu­men­ta­da en EEUU

La Prensa - Orlando - - #ELPAÍS #INMIGRACIÓN - Ma­ría Pe­ña

Aun­que la Ad­mi­nis­tra­ción Trump man­tie­ne un men­sa­je alar­mis­ta so­bre una “in­va­sión” de mi­gran­tes en la fron­te­ra sur, el nú­me­ro de in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos en EEUU ron­da los 10.7 mi­llo­nes y se en­cuen­tra en su ni­vel más ba­jo des­de 2004, se­gún un in­for­me di­vul­ga­do por el Cen­tro de In­ves­ti­ga­ción Pew.

El in­for­me so­bre los cru­ces ile­ga­les en la fron­te­ra sur, ac­tua­li­za­do con ci­fras de 2016, fue di­fun­di­do mien­tras arrecia el de­ba­te na­cio­nal so­bre có­mo res­pon­der a la cri­sis de la ca­ra­va­na de in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos, mu­chos de los cua­les hu­yen de la vio­len­cia en­dé­mi­ca en El Sal­va­dor, Hon­du­ras y Gua­te­ma­la.

Se­gún cálcu­los de Pew, el nú­me­ro de in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos en EEUU to­ta­li­zó 10.7 mi­llo­nes en 2016, en com­pa­ra­ción con 12.2 mi­llo­nes en 2007.

La ci­fra de 2016 su­po­ne el ni­vel más ba­jo de in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos des­de 2004, y es­tá vin­cu­la­da con un de­cli­ve de 1.5 mi­llo­nes de me­xi­ca­nos in­do­cu­men­ta­dos en­tre 2007 y 2016, in­di­có el aná­li­sis.

Ese de­cli­ve de 2016 se de­bió a dos fac­to­res fun­da­men­ta­les: el des­cen­so de me­xi­ca­nos in­do­cu­men­ta­dos por la fron­te­ra sur, don­de aho­ra la ma­yo­ría de in­mi­gran­tes pro­vie­ne de Cen­troa­mé­ri­ca, y a la “Gran Re­ce­sión” que eli­mi­nó mi­llo­nes de em­pleos mien­tras que la eco­no­mía me­xi­ca­na re­gis­tró me­jo­ras sos­te­ni­bles.

El por­cen­ta­je de in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos pro­ve­nien­tes de Cen­troa­mé­ri­ca in­cre­men­tó del 12% en 2007 a 17% en 2016. Aún así, los me­xi­ca­nos si­guen con­for­man­do la mi­tad de to­da la po­bla­ción in­do­cu­men­ta­da en EEUU, o apro­xi­ma­da­men­te 5.4 mi­llo­nes.

Dos ter­cios de los in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos lle­van más de diez años en es­te país, con una me­dia de 15 años, se­gún Pew.

Ade­más, la ma­yo­ría de los in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos que lle­ga­ron a EEUU en los úl­ti­mos cin­co años pro­ba­ble­men­te se que­dó en el país al de­jar ven­cer sus vi­sas de es­tan­cia le­gal, y “pro­ba­ble­men­te lo fue­ron la ma­yo­ría de los re­cien­tes in­mi­gran­tes no au­to­ri­za­dos en 2016”.

Por otra par­te, el aná­li­sis de Pew re­fle­jó otra ten­den­cia en­tre los in­mi­gran­tes con el pa­so del tiem­po: un cre­cien­te por­cen­ta­je de in­mi­gran­tes adul­tos “sin pa­pe­les” -un 43% en 2016, com­pa­ra­do con el 32% en 2007- vi­ve en ho­ga­res con ni­ños na­ci­dos en Es­ta­dos Uni­dos, lo que con­fir­ma que la ma­yo­ría echa raí­ces y es­ta­ble­ce la­zos co­mu­ni­ta­rios.

En ese sen­ti­do, el de­mó­gra­fo Mark H. Ló­pez, del Cen­tro Pew, des­ta­có que más de cua­tro mi­llo­nes de es­tu­dian­tes en pri­ma­ria y se­cun­da­ria tie­nen pa­dres in­do­cu­men­ta­dos y, por ejem­plo, ese es el ca­so del 20.2% de los es­tu­dian­tes en Ne­va­da.

El nú­me­ro y por­cen­ta­je de in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos en la fuer­za la­bo­ral tam­bién dis­mi­nu­ye­ron res­pec­to a 2007 y en 2016 se si­tua­ron en 7.8 mi­llo­nes, o 4.8%, di­jo Pew.

El do­cu­men­to tam­bién mos­tró que, en la úl­ti­ma dé­ca­da, una de­ce­na de es­ta­dos re­gis­tró un des­cen­so en su po­bla­ción in­do­cu­men­ta­da: Ca­li­for­nia tu­vo el ma­yor des­cen­so, con 550,000.

Mien­tras tan­to, en el mis­mo pe­rio­do, Mary­land, Mas­sa­chu­setts y Loui­sia­na re­gis­tra­ron un au­men­to en su po­bla­ción in­do­cu­men­ta­da, y no hu­bo cam­bios mar­ca­dos en el res­to del país.

Pa­ra Ló­pez, no ca­be du­da de que el re­for­za­mien­to de la vi­gi­lan­cia fron­te­ri­za, des­de la Ad­mi­nis­tra­ción Bush tam­bién ha des­alen­ta­do los cru­ces ile­ga­les.

Apo­yán­do­se en ci­fras del De­par­ta­men­to de Se­gu­ri­dad Na­cio­nal (DHS), el in­for­me de Pew se­ña­ló que las de­por­ta­cio­nes al­can­za­ron su pun­to má­xi­mo en 2013, ba­jo la Ad­mi­nis­tra­ción Oba­ma, con una ci­fra ré­cord de 433,000, en com­pa­ra­ción con 211,000 en 2003 ba­jo el go­bierno de Geor­ge W. Bush.

En el año fis­cal 2016, año del que se tie­nen las ci­fras más ac­tua­li­za­das, el nú­me­ro de de­por­ta­dos se man­tu­vo por en­ci­ma de los 300,000, y la ma­yo­ría eran in­mi­gran­tes de Mé­xi­co y los paí­ses del “Trián­gu­lo del Nor­te”.

Ten­sio­nes en la fron­te­ra

La lle­ga­da de más de 8,000 in­mi­gran­tes cen­troa­me­ri­ca­nos a la fron­te­ra de EEUU y Mé­xi­co ha cris­pa­do las ten­sio­nes en­tre am­bos paí­ses, es­pe­cial­men­te tras el in­ci­den­te del do­min­go pa­sa­do en que la Pa­tru­lla Fron­te­ri­za lan­zó ga­ses la­cri­mó­ge­nos

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.