67 muer­tos y 76 he­ri­dos en ex­plo­sión de una to­ma clan­des­ti­na de com­bus­ti­ble

El Nacional (ENV) - - MUNDO -

Las au­to­ri­da­des me­xi­ca­nas con­ti­núan con el le­van­ta­mien­to de ca­dá­ve­res en Tlahue­lil­pan, en el es­ta­do de Hi­dal­go, lue­go de la ex­plo­sión de una to­ma clan­des­ti­na de ga­so­li­na que cau­só, has­ta aho­ra, la muer­te de 67 per­so­nas y 76 he­ri­dos.

En la zo­na ce­ro de es­ta ex­plo­sión, una de las ma­yo­res tra­ge­dias de las úl­ti­mas dé­ca­das en Mé­xi­co, los pe­ri­tos cu­bren los cuer­pos con sábanas blan­cas, pa­ra pos­te­rior­men­te lle­var­los a ins­ti­tu­tos fo­ren­ses y fu­ne­ra­rias. Por el ele­va­do gra­do de cal­ci­na­ción, la iden­ti­fi­ca­ción de al­gu­nos se es­ti­ma com­pli­ca­da.

En el lu­gar del su­ce­so, en una de las en­tra­das a es­te pue­blo de Hi­dal­go, al me­nos un cen­te­nar de per­so­nas se con­cen­tra a la es­pe­ra de más de­ta­lles so­bre sus fa­mi­lia­res y co­no­ci­dos.

El he­cho ocu­rrió el vier­nes cer­ca de las 7:00 pm, cuan­do ha­bi­tan­tes de Tlahue­lil­pan re­ven­ta­ron un duc­to pa­ra ex­traer ga­so­li­na. El Ejér­ci­to, que lle­gó mi­nu­tos des­pués, no pu­do con­tro­lar a la tur­ba y al­re- de­dor de dos ho­ras des­pués se pro­du­jo una fuer­te de­fla­gra­ción. “Las lla­mas es­ta­ban con­su­mien­do to­do lo que ha­bía al­re­de­dor y se veían per­so­nas fa­lle­ci­das y que­ma­das”, se­ña­ló el go­ber­na­dor, Omar Fa­yad.

Los 76 ciu­da­da­nos que es­tán hos­pi­ta­li­za­dos tie­nen que­ma­du­ras de dis­tin­tos gra­dos. El se­cre­ta­rio de Sa­lud, Jor­ge Alcocer, di­jo en en­tre­vis­ta a los me­dios que al­gu­nos es­tán en­tre “la vi­da y la muer­te”.

Des­de que lle­gó al po­der el pri­me­ro de di­ciem­bre, An­drés Ló­pez Obra­dor co­men­zó un com­ba­te fron­tal con­tra el ro­bo de hi­dro­car­bu­ros a tra­vés de los duc­tos de Pe­tró­leos Me­xi­ca­nos, que ge­ne­ra pér­di­das mi­llo­na­rias pa­ra la com­pa­ñía. Pa­ra tal fin, se re­for­zó con mi­les de agen­tes la se­gu­ri­dad en los duc­tos y se trans­por­tó más ga­so­li­na en pi­pa (ca­mión cis­ter­na), lo que ha cau­sa­do una cri­sis de des­abas­te­ci­mien­to en 10 es­ta­dos del país, con es­ta­cio­nes de ser­vi­cio ce­rra­das, com­pras de pá­ni­co y el sa­bo­ta­je a los duc­tos.

En una con­fe­ren­cia de pren­sa con­vo­ca­da ayer en la ma­ña­na, el man­da­ta­rio me­xi­cano ins­tó a la gen­te a que aban­do­ne es­ta mo­da­li­dad de ro­bo de hi­dro­car­bu­ro, co­no­ci­da co­mo “hua­chi­co­leo”.

A tra­vés de una no­ta en­via­da por la Can­ci­lle­ría, Ve­ne­zue­la ex­pre­só pa­la­bras de con­do­len­cias por la tra­ge­dia en el es­ta­do de Hi­dal­go que en­lu­ta y afli­ge a los ho­ga­res me­xi­ca­nos. “El go­bierno bo­li­va­riano pro­fun­da­men­te afec­ta­do y con­mo­vi­do, ba­jo el es­pí­ri­tu de so­li­da­ri­dad, ex­tien­de sus sin­ce­ras pa­la­bras de alien­to y fra­ter­ni­dad an­te es­ta di­fí­cil si­tua­ción”.

El Ejér­ci­to no pu­do con­tro­lar a la mul­ti­tud y en dos ho­ras el lu­gar que­dó con­ver­ti­do en un in­fierno ba­jo las lla­mas

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.