Qué les pa­sa con Za­pa­te­ro

El Nacional - - OPINIÓN - OS­CAR HER­NÁN­DEZ BERNALETTE

Me de­jó sor­pren­di­do ver a la opo­si­ción ve­ne­zo­la­na de­li­be­ran­do y di­vi­dién­do­se en torno a Za­pa­te­ro. Con­cen­tra­se en un ase­sor in­ter­na­cio­nal que fra­ca­só en su in­ten­to de fa­ci­li­tar un pro­ce­so de ne­go­cia­ción es pa­sa­do. El país opo­si­tor quie­re ver a sus dipu­tados ac­tuan­do uni­dos y con sen­ti­do de pro­por­ción en lo que es im­por­tan­te y re­le­van­te pa­ra el país en es­te mo­men­to tan du­ro de su his­to­ria. Ade­más, Za­pa­te­ro es un con­sul­tor in­ter­na­cio­nal que se de­be a quien le pa­ga, y sus ac­tua­cio­nes es­tán en­mar­ca­das en esa le­gí­ti­ma res­pon­sa­bi­li­dad que tie­ne an­te quien lo con­tra­ta. El lí­mi­te del uso del man­da­to que le brin­da su em­plea­dor lo de­fi­ne el mis­mo con­sul­tor. Es ob­vio que su pa­pel co­mo fa­ci­li­ta­dor se di­la­pi­dó des­de el mo­men­to en que fra­ca­só y no ge­ne­ró con­fian­za en una de las par­tes. Za­pa­te­ro no de­be re­pre­sen­tar na­da pa­ra la opo­si­ción ve­ne­zo­la­na. Ya el se­ñor de­be­ría en­ten­der que más que un apo­yo se con­vier­te en una fi­cha de dis­cor­dia pa­ra cual­quier pro­ce­so de acer­ca­mien­to en­tre las par­tes. A me­nos que de igual ma­ne­ra es­té con­tra­ta­do pa­ra ge­ne­rar con­fu­sión y rui­do, que bien pue­de ser par­te del per­fil de su con­tra­to.

La dipu­tada Del­sa So­lór­zano in­te­li­gen­te­men­te sal­vó su vo­to, por con­si­de­rar el te­ma un “non is­sue”, por ser irre­le­van­te pa­ra una agen­da que te­nía otros asun­tos im­por­tan­tes qué tra­tar. Lla­ma la aten­ción que un gru­po de dipu­tados die­ran la vi­da en esa vo­ta­ción que po­co o nin­gún va­lor agregado les de­be dar, a me­nos que ten­gan al­gu­na sim­pa­tía o reconocimiento es­pe­cial que ha­cer­le al so­cia­lis­ta es­pa­ñol. Por su­pues­to, si el ex je­fe de go­bierno de Es­pa­ña por al­gu­na ra­zón que no co­noz­ca­mos tie­ne al­gún man­da­to su­pra­na­cio­nal y se­cre­to de se­guir aran­do en es­te de­sier­to, que nos lo ade­lan­ten, pues a lo me­jor aún so­bre­vi­ven agen­das que ya no com­pren­da­mos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.