LUIS FON­SI PO­SA POR PRI­ME­RA VEZ CON TO­DA SU FA­MI­LIA EN SU CA­SA DE MIA­MI

El can­tan­te nos pre­sen­ta a su mu­jer, la mo­de­lo y pre­sen­ta­do­ra es­pa­ño­la Águe­da López, y a sus hi­jos Mi­kae­la y Roc­co, con el que nun­ca an­tes el ma­tri­mo­nio se ha­bía fo­to­gra­fia­do

Hola! (Venezuela) - - News -

LUIS Fon­si es uno de los ar­tis­tas la­ti­nos de más éxi­to, que de­be en bue­na par­te a «Des­pa­ci­to». El te­ma de su au­to­ría con la can­tau­to­ra pa­na­me­ña Erika En­der se co­ro­nó nú­me­ro uno en más de 35 paí­ses y se man­tu­vo en la pri­me­ra po­si­ción en la lis­ta «Hot 100» de «Bill­board» du­ran­te die­ci­sie­te se­ma­nas con­se­cu­ti­vas, su­peran­do el récord de «La Ma­ca­re­na». «Des­pa­ci­to» lo con­vir­tió, ade­más, en el pri­mer ar­tis­ta en ser no­mi­na­do al pre­mio Grammy y al Grammy La­tino en las ca­te­go­rías Ál­bum del Año y Can­ción del Año si­mul­tá­nea­men­te. Pe­ro, ¿có­mo es el hom­bre de­trás del fe­nó­meno mu­si­cal? ¿Y el fi­lán­tro­po que ayu­da a sus com­pa­trio­tas en Puer­to Ri­co o a los ni­ños del St. Ju­de Chil­dren’s Re­search Hos­pi­tal?

¿Quién es Luis Fon­si, el pa­dre, el ma­ri­do, el hi­jo y her­mano, cuan­do es­tá le­jos del tor­be­llino de la fa­ma? Lo des­cu­bri­mos en su ca­sa de Mia­mi, don­de nos re­ci­bió jun­to a su mu­jer, Águe­da, y sus hi­jos, Mi­kae­la, de seis años, y Roc­co, de uno, al que pre­sen­ta por pri­me­ra vez. El ar­tis­ta com­par­ti­do con «¡HO­LA! USA» su di­ver­ti­da, en­tra­ña­ble y sor­pren­den­te vi­da en fa­mi­lia.

–¿Có­mo han lle­va­do el éxi­to de «Des­pa­ci­to»?

–Ha si­do muy especial, res­pon­de Águe­da, quien re­co­no­ce que se ha echa­do mu­cho de me­nos al can­tan­te en ca­sa. Mi­kae­la, di­ce, me pre­gun­ta mu­cho por su papá. Quie­re sa­ber dón­de es­tá, en qué ciu­dad, en qué país. Pe­ro es­ta­mos or­gu­llo-

«En nues­tro ho­gar yo no soy el can­tan­te, ni se ha­bla de «Des­pa­ci­to». Tra­to de ser pa­dre y ma­ri­do. So­mos una fa­mi­lia muy nor­mal que ha­ce bar­ba­coas el fin de se­ma­na»

sos de él y agra­de­ci­dos con Dios por to­das las ben­di­cio­nes que ha traí­do a nues­tras vi­das.

–Luis, ¿có­mo lo­gras el equi­li­brio en­tre tu ca­rre­ra y tu rol de pa­dre y ma­ri­do?

—Han si­do vein­te años de ca­rre­ra y ca­da eta­pa es di­fe­ren­te. Si­go te­nien­do in­te­rés por triun­far pe­ro aho­ra no quie­ro ha­cer­lo so­lo por mí sino por mi fa­mi­lia, pa­ra de­jar­le un buen le­ga­do a mis hi­jos. La pers­pec­ti­va cam­bia un po­co. Pe­ro cuan­do lle­go a ca­sa es co­mo apre­tar el botón de «re­set». En nues­tro ho­gar tra­ta­mos de no ha­blar mu­cho de tra­ba­jo; yo no soy

«La fa­mi­lia es mi prio­ri­dad, mi ma­yor éxi­to, mi me­jor pre­mio y mi me­jor nú­me­ro uno»

el can­tan­te, ni se ha­bla de «Des­pa­ci­to». Tra­to de ser papá, ma­ri­do y dis­fru­tar de las co­sas pe­que­ñas y sim­ples de la vi­da.

—«Écha­me la cul­pa», tu dúo con De­mi Lo­va­to, tam­bién es un éxi­to. ¿A quién le de­bes tu triun­fo?

—To­do co­mien­za con mi fa­mi­lia, que me ins­pi­ra. Esas son­ri­sas por la ma­ña­na, esas con­ver­sa­cio­nes con mi mu­jer cuan­do es­toy le­jos y ella me di­ce: «Fon­si, tran­qui­lo, no­so­tros es­ta­mos bien, tú si­gue». Me da tran­qui­li­dad. Y ob­via­men­te, de­trás de ca­da can­ción hay un ejér­ci­to de gen­te in­creí­ble.

«Mi­kae­la es muy tí­mi­da y le da ver­güen­za cuan­do ha­blan de papá, el can­tan­te, pe­ro lo dis­fru­ta por­que le en­can­ta la mú­si­ca»

Com­par­ti­mos con Luis Fon­si su la­do más fa­mi­liar. So­brees­tas lí­neas, en el jar­dín de su ca­sa; y aba­jo, a la izquierda, una di­ver­ti­da ima­gen con su hi­ja Mi­kae­la

El can­tan­te de «Des­pa­ci­to» po­sa con su mu­jer, la mo­de­lo y pre­sen­ta­do­ra es­pa­ño­la Águe­da López, y sus hi­jos, Mi­kae­la, la prin­ce­sa de la ca­sa, con una co­ro­na de Dol­ce & Gab­ban, y Roc­co

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.