Co­mo leer las eti­que­tas

Mi Cocina - - CONTENIDO -

Las eti­que­tas son una he­rra­mien­ta im­por­tan­te que nos per­mi­ten co­no­cer qué va­mos a in­ge­rir, pe­ro, ¿cuán­tos nos de­te­ne­mos a leer la in­for­ma­ción que trae los pro­duc­tos? La ver­dad es que ¡muy po­cos lo ha­ce­mos! Hoy te di­re­mos qué di­cen las eti­que­tas y qué de­bes te­ner en cuen­ta a la ho­ra de in­ter­pré­ta­las co­rrec­ta­men­te.

en pri­mer lu­gar, de­bes sa­ber que las eti­que­tas son los da­tos que las em­pre­sas ali­men­ta­rias de­ben ofre­cer so­bre sus pro­duc­tos, su prin­ci­pal fun­ción es dar­nos a co­no­cer las ca­rac­te­rís­ti­cas nu­tri­cio­na­les. La lis­ta de in­gre­dien­tes de­be ir en or­den de ma­yor a me­nor pe­so en to­dos los pro­duc­tos ali­men­ti­cios. Por ley, to­dos de­ben es­tar eti­que­ta­dos co­rrec­ta­men­te e in­di­car la com­po­si­ción de los mis­mos. en la ma­yo­ría sue­le en­con­trar­se la de­no­mi­na­ción del pro­duc­to, da­tos de ela­bo­ra­ción, iden­ti­fi­ca­ción del lo­te, fe­cha de pro­duc­ción y de ca­du­ci­dad, el pre­cio y el con­te­ni­do ne­to.

¿Qué trae la ta­bla de in­for­ma­ción nu­tri­cio­nal?

Ta­ma­ño de la por­ción: es­te da­to in­di­ca el to­tal de la por­ción y cuán­tas se en­cuen­tran en el pro­duc­to.

Se pre­sen­ta en la eti­que­ta in­di­can­do la can­ti­dad en gra­mos o mi­li­li­tros, jun­to con su equi­va­len­cia en me­di­das de re­fe­ren­cia co­mo ta­za, va­so etc. Por­cen­ta­je de va­lor dia­rio: el por­cen­ta­je (%) de va­lor dia­rio (Vd) es una guía ge­ne­ral pa­ra ayu­dar­te a co­nec­tar los nu­trien­tes en una por­ción de ali­men­to pa­ra su con­tri­bu­ción a su die­ta dia­ria. Pue­de in­di­car­te qué tan al­to o ba­jo es el ali­men­to en cuan­to a nu­trien­tes: 5% o me­nos es ba­jo, 20% o más es al­to.

Va­lor ener­gé­ti­co (Ca­lo­rías): Las ca­lo­rías in­di­ca­das equi­va­len a una por­ción del ali­men­to. Co­mo da­to, 40 ca­lo­rías o me­nos, se con­si­de­ra ba­jo. 100 ca­lo­rías es mo­de­ra­do y 400 ca­lo­rías o más, es al­to.

Gra­sas: La eti­que­ta in­di­ca el apor­te to­tal de gra­sas, in­di­vi­dua­li­zan­do las gra­sas sa­tu­ra­das, pues es­tas co­no­ci­das co­mo “las gra­sas

ma­las” y las in­sa­tu­ra­das

“las bue­nas”, es­tas son las ne­ce­sa­rias pa­ra el buen fun­cio­na­mien­to de nues­tro or­ga­nis­mo. Además, de­be in­for­mar so­bre las gra­sas mo­no­in­sa­tu­ra­das, las po­li­in­sa­tu­ra­das, los áci­dos gra­sos in­sa­tu­ra­dos y las gra­sas trans; que son las me­nos re­co­men­da­bles, pues au­men­tan el co­les­te­rol “ma­lo” y dis­mi­nu­yen el co­les­te­rol “bueno”.

Hi­dra­tos de car­bono y azú­car: Los azú­ca­res apa­re­cen des­glo­sa­das den­tro de los car­bohi­dra­tos. es con­ve­nien­te es­tar pen­dien­te del nú­me­ro que apa­re­ce en el to­tal del azú­car que con­tie­ne el ali­men­to. Aun­que ade­lan­te di­ga “sin azú­car aña­di­da”, pue­de con­te­ner azú­car de fru­ta, que es lo mis­mo.

Pro­teí­nas: de­ben re­pre­sen­tar en­tre el 10% – 15% de las ca­lo­rías to­ta­les.

So­dio/Sal: es fun­da­men­tal co­no­cer si un ali­men­to con­tie­ne so­dio y en cuan­ta can­ti­dad.

Fi­bra: Un nu­trien­te cla­ve en to­da die­ta y es re­co­men­da­ble los ali­men­tos que con­ten­gan más de 5% de fi­bra.

Vi­ta­mi­nas y oli­go­ele­men­tos: Ge­ne­ral­men­te apa­re­cen en pe­que­ñas can­ti­da­des.

Tra­zas: Son res­tos de fru­tos se­cos, so­ya, glu­ten, etc. es im­por­tan­te co­no­cer la can­ti­dad de tra­zas en ca­so de pa­de­cer aler­gias o ser ce­lía­co.

¿Cuá­les pro­duc­tos de­be­mos evi­tar?

1 Re­cha­za aque­llos que no in­di­quen en su eti­que­ta de for­ma cla­ra la in­for­ma­ción bá­si­ca que de­ben in­cluir de acuer­do a la le­gis­la­ción vi­gen­te.

2 en ca­sos co­mo los ce­lia­cos, los ali­men­tos no de­ben con­te­ner glu­ten.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.