Ma­cri, la fo­to y la pe­lí­cu­la

Apertura (Argentina) - - Sumario - Fran­cis­co Llo­rens

Las elec­cio­nes coin­ci­die­ron con un pi­co en la ima­gen del Go­bierno, pe­ro des­de di­ciem­bre co­men­zó a di­la­pi­dar­se par­te de ese ca­pi­tal. ¿Es­ta­ba en los cálcu­los? ¿Qué tan de­ci­si­vo es?

El 22 de oc­tu­bre del año pa­sa­do el go­bierno fes­te­jó. El re­sul­ta­do de las elec­cio­nes sig­ni­fi­có un es­pal­da­ra­zo a la ges­tión de Cam­bie­mos. Los vo­tos in­tro­du­ci­dos en las ur­nas se con­de­cían con los ín­di­ces de apro­ba­ción e ima­gen que me­dían las con­sul­to­ras. Pe­ro ha­cia fin de año la si­tua­ción cam­bió: la pró­rro­ga de las se­sio­nes or­di­na­rias del Con­gre­so, con la reforma pre­vi­sio­nal co­mo pun­to má­xi­mo, jun­to con la in­ten­si­dad de di­ciem­bre que ya se tor­nó tra­di­ción, gol­pea­ron es­tos ín­di­ces. Enero, pa­ra col­mo, in­tro­du­jo el ca­so Tria­ca, por lo que se hi­zo cues­ta arri­ba pa­ra Cam­bie­mos vol­ver a to­mar ai­re. ¿Has­ta qué pun­to es­ta caí­da en la ima­gen de Ma­cri pue­de in­fluir en lo que que­da del go­bierno? A ca­si dos años del pró­xi­mo su­fra­gio, ¿fue pre­me­di­ta­da?

“Di­ciem­bre fue más mo­vi­do de lo que se pen­sa­ba. Se es­pe­ra­ba que es­tu­vie­ra más tran­qui­lo por el triun­fo de las elec­cio­nes, pe­ro el Go­bierno tu­vo un re­vés tan­to en la ca­lle co­mo en el Con­gre­so. Y el úl­ti­mo im­pac­to fue por el Mi­nis­te­rio de Tra­ba­jo”, dispara Ma­riel For­no­ni, so­cia Di­rec­to­ra de la con­sul­to­ra Ma­na­ge­ment and Fit. A la vez, en­sa­ya una ex­pli­ca­ción acer­ca de dón­de pro­vie­ne es­ta caí­da de 9 pun­tos –se­gún sus me­di­cio­nes–, de la ima­gen de Ma­cri: “Los te­mas eco­nó­mi­cos preo­cu­pan me­nos al nú­cleo du­ro del Pro que al res­to. En cam­bio, es­tos vo­tan­tes tie­nen co­mo te­ma cen­tral a la co­rrup­ción. En­ton­ces es­te ca­so, co­mo su­ce­dió con el te­ma del co­rreo, im­pac­ta so­bre la ima­gen del Go­bierno, ya que ope­ra so­bre su ba­se más só­li­da”.

For­no­ni se sir­ve del re­co­rri­do po­lí­ti­co del Pre­si­den­te pa­ra po­ner en con­tex­to la ac­tual si­tua­ción: “Si uno mi­ra su ges­tión en la ciu­dad, la gen­te es­ta­ba con­for­me y por eso los vo­ta­ban. Pe­ro nun­ca tu­vo una apro­ba­ción muy su­pe­rior al 50 por cien­to. Tie­ne un po­si­cio­na­mien­to fuer­te so­bre cier­tos te­mas, lo que ha­ce que los pi­sos y los te­chos sean me­nos ex­tre­mos que otros di­ri­gen­tes más fluc­tuan­tes”. Pa­ra la con­sul­to­ra, se­ría lla­ma­ti­vo que su­pere el 60 por cien­to de apro­ba­ción. Y ase­gu­ra que po­dría re­cu­pe­rar el te­rreno per­di­do y que man­tie­ne una al­ta ba­se de vo­tan­tes.

For­no­ni cree que las dis­cu­sio­nes con los gre­mios do­mi­na­rán la agen­da de los pró­xi­mos me­ses. Y re­cuer­da un an­te­ce­den­te: “El año pa­sa­do, Ma­ría Eu­ge­nia Vidal sa­lió fa­vo­re­ci­da. La gen­te sintió que la es­ta­ban usan­do de rehén y la ban­có”.

Quien tam­bién ana­li­za la evolución de la ima­gen pre­si­den­cial es Ro­sen­do Fra­ga, di­rec­tor del Cen­tro de Es­tu­dios Unión pa­ra la Nue­va Ma­yo­ría: “En­tre di­ciem­bre y enero ca­yó 10 pun­tos en el pro­me­dio de las en­cues­tas pu­bli­ca­das. La prin­ci­pal cau­sa fue la reforma pre­vi­sio­nal. Pe­ro cuan­do la ima­gen de­ja­ba de caer se pro­du­jo el ca­so Tria­ca”.

Se­gún el ana­lis­ta, el plan del go­bierno era que 2018 sea un año de re­for­mas y pa­gar cos­tos, y que 2019 se en­fo­que en la cam­pa­ña pa­ra lo­grar la re­elec­ción. Sin em­bar­go, cree que hu­bo “un error de cálcu­lo res­pec­to a cuál se­ría el cos­to de la reforma pre­vi­sio­nal. So­bre to­do en­tre los ju­bi­la­dos, el sec­tor que más vo­tó por Ma­cri”. De es­ta for­ma, el go­bierno cam­bió la es­tra­te­gia: “Habrá que ver si las me­di­das adop­ta­das –re­duc­ción del per­so­nal je­rár­qui­co del Es­ta­do, con­ge­la­mien­to de los sa­la­rios más al­tos del go­bierno y limitación de la de­sig­na­ción de fa­mi­lia­res en el Eje­cu­ti­vo– per­mi­ten es­ta­bi­li­zar o me­jo­rar la ima­gen”.

Res­pec­to a es­te te­ma pro­fun­di­za Lau­ta­ro Maz­zeo, ge­ren­te de Asun­tos Pú­bli­cos de Llo­ren­te y Cuen­ca: “Es­tas me­di­das, mo­ti­va­das por la caí­da de ima­gen, tie­nen un fuer­te con­te­ni­do sim­bó­li­co. Apun­tan a la idea de que la po­lí­ti­ca no pue­de ser un aguan­ta­de­ro en el que los po­lí­ti­cos me­ten a sus fa­mi­lia­res. Se tra­ta de un re­cla­mo de años y atra­vie­sa a to­dos los sec­to­res so­cia­les”. Por otro la­do, Maz­zeo se re­fie­re a la po­si­bi­li­dad del go­bierno de se­guir fi­jan­do te­mas de agen­da: “Hay sec­to­res que bus­ca­ron atra­sar re­for­mas. Pe­ro se­gu­ro tra­ten de re­to­mar­lo el año que vie­ne, no creo que el go­bierno pier­da ca­pa­ci­dad pa­ra im­po­ner te­mas”. Se­gui­nos en fa­ce­book.com/aper­tu­ra­com en twit­ter.com/aper­tu­ra­com

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.