Gi­gliot­ti, el Puma Re­den­tor que vol­vió a fes­te­jar do­ble y sal­vó a In­de­pen­dien­te

Me­tió su cuar­to do­ble­te y lle­va 11 gri­tos en el ac­tual tor­neo. No quie­re más po­lé­mi­cas: res­pon­dió “cual­quie­ra”, cuan­do le pre­gun­ta­ron quién ga­na­rá la Co­pa.

Clarin - Deportivo - - DEPORTIVO - Nahuel Lan­zi­llot­ta nlan­zi­llot­ta@clarin.com

Abre los bra­zos y más que un Puma es un Cris­to Re­den­tor, Em­ma­nuel Gi­gliot­ti, quien con sus go­les se con­vir­tió en el sal­va­dor de un In­de­pen­dien­te que por lo he­cho en el se­gun­do tiem­po no me­re­cióó ga­nar en La Pa­ter­nal, y mi­ra a to­dos des­de arri­ba de la ta­bla de go­lea­do­res co­mo un gi­gan­te. Fes­te­ja así el de­lan­te­ro que es­tá en es­ta­do de gra­cia, ilu­mi­na­do por la ben­di­ción de la con­tun­den­cia en es­te se­mes­tre que lo tie­ne co­mo el má­xi­mo ar­ti­lle­ro de la Su­per­li­ga, con 11 gri­tos en diez par­ti­dos ju­ga­dos. El del 2 a 0 an­te Ar­gen­ti­nos fue su cuar­to do­ble­te en es­te tor­neo. An­tes ya les ha­bía ano­ta­do por du­pli­ca­do a Ne­well's, Co­lón y Hu­ra­cán.

Es­tá ben­de­ci­do Gi­gliot­ti. De lo­cal. De vi­si­tan­te. De no­che. De tar­de. A la ho­ra de la mi­sa del do­min­go. El Pu- ma co­mul­ga con el gol co­mo nun­ca an­tes en su ca­rre­ra en cual­quier con­di­ción, to­do el tiem­po. Tan­to es así que es­ta ya es su me­jor ra­cha en lo per­so­nal su­peran­do la que tu­vo co­mo ju­ga­dor de Co­lón (11 tan­tos en 18 pre­sen­ta­cio­nes).

Con los dos an­te el Bi­cho lle­gó a los 26 en to­tal ves­ti­do de Dia­blo. Y le de­vol­vió la fe a los de Ave­lla­ne­da, que ve­nían de­s­es­pe­ran­za­dos des­pués de arro­di­llar­se con­tra Atlé­ti­co, en Tu­cu­mán la fe­cha pa­sa­da.

Lo que to­ca lo trans­for­ma en gol es­te Gi­gliot­ti sa­na­dor. El pri­me­ro ba­jo el po­de­ro­so sol en el Die­go Armando Ma­ra­do­na es una mues­tra cla­ra. De un la­te­ral des­de la iz­quier­da, Sil­vio Ro­me­ro se mo­vió bien y lo bus­có a su com­pa­ñe­ro, co­mo pa­ra desterrar ese pen­sa­mien­to de al­gu­nos que sos­tie­nen que no pue­den ju­gar jun­tos am­bos ata­can­tes. Y el Puma, as­tu­to, sa­gaz, un se­gun­do an­tes de re­ci­bir la pe­lo­ta ya sa­bía to­do lo que iba a ha­cer: dio un pa­so atrás pa­ra des­ar­ti­cu­lar la mar­ca de Mi­guel To­rrén, y de me­dia vuel­ta cla­vó el zur­da­zo cru­za­do con­tra el pa­lo más ale­ja­do del ar­que­ro Lu­cas Chá­ves.

En la primera que tu­vo fac­tu­ró. Y esa es la di­fe­ren­cia fun­da­men­tal que es­te Gi­gliot­ti san­ti­fi­ca­do le sa­có a su ver­sión te­rre­nal: la efec­ti­vi­dad. No ha­ce mu­cho tiem­po atrás, el de­lan­te­ro de 31 años ne­ce­si­ta­ba con­tar con va­rias si­tua­cio­nes de pe­li­gro pa­ra man­dar una aden­tro del ar­co de en­fren­te; aho­ra lo ha­ce en la primera de cam­bio. Y has­ta se las re­bus­ca pa­ra ge­ne­rar­se sus es­pa­cios cuan­do el jue­go no flu­ye de­trás su­yo, co­mo pa­só en ese se­gun­do tiem­po ne­gro de In­de­pen­dien­te, que re­ci­bió el per­dón de Ar­gen­ti­nos.

Pe­ro Gi­gliot­ti no tu­vo pie­dad del lo­cal. Y en la se­gun­da cla­ra de la ma­ña­na do­min­gue­ra, en un con­tra­ata­que que ini­ció Ma­xi­mi­li­ano Meza con un buen pa­se a Braian Ro­me­ro, el Puma la em­pu­jó de­ba­jo del ar­co pa­ra ter­mi­nar con las sú­pli­cas de los pe­re­gri­nos de La Pa­ter­nal, que ele­va­ban sus ple­ga­rias al cie­lo en un in­ten­to en vano de en­con­trar una ayu­da di­vi­na que les per­mi­tie­ra vol­ver a ga­nar.

"Me sien­to muy bien. El equi­po es­tá ge­ne­ran­do va­rias si­tua­cio­nes de gol y ese es el plus más im­por­tan­te que te­ne­mos", di­jo el hom­bre-gol del

Ro­jo. "Fue un par­ti­do di­fí­cil, cuan­do es­tá­ba­mos 1 a 0 Ar­gen­ti­nos nos ma­ne­jó la pe­lo­ta, pe­ro por suer­te pu­de ha­cer el se­gun­do", agre­gó. Y re­pi­tió

que "el ob­je­ti­vo es su­mar de a tres pa­ra des­con­tar­le pun­tos a los de arri­ba".

Y es­ta vez no qui­so me­ter­se en po­lé­mi­cas. "Cual­quie­ra", se li­mi­tó a res­pon­der cuan­do le pre­gun­ta­ron su can­di­da­to pa­ra ga­nar la Co­pa Libertadores. Ha­ce po­co, Gi­gliot­ti se ha­bía in­cli­na­do por Bo­ca, pe­se a la opi­nión en con­tra de mu­chos hin­chas que no quie­ren que los xe­nei­zes su­men su sép­ti­ma Co­pa, aun­que esa sea la vía que tie­ne In­de­pen­dien­te pa­ra ju­gar la pró­xi­ma edi­ción.

Gi­gliot­ti evi­tó me­ter­se en te­rre­nos pan­ta­no­sos. De to­dos mo­dos, si hay al­gún fiel ro­jo que se ani­me a re­pro­char­le al­go al Puma Re­den­tor, que arro­je la primera pie­dra.

JORGE SAN­CHEZ

Pa­ra ce­rrar­lo. De­fi­ne Gi­gliot­ti des­li­zán­do­se tras el cen­tro de Braian Ro­me­ro y su­peran­do a Lu­cas Chá­ves. Fue el 2-0, cuan­do Ar­gen­ti­nos ame­na­za­ba con el em­pa­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.