Re­duc­ción del im­pac­to fis­cal

Gra­var la ren­ta El im­pues­to a las ga­nan­cias de­be ser cen­tral en una es­truc­tu­ra tri­bu­ta­ria

Clarin - Rural - - AGROINDUSTRIA -

La pre­sión fis­cal so­bre los re­sul­ta­dos eco­nó­mi­cos del agro es­tá a los ni­ve­les más al­tos ja­más co­no­ci­dos en Ar­gen­ti­na. Las ren­tas lo­gra­das que­dan afec­ta­das por im­pues­tos na­cio­na­les, pro­vin­cia­les y mu­ni­ci­pa­les. La Nación tie­ne vi­gen­tes im­pues­tos co­mo los de­re­chos de ex­por­ta­ción, que son una exac­ción so­bre los in­gre­sos con por­cen­tua­les pro­me­dios del 30%.

El im­pues­to a las ga­nan­cias de­be ser pre­pon­de­ran­te en una es­truc­tu­ra tri­bu­ta­ria, al bus­car cap­tar la ca­pa­ci­dad con­tri­bu­ti­va - ren­ta- de to­do con­tri­bu­yen­te. Sin em­bar­go, es­tá pla­ga­do de dis­tor­sio­nes. Gra­va un re­sul­ta­do fic­ti­cio en lu­gar del real -al ha­ber­se sus­pen­di­do la apli­ca­ción del ajus­te por in­fla­ción-.

El im­pues­to a la ga­nan­cia mí­ni­ma pre­sun­ta, an­te la exis­ten­cia de per­di­das es in­jus­to y hoy cues­tio­na­do cons­ti­tu­cio­nal­men­te por cau­sas ju­di­cia­les an­te la Cor­te Su­pre­ma de Jus­ti­cia. El im­pues­to so­bre los bie­nes per­so­na­les re­sul­ta anacró­ni­co an­te la im­po­si­bi­li­dad de con­si­de­rar las deu­das, y por­que su ta­sa por­cen­tual se apli­ca sin es­ca­lo­nes. El im­pues­to al va­lor agre­ga­do (IVA), que de­be­ría ser neu­tro pa­ra el pro­duc­tor agro­pe­cua­rio, tie­ne ele­va­dos cos­tos eco­nó­mi­cos y fi­nan­cie­ros. El “Re­gis­tro Fis­cal de Ope­ra­do­res de Gra­nos” es de ca­rác­ter san­cio­na­to­rio, con de­vo­lu­cio­nes re­tra­sa­das sien­do en­ton­ces más per­ni­cio­so. El in­mo­bi­lia­rio, se­llos e in­gre­sos bru­tos, su­man ma­yor pe­so a la mochila del con­tri­bu­yen­te.

Se ne­ce­si­ta una pron­ta re­for­ma im­po­si­ti­va, pe­ro mien­tras ello no acon­te­ce so­lo le que­da al con­tri- bu­yen­te ele­gir las al­ter­na­ti­vas im­po­si­ti­vas más con­ve­nien­tes. La re­duc­ción del im­pac­to fis­cal lo­gra­do pue­de ser per­ma­nen­te (exen­cio­nes) o re­la­ti­vo (di­fe­ri­mien­tos).

Es vi­tal un ade­cua­do ré­gi­men de re­tri­bu­ción a los di­rec­ti­vos de la em­pre­sa, así co­mo el mon­to y opor­tu­ni­dad an­te el pa­go de gra­ti­fi­ca­cio­nes al per­so­nal. Por la venta de bie­nes de uso, mue­bles o in­mue­bles es po­si­ble usu­fruc­tuar el ré­gi­men de rein­ver­sión de los fon­dos. Tam­bién la po­si­bi­li­dad de ad­qui­rir bie­nes de capital con ré­gi­men de lea­sing es ven­ta­jo­sa, pues se per­mi­te la de­duc­ción de la cuo­ta com­ple­ta en el im­pues­to a las ga­nan­cias.

La po­lí­ti­ca de dis­tri­bu­ción de dividendos ac­tual­men­te es­tá con­di­cio­na­da por el im­pues­to es­pe­cial del 10% y por el de­no­mi­na­do im­pues­to de igua­la­ción que afec­ta esen­cial­men­te a los pro­duc­to­res ga­na­de­ros de cría. Es­tos tri­bu­tos co­rres­pon­den cuan­do se tra­ta de ac­ti­vi­da­des desa­rro­lla­das en so­cie­da­des re­gu­lar­men­te cons­ti­tui­das, por tan­to es una va­ria­ble im­por­tan­te cuan­do se de­ci­de el ro­pa­je ju­rí­di­co a uti­li­zar.

En el IVA, pa­ra evi­tar acu­mu­lar ex­ce­sos de cré­di­tos fis­ca­les es in­dis­pen­sa­ble de­ci­dir con an­ti­ci­pa­ción las com­pras a efec­tuar, cuá­les se­rán los pro­vee­do­res ele­gi­dos por su con­di­ción an­te el im­pues­to, y de­ci­dir los momentos en las ven­tas a rea­li­zar. Ade­más, el IVA anual que so­lo se per­mi­te pa­ra ac­ti­vi­dad agro­pe­cua­ria ex­clu­si­va pue­de re­sul­tar un ar­ma de do­ble fi­lo an­te cual­quier ope­ra­ción que sea con­si­de­ra­da co­mer­cial. En tal ca­so, la AFIP pue­de con­si­de­rar in­co­rrec­to su en­cua­dra­mien­to, y apli­ca­rá in­tere­ses sien­do un cos­to adi­cio­nal no con­tem­pla­do.

Los dis­tin­tos tra­ta­mien­tos de los con­tra­tos agro­pe­cua­rios de­ben ser eva­lua­dos por el em­pre­sa­rio en fun­ción de la si­tua­ción par­ti­cu­lar de ca­da con­tri­bu­yen­te. Arren­da­mien­to ru­ral o con­tra­tos aso­cia­ti­vos tie­nen efec­tos ab­so­lu­ta­men­te di­fe­ren­tes en el im­pues­to so­bre los in­gre­sos bru­tos, y su con­se­cuen­cia es di­fe­ren­te en el ca­so de venta pos­te­rior del in­mue­ble ru­ral. En el im­pues­to so­bre los bie­nes per­so­na­les, por la in­ter­pre­ta­ción del fis­co na­cio­nal pue­de re­sul­tar gra­va­do an­te una ex­plo­ta­ción di­rec­ta del pre­dio ru­ral, a pe­sar que di­chas con­clu­sio­nes es­tán ale­ja­das de la ley y de las con­clu­sio­nes ju­di­cia­les al res­pec­to.

El fa­lle­ci­mien­to del ti­tu­lar de una em­pre­sa agro­pe­cua­ria pue­de im­pli­car en for­ma in­dis­pen­sa­ble una re­es­truc­tu­ra­ción. Pa­ra ello una he­rra­mien­ta de su­ma uti­li­dad es el ré­gi­men de re­or­ga­ni­za­ción de em­pre­sas, que dis­po­ne exen­cio­nes en to­dos los im­pues­tos siem­pre que se cum­plan en for­ma es­tric­ta to­dos los re­qui­si­tos dis­pues­tos en la ley del im­pues­to a las ga­nan­cias. Es po­si­ble tam­bién pla­ni­fi­car el im­pues­to a la he­ren­cia y a la trans­mi­sión gra­tui­ta de bie­nes, a los fi­nes de atem­pe­rar su efec­to.

Con es­te pa­neo de si­tua­cio­nes ve­mos que re­sul­ta po­si­ble en­ca­rar me­di­das de pla­ni­fi­ca­ción y ges­tión, de ne­to cor­te em­pre­sa­rio, pa­ra pro­te­ger la ren­ta ob­te­ni­da con tan­to es­fuer­zo y de­di­ca­ción. t

Cal­cu­lan­do. De­ci­dir con an­ti­ci­pa­ción las com­pras a efec­tuar per­mi­te evi­tar acu­mu­lar cré­di­tos fis­ca­les en el IVA.

El El au­tor au­tor ad­vier­te ad­vier­te que que las las em­pre­sas em­pre­sas agro­pe­cua­rias agro­pe­cua­rias ar­gen­ti­nas ar­gen­ti­nas su­fren su­fren ac­tual­men­te ac­tual­men­te la la ma­yor ma­yor

pre­sión pre­sión fis­cal fis­cal de de la la his­to­ria his­to­ria y y re­cla­ma re­cla­ma por por una una ur­gen­te ur­gen­te re­for­ma re­for­ma im­po­si­ti­va. im­po­si­ti­va. Mien­tras Mien­tras

tan­to, brin­da con­se­jos pa­ra una me­jor pla­ni­fi­ca­ción que per­mi­ta re­du­cir el im­pac­to de las

obli­ga­cio­nes obli­ga­cio­nes en en las las em­pre­sas em­pre­sas a a par­tir par­tir de de exen­cio­nes exen­cio­nes o o di­fe­ri­mien­tos di­fe­ri­mien­tos en en los los pa­gos. pa­gos. San­tia­go Saenz Va­lien­te CON­TA­DOR PU­BLI­CO Y SO­CIO DE SAENZ

VA­LIEN­TE Y ASOC.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.