El ries­go se pue­de ges­tio­nar

Un gru­po de ex­per­tos ana­li­zó en Bue­nos Ai­res có­mo los se­gu­ros ayu­da­rán a una pro­duc­ción sus­ten­ta­ble.

Clarin - Rural - - LA EMPRESA AGROPECUARIA - Lu­cas Villamil cla­rin­ru­ral@cla­rin.com

“Com­bi­nan­do la in­for­ma­ción de los sa­té­li­tes con la de las es­ta­cio­nes me­teo­ro­ló­gi­cas se pue­de co­men­zar a cal­cu­lar con gran pre­ci­sión los ba­lan­ces hí­dri­cos y lue­go in­te­grar esos da­tos con mo­de­los de si­mu­la­ción de cul­ti­vos. Es­tas he­rra­mien­tas po­drían ser la ba­se pa­ra la ge­ne­ra­ción de se­gu­ros ín­di­ce ba­sa­dos en da­tos objetivos y con­cre­tos”. Quien es­to di­ce es Carlos Di Bella, di­rec­tor del re­co­no­ci­do Ins­ti­tu­to de Cli­ma y Agua del Inta.

El se­gu­ro agro­pe­cua­rio tie­ne mu­cho ca­mino pa­ra cre­cer en la Ar­gen­ti­na y las ideas de Di Bella po­drían for­ma par­te de esa ex­pan­sión. Ac­tual­men­te, so­lo el 2% de las pri­mas de se­gu­ros a ni­vel na­cio­nal co­rres­pon­den al sec­tor agro­pe­cua­rio, y la so­ja y los ce­rea­les re­pre­sen­tan el 90 por cien­to de las pri­mas to­ma­das por el sec­tor, que en to­tal cu­bren unas 17 mi­llo­nes de hec­tá­reas.

Es­tos da­tos se pre­sen­ta­ron es­ta se­ma­na du­ran­te un se­mi­na­rio or­ga­ni­za­do es­ta se­ma­na en la ciu­dad de Bue­nos Ai­res por la Su­pe­rin­ten­den­cia de Se­gu­ros Agro­pe­cua­rios y el Mi­nis­te­rio de Agri­cul­tu­ra, con el le­ma “Ges­tión de ries­go pa­ra la pro­duc­ción sus­ten­ta­ble”.

El prin­ci­pal eje so­bre el que tra­ba­ja ac­tual­men­te la Su­pe­rin­ten­den­cia de Se­gu­ros es la crea­ción de “se­gu­ros ín­di­ce” pa­ra ca­da ac­ti­vi­dad, cu­ya ca­rac­te­rís­ti­ca de­ter­mi­nan­te se­ría la uti­li­za­ción de pa­rá­me­tros objetivos pa­ra la me­di­ción de da­ños.

En cuan­to a las va­ria­bles uti­li­za­das pa­ra esos aná­li­sis, Di Bella in­di­có que pue­den ser cli­má­ti­cas, pue­den pro­ve­nir de in­for­ma­ción es­pec­tral que brin­de da­tos de tem­pe­ra­tu­ra de su­per­fi­cie con gran pre­ci­sión a par­tir de las pla­ta­for­mas sa­te­li­ta­les, o se pue­de tra­tar de va­ria­bles com­ple­jas como el ba­lan­ce de agua en el sue­lo, la to­po­gra­fía y los ín­di­ces de ve­ge­ta­ción que cru­zan la ca­li­dad de sue­lo con la dis­po­ni­bi­li­dad de nu­trien­tes y de agua.

“Ade­más, cru­zan­do la pro­duc­ti­vi­dad pri­ma­ria con la car­ga ani­mal se pue­de lle­gar a se­gu­ros ín­di­ce pa­ra la ga­na­de­ría”, di­jo. Y aña­dió: “Una ven­ta­ja im­por­tan­te de la im­ple­men­ta­ción de es­te sis­te­ma es que no es ne­ce­sa­ria la ve­ri­fi­ca­ción de los ries­gos en el lo­te, lo cual baja con­si­de­ra­ble­men­te los cos­tos del ne­go­cio”.

Por su par­te, Mi­guel Ro­bles, in­ves­ti­ga­dor del Ins­ti­tu­to In­ter­na­cio­nal pa­ra la Investigación de Po­lí­ti­cas Ali­men­ta­rias (IFPRI), des­ta­có que el se­gu­ro apun­ta a cu­brir los ries­gos no con­tro­la­bles, por­que pa­ra los otros ries­gos exis­ten las bue­nas prác­ti­cas agro­nó­mi­cas.

Lue­go re­pa­só el ca­so de Uru­guay, don­de tam­bién se es­tá avan­zan­do con éxi­to en la im­ple­men­ta­ción de es­te ti­po de sis­te­mas. A par­tir de la in­ter­ac­ción en­tre los en­tes pú­bli­cos y las em­pre­sas, se es­tá ofre­cien­do cu­po­nes de se­gu­ro que abar­can pe­río­dos de diez días a ele­gir por los pro­duc­to­res, y que de­ter­mi­nan ran­gos de pre­ci­pi­ta­cio­nes má­xi­mas a par­tir de los cua­les se ac­ti­va el se­gu­ro. Se­gún afir­mó Ro­bles, se tra­ta de un sis­te­ma que apor­ta fle­xi­bi­li­dad a la ho­ra de adap­tar­se a la reali­dad de ca­da pro­duc­tor.

Las al­ter­na­ti­vas es­tán apa­re­cien­do. Aho­ra se­rá cues­tión de pro­bar­las e ir mol­deán­do­las a par­tir de la ex­pe­rien­cia lo­cal y con­cre­ta. t

En fi­la. A la izq., la so­ja, el cul­ti­vo más sem­bra­do de la Ar­gen­ti­na. Arri­ba a la izq., Mi­guel Ro­bles, del Ins­ti­tu­to In­ter­na­cio­nal pa­ra la Investigación de Po­lí­ti­cas Ali­men­ta­rias. Arri­ba a la der., Carlos Di Bella, es­pe­cia­lis­ta del INTA.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.