Un en­cuen­tro pa­ra ce­le­brar tres dé­ca­das con el blues

Clarin - Spot - - Spot | Música - Eduar­do Slu­sar­czuk es­lu­sar­czuk@cla­rin.com

“Yo es­cu­cha­ba ban­das co­mo Ge­ne­sis, Yes, King Crim­son, ELP; des­pués me pa­sé a Chic Co­rea y Stan­ley Clar­ke. Pe­ro siem­pre es­cu­cha­ba el rock: Deep Pur­ple, Led Zep­pe­lin y otras ban­das de ese es­ti­lo. Y la ver­dad es que esas ban­das to­ca­ban blues, pe­ro cuan­do es­cu­ché por pir­me­ra vez a B. B. King, por 1981, ahí me di cuen­ta de que eso era el blues.”

Des­de en­ton­ces, Da­niel Raf­fo no hi­zo sino pro­fun­di­zar en el gé­ne­ro; so­bre to­do a par­tir de 1988, cuan­do for­mó la King Si­ze, ban­da con la que se con­vir­tió en uno de los ani­ma­do­res de una es­ce­na que tu­vo su “era de oro” lo­cal du­ran­te los ‘90, y que lue­go se man­tu­vo vi­gen­te, pre­ci­sa­men­te, gra­cias a quie­nes si­guen en la ru­ta.

Aho­ra, con tres dé­ca­das so­bre sus es­pal­das en el blues lo­cal, Raf­fo su­birá hoy a las 21 al es­ce­na­rio de La Tras­tien­da (Bal­car­ce 460 - Des­de $300) , pa­ra re­pa­sar su his­to­ria y ex­hi­bir un pre­sen­te de fron­te­ras abier­tas. “Tam­bién ha­brá mu­cho soul, que me gus­ta mu­cho”, ad­vier­te, mien­tras anun­cia que en bre­ve sal­drá a la ca­lle un nue­vo ál­bum que lo re­tra­ta en vi­vo.

En to­do ca­so, a es­ta al­tu­ra la gui­ta­rra de Raf­fo ar­ti­cu­la su pro­pio len­gua­je, al que apor­ta­ron mu­chos nom­bres que mar­ca­ron a fue­go al gé­ne­ro. “Creo que los pri­me­ros gui­ta­rris­tas, aquí, y mi ge­ne­ra­ción, em­pe­za­mos es­cu­chan­do mu­cho blues bri­tá­ni­co. Ellos es­ta­ban res­ca­tan­do mu­cho del gé­ne­ro, y eso era lo que nos lle­ga­ba”, ex­pli­ca.

Por eso, no ex­tra­ña que men­cio­ne a Pe­ter Green y a Eric Clap­ton, en­tre los pri­me­ros. Pe­ro le­jos de que­dar­se ahí, cru­za el Atlán­ti­co y agre­ga a Fred­die King. No ca­sual­men­te, recuerda, en su pri­mer de­mo gra­bó las ver­sio­nes bri­tá­ni­cas de sus te­mas.

-¿De dón­de sale la im­pron­ta per­so­nal, cuan­do se tra­ta de in­ter­pre­tar mú­si­cas tan­tas ve­ces to­ca­das, y por per­so­na­jes tan im­pre­sio­nan­tes?

-Es una es­pe­cie de coc­te­le­ra. A mí me lle­vó años po­der res­pon­der esa pre­gun­ta. Por­que uno em­pie­za cop­pi­pan­do. Y no es uno; to­dos. es al­go que ha­blé con mu­chos gui­ta­rris­tas, in­clu­so de los que ya no es­tán en­tre no­sio­tros. To­dos em­pe­za­ron co­pian­do a al­gún ído­lo, al­gún tío, al­gún pa­rien­te; pe­ro es­ta­mos ha­blan­do de los mu­cha­chos de allá, cu­yos pa­rien­tes gra­ba­ban dis­cos. Has­ta el pro­pio B. B. re­co­no­ce la in­fluen­cia de T-bo­ne Wal­ker. Y tra­ta­ba de imi­tar­lo; en sus pri­me­ras gra­ba­cio­nes no pa­re­ce él.

-To­cas­te con mu­chos blu­se­ros que vi­nie­ron a la Ar­gen­ti­na. ¿Cuál fue el mú­si­co con el que más apren­dis­te?

-Si bien fue un ho­nor, y una es­pe­cie de pos­gra­do, ha­ber es­ta­do con to­dos ellos, con Billy Branch apren­dí a res­pe­tar mu­chís­mo los arre­glos. Era un ti­po muy ce­lo­so de los en­sa­yos, mien­tras el resto te em­pu­ja a la pi­le­ta. Y ten­go que de­te­ner­me en Duke Ro­bi­llard, por­que cuan­do em­pe­cé a es­cu­char­lo de­cu­brí al­go nue­vo. Era clá­si­co y mo­derno; an­ti­guo, pe­ro con so­ni­do ochen­to­so.

De to­do eso y de bas­tan­te más se nu­trió Raf­fo, quien ade­lan­ta que es­ta no­che es­ta­rá acom­pa­ña­do por una ban­da de 11 mú­si­cos y una lar­ga lis­ta de in­vi­ta­dos.w

So­cios. Raf­fo y su gui­ta­rra, una so­cie­dad al ser­vi­cio del blues y el soul.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.