Díaz Acos­ta ya tie­ne una y aho­ra quie­re otra

Clarin - - DEPORTES -

Mo­ti­vos de so­bra tie­ne pa­ra son­reír Facundo Díaz Acos­ta. Si bien no pu­do ga­nar la me­da­lla de oro en los Jue­gos Olím­pi­cos de la Ju­ven­tud tras caer por 6-4 y 7-5 fren­te al fran­cés Hu­go Gas­ton, la pre­sea pla­tea­da ob­te­ni­da por el na­ci­do en Oli­vos es más que me­ri­to­ria. No só­lo por ha­ber lle­ga­do a una fi­nal, sino tam­bién por el he­cho de ha­ber eli­mi­na­do al nú­me­ro 1 del mun­do Chung-Hsin Tseng en cuar­tos de fi­nal.

A pe­sar del sa­bor amar­go de la derrota, Díaz Acos­ta po­drá in­ten­tar con­se­guir hoy el oro, des­de las 10, en la fi­nal del do­bles jun­to a Se­bas­tián Báez, con quien en­fren­ta­rá a la pa­re­ja con­for­ma­da por el aus­tra­liano Rinky Hi­ji­ta­ka y el búl­ga­ro Adrian An­dreev.

És­te pue­de ser el pun­ta­pié ini­cial pa­ra que la in­ser­ción al pro­fe­sio­na­lis­mo de es­te chi­co de 17 años sea una eta­pa de trán­si­to fá­cil. Rin­dió en los re­sul­ta­dos y tam­bién en el jue­go ex­hi­bi­do en el Bue­nos Ai­res Lawn Ten­nis Club, que lu­ció col­ma­do co­mo en sus me­jo­res épo­cas.

Díaz Acos­ta fue uno de los ju­ga­do­res con ma­yor sol­tu­ra y po­der de fue­go, aun­que en la fi­nal el fran­cés (nú­me­ro 4 del mun­do) fue una prue­ba que no pu­do su­pe­rar. “Me que­do con la es­pi­na de ha­ber per­di­do una fi­nal, pe­ro eso no pue­de de­jar de ha­cer­me no­tar to­do lo que lo­gré en es­tos días”, des­li­zó Facundo.

Gas­ton me­re­ce cré­di­to por ha­ber­se col­ga­do la pre­sea do­ra­da. Es­te ju­ga­dor de 18 años, que ocu­pa el pues­to 1.300 del ran­king pro­fe­sio­nal, es una de las grandes apues­tas del te­nis ga­lo. No tuvo pro­ble­mas en lle­var­se el pri­mer set y en el se­gun­do Díaz Acos­ta se mos­tró más agre­si­vo, to­mó ven­ta­ja de 5-2 y pa­re­cía que lle­va­ría la de­fi­ni­ción al ter­cer ca­pí­tu­lo. Pe­ro el eu­ro­peo ganó cin­co ga­mes se­gui­dos y pu­do ce­le­brar.

Con un jue­go va­ria­do, con­tra­gol­pean­do des­de el fon­do de la can­cha y con una no­ta­ble fa­ci­li­dad pa­ra ju­gar drops, Gas­ton su­po lle­var­se el tí­tu­lo en un tor­neo que tuvo un cua­dro de lu­jo. El mis­mo Tseng, por ejem­plo, ya os­ten­ta tres tí­tu­los ITF, uno de ellos en Tai­pei, en 2016, a la pre­coz edad de 15 años.

“El alien­to de la gen­te fue in­creí­ble. Me sen­tí muy apo­ya­do. Me mo­ti­va­ron a se­guir, aun­que no es­ta­ba ju­gan­do en mi me­jor ni­vel. Nun­ca ha­bía vi­vi­do al­go así”, sos­tu­vo Díaz Acos­ta. ■

DPA

Jus­to. Facundo Díaz Acos­ta se es­fuer­za so­bre el pol­vo pa­ra lle­gar a un drop del ri­val.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.