De­cla­ran el de­fault par­cial de Ve­ne­zue­la

El go­bierno ne­gó la si­tua­ción y di­jo que es­tá pa­gan­do su deu­da

La Nacion - - NOTAS DE TAPA - Da­niel Lozano

CA­RA­CAS.– El go­bierno ve­ne­zo­lano sa­lió ayer en trom­ba a de­fen­der la sol­ven­cia eco­nó­mi­ca de su ges­tión du­ran­te las ho­ras más con­vul­sas de la ma­yor cri­sis de su his­to­ria, des­pués de que dos agen­cias ca­li­fi­ca­do­ras de riesgo anun­cia­ron el de­fault par­cial del país.

“Só­lo los re­vo­lu­cio­na­rios y cha­vis­tas po­de­mos so­lu­cio­nar los pro­ble­mas del país. Ve­ne­zue­la tie­ne to­do lo ne­ce­sa­rio pa­ra ser una pa­tria po­ten­cia”, cla­mó Ni­co­lás Ma­du­ro des­pués de que su vo­ce­ro ase­gu­ró que co­men­za­ron a pa­gar sus deu­das. To­do ello en el día en que su riesgo país su­peró los 5000 pun­tos, se­gún cálcu­los de Eco­no­mé­tri­ca.

Jor­ge Ro­drí­guez, nue­vo mi­nis­tro de Co­mu­ni­ca­ción, com­pa­re­ció pa­ra ase­gu­rar que se ha “ini­cia­do de ma­ne­ra fran­ca y co­rrec­ta el re­fi­nan­cia­mien­to de la deu­da ex­ter­na” con el pa­go de 1000 mi­llo­nes de dó­la­res. “To­do es­to sin de­jar de pro­te­ger al pue­blo de Ve­ne­zue­la”, aña­dió, pe­se a los “in­ten­tos de Es­ta­dos Uni­dos” de so­me­ter la eco­no­mía ve­ne­zo­la­na y pe­se al “cer­co bru­tal” en el que tam­bién par­ti­ci­pa­ría la opo­si­ción, en­ca­be­za­da por Ju­lio Bor­ges, pre­si­den­te del Par­la­men­to.

La to­do­po­de­ro­sa Asam­blea Na­cio­nal Cons­ti­tu­yen­te, que no es re­co­no­ci­da por la ma­yor par­te de la co­mu­ni­dad in­ter­na­cio­nal, tam­bién apro­bó su res­pal­do y acom­pa­ña­mien­to al pro­ce­so de re­fi­nan­cia­mien­to de la deu­da ex­ter­na ve­ne­zo­la­na, va­lo­ra­da en en­tre 128.000 y 150.000 mi­llo­nes de dó­la­res.

En el país del cha­vis­mo las pa­la­bras van por un la­do y los nú­me­ros, por otro. Fitch Ra­ting con­fir­mó du­ran­te el día la re­ba­ja de los bo­nos de Ve­ne­zue­la al mis­mo “de­fault res­trin­gi­do” con el que un día an­tes ha­bía pun­tua­do los bo­nos de Pdvsa. Es­ta ca­li­fi­ca­do­ra de riesgo man­tie­ne que ha ven­ci­do el pe­río­do de gra­cia pa­ra el pa­go de los in­tere­ses de los bo­nos so­be­ra­nos de 2019 y 2024. Stan­dard & Poor’s (S&P) tam­bién re­du­jo su no­ta cre­di­ti­cia y la agen­cia chi­na Da­gong si­tuó a Ve­ne­zue­la en su lis­ta ne­ga­ti­va, en lo que con­si­de­ra es una fal­ta de dis­po­si­ción pa­ra pa­gar su deu­da.

El exa­men de­fi­ni­ti­vo es­tá aho­ra so­bre la me­sa de la Aso­cia­ción In­ter­na­cio­nal de Swaps y De­ri­va­dos (ISDA), que re­tra­só has­ta ma­ña­na, por se­gun­da vez es­ta se­ma­na, su de­ci­sión en torno a si Pdvsa in­cu­rrió en el im­pa­go de los in­tere­ses de sus bo­nos. En una no­ta pú­bli­ca, de­ta­lla­ron que el Co­mi­té de De­ter­mi­na­ción es­tá tra­mi­tan­do la in­for­ma­ción ne­ce­sa­ria.

Pe­se al cú­mu­lo de no­ti­cias ne­ga­ti­vas, el cha­vis­mo di­ce que la si­tua­ción va vien­to en po­pa. “Se ini­ció con ro­tun­do éxi­to el pro­ce­so de re­fi­nan­cia­mien­to de la deu­da ex­ter­na de Ve­ne­zue­la co­mo es­tra­te­gia pa­ra cum­plir ca­bal­men­te con nues­tras obli­ga­cio­nes”, re­su­mió el go­bierno de Ca­ra­cas tras la reunión de 20 mi­nu­tos con los te­ne­do­res de la deu­da rea­li­za­da el lu­nes en un ho­tel de la ca­pi­tal ve­ne­zo­la­na.

El cha­vis­mo bus­ca hoy un nue­vo gol­pe de efec­to con la fir­ma el acuer­do pa­ra re­es­truc­tu­rar la deu­da con Ru­sia, su gran alia­do, que se cal­cu­la en 3000 mi­llo­nes de dó­la­res. Un op­ti­mis­mo que con­tras­ta con la frus­tra­ción de los acree­do­res, que no vie­ron un so­lo avan­ce en la reunión de an­te­ayer.

El go­bierno ar­gu­men­ta que en 36 me­ses ha pa­ga­do más de 73.000 mi­llo­nes de dó­la­res por con­cep­to de ca­pi­tal re­em­bol­sa­do e in­tere­ses. No hay fe­cha pa­ra la si­guien­te reunión, en lo que se te­me se­rá un lar­go y com­ple­jo pro­ce­so con la ame­na­za de des­en­ca­de­nar el in­cum­pli­mien­to de su mul­ti­mi­llo­na­ria deu­da.

Una de las gran­des pa­ra­do­jas del ca­so ve­ne­zo­lano es que se tra­ta de un país pro­duc­tor de pe­tró­leo que fue in­cre­men­tan­do su deu­da ex­te­rior du­ran­te el man­da­to de Hu­go Chá­vez (1999-2013), pe­se a los tiem­pos de bo­nan­za pe­tro­le­ra vi­vi­dos en­ton­ces. En sus me­jo­res años, con el pre­cio del ba­rril de pe­tró­leo por en­ci­ma de los 100 dó­la­res, Ve­ne­zue­la re­ci­bió 970.000 mi­llo­nes de dó­la­res. Hoy só­lo que­dan 9700 mi­llo­nes en sus re­ser­vas in­ter­na­cio­na­les

La reali­dad eco­nó­mi­ca se em­pe­ñó ayer en so­ca­var los dis­cur­sos po­lí­ti­cos, un día des­pués de que la OPEP re­ve­ló que la pro­duc­ción pe­tro­le­ra de Ve­ne­zue­la ha des­cen­di­do a los ni­ve­les de ha­ce tres dé­ca­das. Los bo­nos se des­plo­ma­ron por en­ci­ma del 10%, con un mer­ca­do a la ex­pec­ta­ti­va. “Los tra­tan co­mo que ya Ve­ne­zue­la en­tró en de­fault”, in­ter­pre­tó el eco­no­mis­ta Luis Oli­ve­ros. La bol­sa de Lu­xem­bur­go, país en el que se con­cen­tra un por­cen­ta­je del di­ne­ro de los bo­li­bur­gue­ses ve­ne­zo­la­nos, sus­pen­dió en las úl­ti­mas ho­ras la ne­go­cia­ción de los bo­nos ve­ne­zo­la­nos al 2019 y 2024.

En me­dio de las tur­bu­len­cias cre­di­ti­cias, Bra­sil tam­bién re­cu­rrió al Club de Pa­rís en bus­ca de los 262 mi­llo­nes que le de­be el go­bierno bo­li­va­riano y que ya su­ma un re­tra­so de dos me­ses.

“Hay una di­fe­ren­cia gi­gan­te en­tre im­pa­gar una deu­da y pa­gar­la tar­de. Am­bos son una rup­tu­ra de las con­di­cio­nes es­ta­ble­ci­das, pe­ro na­die em­bar­ga por el re­tra­so de un pa­go que al fi­nal se hi­zo”, de­ta­lló Luis Vi­cen­te León, pre­si­den­te de Da­ta­ná­li­sis, que sos­tu­vo que la de­cla­ra­to­ria de de­fault por re­tra­so di­fí­cil­men­te ac­ti­ve una so­li­ci­tud de ace­le­ra­ción de co­bros del bono, “pues los te­ne­do­res ade­lan­ta­rían un de­fault real que los afec­ta”.

En Ca­ra­cas, lar­gas fi­las pa­ra ex­traer di­ne­ro de un ca­je­ro au­to­má­ti­co

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.