Ja­pón: fue tiem­po de solidaridad du­ran­te la mues­tra

La Fe­de­ra­ción Ja­po­ne­sa de Te­nis pa­ra Cie­gos do­nó 50 pe­lo­tas a su par ar­gen­ti­na. Lo agra­de­cen Las Águi­las.

La Nueva Domingo - - LA CIUDAD - Ser­gio Prie­ta sprie­ta@la­nue­va.com

“Mi­li” fle­xio­na las ro­di­llas, ha­ma­ca su cuer­po de un la­do a otro y es­pe­ra aten­ta, con una son­ri­sa. Del otro la­do de la red, un hom­bre le lan­za una pe­lo­ta ama­ri­lla, que emi­te un so­ni­do si­mi­lar a los de un so­na­je­ro.

An­tes de que pi­que por ter­ce­ra vez, “Mi­li” lle­va su bra­zo ha­cia atrás, lue­go ha­cia ade­lan­te y gol­pea la pe­lo­ta, que sa­le dis­pa­ra­da ha­cia una de las lí­neas de la im­pro­vi­sa­da can­cha de te­nis ar­ma­da es­pe­cial­men­te pa­ra mos­trar de qué se tra­ta ese de­por­te.

“Mi­li” es una de los 8 ju­ga­do­ras y ju­ga­do­res de te­nis pa­ra no vi­den­tes que tie­ne la ciu­dad, y que ayer re­ci­bie­ron de ma­nos del em­ba­ja­dor ni- pón, No­ri­te­ru Fu­kus­hi­ma, 20 pe­lo­tas que les ser­vi­rán pa­ra po­der se­guir prac­ti­can­do y me­jo­ran­do en la ac­ti­vi­dad.

“Tenemos unas pe­lo­tas fa­bri­ca­das en Es­ta­dos Uni­dos pe­ro no nos sir­ven. Cuan­do pi­can no ha­cen el mis­mo rui­do que las ja­po­ne­sas y los chi­cos no las es­cu­chan”, di­jo Lean­dro Lez­cano, pre­si­den­te de Las Águi­las Bahía.

El te­nis pa­ra cie­gos se in­ven­tó en Ja­pón en 1990. En la ac­tua­li­dad, en ese país se dispu­tan 4 gran­des tor­neos in­ter­na­cio­na­les, pe­ro qui­zá lo más im­por­tan­te no es la com­pe­ten­cia en sí mis­ma, sino la po­si­bi­li­dad de abrir­le las puer­tas de ese de­por­te a no vi­den­tes.

En 2020, los Jue­gos Olím­pi­cos y Olim­pia­das Pa­ra­lím­pi­cas se rea­li­za­rán en To­kio y el te­nis pa­ra no vi­den­tes se­rá una de las ac­ti­vi­da­des que el país le mos­tra­rá al mun­do. Así lo an­ti­ci­pa­ron ayer los re­pre­sen­tan­tes que lle­ga­ron a nues­tra ciu­dad pa­ra par­ti­ci­par de la mues­tra “Ja­pón en Bahía Blan­ca”.

“Aho­ra va­mos a po­der se­guir prac­ti­can­do es­te de­por­te y su­man­do a mu­chos otros chi­cos”, di­jo Lez­cano.

Du­ran­te la ex­hi­bi­ción ha­bló el ti­tu­lar del Sin­di­ca­to del Per­so­nal de In­dus­trias Quí­mi­cas, Pe­tro­quí­mi­cas y Afi­nes, Julio Le­gui­za­món, quien agra­de­ció la co­la­bo­ra­ción con el gru­po de no vi­den­tes.

Los con­tac­tos en­tre el gre­mio y la le­gión ja­po­ne­sa co­men­za­ron cuan­do des­de Las Águi­las bus­ca­ban su­mar al te­nis. “Nos pi­die­ron co­la­bo­ra­ción y ter­mi­na­mos par­ti­ci­pan­do en va­rios en­cuen­tros pa­ra mos­trar la cul­tu­ra ja­po­ne­sa”, di­jo.

Del ac­to par­ti­ci­pó tam­bién el prin­ci­pal re­fe­ren­te de ese de­por­te en nues­tro país, Eduar­do Ra­fet­to, quien en­tre­na a va­rios chi­cos no vi­den­tes en Bue­nos Ai­res.

Las can­chas es­tán mar­ca­das por so­gas y cin­tas que les in­di­can a los ju­ga­do­res la po­si­ción que tie­nen en el cam­po. Se per­mi­ten 3 pi­ques y la pe­lo­ta de go­ma es­pu­ma es más gran­de que la de te­nis co­mún.

FACUNDO MO­RA­LES-LA NUE­VA.

ja­po­ne­sa, Las Águi­las Bahía y los re­fe­ren­tes del Sin­di­ca­to de Per­so­nal de In­dus­trias Quí­mi­cas y Pe­tro­quí­mi­cas, du­ran­te la jor­na­da de ayer. La em­ba­ja­da

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.