Bahía Blan­ca, en­tre los diez des­ti­nos más hos­pi­ta­la­rios del país

Lo de­ter­mi­nó una de las pla­ta­for­mas de al­qui­ler tem­po­ral más gran­des del mun­do, que to­mó en cuen­ta la opi­nión de los pro­pios hués­pe­des du­ran­te 2019.

La Nueva Domingo - - Portada - Pa­blo An­drés Al­va­rez pal­va­rez@la­nue­va.com

De acuer­do con un re­le­va­mien­to rea­li­za­do por una de las pla­ta­for­mas glo­ba­les de via­jes más re­co­no­ci­das del mun­do, Bahía Blan­ca fi­gu­ra en el dé­ci­mo lu­gar del rán­king de las ciu­da­des más hos­pi­ta­la­rias de nues­tro país. Tan­dil, Lu­ján y Mer­ce­des, to­das en el te­rri­to­rio bo­nae­ren­se, en­ca­be­zan la lis­ta. En­tre los pa­rá­me­tros eva­lua­dos fi­gu­ran el res­pe­to que re­ci­ben los vi­si­tan­tes de la co­mu­ni­dad an­fi­trio­na, la con­fian­za, la se­gu­ri­dad que le da el des­tino y las ac­ti­vi­da­des que pue­den desa­rro­llar­se en el lu­gar.

Una de las pla­ta­for­mas glo­ba­les de via­jes más re­co­no­ci­das del mun­do com­par­tió un ran­king de los 10 des­ti­nos más hos­pi­ta­la­rios de Ar­gen­ti­na se­gún los hués­pe­des que re­ser­va­ron es­pa­cios uti­li­zan­do el si­tio web du­ran­te 2019.

En el lis­ta­do de Airbnb, de acuer­do a las re­se­ñas de cin­co es­tre­llas re­ci­bi­das du­ran­te el año pa­sa­do, nues­tra ciudad apa­re­ce en el dé­ci­mo lu­gar en­tre las "más hos­pi­ta­la­rias" del país.

El rán­king es li­de­ra­do por Tan­dil y cuen­ta con otras 6 lo­ca­li­da­des bo­nae­ren­ses, ya que tam­bién fi­gu­ran Lu­ján (se­gun­da), Mer­ce­des (ter­ce­ra), Ti­gre (sép­ti­ma) y La Pla­ta (no­ve­na).

Tam­bién es­tán Us­huaia (Tie­rra del Fue­go, en cuar­to lu­gar), Vi­lla Do­lo­res (Cór­do­ba, quin­ta), Río Cuar­to (Cór­do­ba, sex­ta) y Es­quel (Chu­but, oc­ta­va).

“No es ca­sual que en el ran­king pre­do­mi­nen ciu­da­des pe­que­ñas o me­dia­nas. Por­que en las gran­des se pier­de el tra­to per­so­na­li­za­do. Cuan­do una per­so­na via­ja, en la pre­via ha­bla más del des­tino que va a vi­si­tar. Y al re­gre­so, a lo que más se re­fie­re es al tra­to que le dis­pen­sa­ron. Y eso ha­ce que se re­co­mien­de el des­tino o se re­tor­ne en al­gu­na otra opor­tu­ni­dad”, se­ña­ló Sil­vio Raus­chen­ber­ger, Di­rec­tor Eje­cu­ti­vo de la Cá­ma­ra de Tu­ris­mo de la pro­vin­cia.

Pre­ci­sa­men­te, la pla­ta- for­ma bus­ca re­sal­tar los lu­ga­res más re­co­no­ci­dos por su hos­pi­ta­li­dad en Ar­gen­ti­na, que en mu­chos ca­sos son co­mu­ni­da­des más pe­que­ñas y me­nos con­cu­rri­das, en las que el tu­ris­mo cum­ple un pa­pel im­por­tan­te pa­ra su desa­rro­llo eco­nó­mi­co.

“Cuan­do se ha­bla de una cul­tu­ra de hos­pi­ta­li­dad, los va­lo­res que se tie­nen en cuen­ta es­tán es­tre­cha­men­te li­ga­dos a una co­mu­ni­dad an­fi­trio­na, que res­pe­ta a quie­nes la vi­si­tan, la con­fian­za y la se­gu­ri­dad que le da el des­tino y las dis­tin­tas ac­ti­vi­da­des que desa­rro­lla­ron en su es­ta­día. Bahía res­pon­de su­per­la­ti­va­men­te a to­das esas cues­tio­nes”, aña­dió.

De acuer­do a es­te es­pe­cia­li­za­do si­tio web, la ca­li­dez y hos­pi­ta­li­dad son fun­da­men­ta­les

a la ho­ra de re­ci­bir hués­pe­des y es im­por­tan­te des­ta­car que du­ran­te 2019, los via­je­ros que re­ser­va­ron es­pa­cios ofre­ci­dos en Ar­gen­ti­na uti­li­zan­do la pla­ta­for­ma rea­li­za­ron gas­tos por más de 560 mi­llo­nes de dó­la­res en el país. Esa ci­fra es re­sul­ta­do de su­mar to­dos los gas­tos rea­li­za­dos por los hués­pe­des en el país en res­tau­ran­tes, su­per­mer­ca­dos, en­tre­te­ni­mien­to y pa­seos.

“Esos gas­tos son fru­to, en par­te, de las su­ge­ren­cias que los an­fi­trio­nes dan a los hués­pe­des pa­ra ayu­dar­los a vi­vir co­mo ver­da­de­ros lo­ca­les y a su­mer­gir­se de lleno en la cul­tu­ra del lu­gar. Por ello, no só­lo los an­fi­trio­nes re­sul­tan be­ne­fi­cia­dos, sino que Airbnb tam­bién ex­tien­de su im­pac­to po­si­ti­vo a las co­mu­ni­da­des, ya que la ac­ti­vi­dad de Airbnb be­ne­fi­cia di­rec­ta­men­te a los ba­rrios de los an­fi­trio­nes”, pun­tua­li­za­ron des­de la pla­ta­for­ma.

Se­gún Raus­chen­ber­ger, la hos­pi­ta­li­dad es la co­lum­na ver­te­bral de to­da em­pre­sa de ser­vi­cio y no se con­ci­be el ser­vi­cio en las em­pre­sas tu­rís­ti­cas sin ser hos­pi­ta­la­rio, sin ser an­fi­trio­nes.

“Bahía tie­ne mu­chas ac­ti­vi­da­des li­ga­das al tu­ris­mo, por más que no po­sea de­ma­sia­dos atrac­ti­vos na

tu­ra­les. Por ejem­plo, mu­cha gen­te vie­ne a la ciudad por com­pras o a par­ti­ci­par de con­gre­sos o cur­sos de ca­pa­ci­ta­cio­nes. In­clu­so, es un ne­xo que se uti­li­za con otros des­ti­nos tu­rís­ti­cos. Es un signo dis­tin­ti­vo de nues­tra re­gión”, ma­ni­fes­tó Sil­vio Raus­chen­ber­ger.

Y agre­gó: “Es el cen­tro de un gran aba­ni­co, que pue­de unir un nú­me­ro im­por­tan­te de di­ver­si­da­des com­ple­men­ta­rias en ma­te­ria de fac­to­res­geo­ló­gi­cos,geo­grá­fi­cos y am­bien­ta­les. Es la gran for­ta­le­za que tie­ne es­ta ciudad, al es­tar uni­da a una re­gión muy he­te­ro­gé­nea”.

Ser hos­pi­ta­la­rios, ser an­fi­trio­nes, no es más que ser “em­pá­ti­cos”, esa ca­pa­ci­dad de po­ner­nos en el lu­gar del otro pa­ra com­pren­der su si­tua­ción y po­der ayu­dar­lo, dar­le una so­lu­ción via­ble a la ne­ce­si­dad que nos plan­tea.

“La ma­yo­ría de las ve­ces, se to­ma co­mo que el ma­yor cau­san­te de que el clien­te no re­gre­se es el pre­cio. Es de­cir que se fue a la com­pe­ten­cia por­que es­ta le ofre­ció un me­jor pre­cio o un me­jor pro­duc­to por el mis­mo pre­cio. Sin em­bar­go, no es así. El ma­yor cau­san­te es la ma­la aten­ción re­ci­bi­da o lo que es peor por la no aten­ción”, ce­rró el Di­rec­tor Eje­cu­ti­vo de la Cá­ma­ra de Tu­ris­mo de la pro­vin­cia.

PA­BLO PRESTI-LA NUE­VA.

“CUAN­DO SE ha­bla de una cul­tu­ra de hos­pi­ta­li­dad, los va­lo­res es­tán es­tre­cha­men­te li­ga­dos a una co­mu­ni­dad an­fi­trio­na"

FO­TOS; ARCHIVO LA NUE­VA.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.