Lo­cu­ra, ho­mi­ci­dio y lla­ma­das al 911

“No dis­pa­res. Ten­go al te­le­fo­nis­ta en la lí­nea”, su­pli­có la mu­jer del hom­bre acu­sa­do del cri­men y quien le di­jo al ope­ra­dor: “Me es­tán si­guien­do ha­cia mi ca­sa. Lle­ga­ré ahí en 20 se­gun­dos, las ar­mas ya es­tán afue­ra”.

La Nueva - - SOCIEDAD. - Co­men­tá es­ta cró­ni­ca en la­nue­va.com

En una lla­ma­da al ser­vi­cio de emer­gen­cias 911 so­bre un in­ci­den­te de trán­si­to que se tor­nó vio­len­to, un hom­bre del nor­te de Flo­ri­da (Es­ta­dos Uni­dos) le di­ce al te­le­fo­nis­ta que tie­ne un ar­ma "car­ga­da y lis­ta pa­ra dis­pa­rar" con­tra "un lo­co" que tra­ta­ba de sa­car­lo del ca­mino.

Una mu­jer que iba en otro au­to tam­bién lla­mó al nú­me­ro de emer­gen­cias mien­tras su es­po­so Candelario González, per­se­guía a Ro­bert Eric Doy­le, de 51 años.

Am­bos hom­bres y sus es­po­sas ha­bla­ban con los te­le­fo­nis­tas del ser­vi­cio de emer­gen­cias mien­tras con­du­cían.

En un mo­men­to, se es­cu­cha a la es­po­sa de González pi­dien­do a su ma­ri­do que se va­yan a ca­sa. Pos­te­rior­men­te di­jo a la po­li­cía que Doy­le con­du­cía agre­si­va­men­te y que su es­po­so lo si­guió has­ta su ca­sa pa­ra to­mar su do­mi­ci­lio y pre­sen­tar una que­ja.

Doy­le di­jo al ope­ra­dor: "Me es­tán si­guien­do a mi ca­sa. Flo­ja coar­ta­da. El po­li­cía Da­vid DeCar­lo in­di­có que Doy­le di­jo te­mer por la se­gu­ri­dad de su es­po­sa, pe­ro que la lla­ma­da al 911 no lo res­pal­da. "En­tre las prue­bas que en­con­tra­mos y las lla­ma­das al 911, te­ne­mos cla­ro que Doy­le fue el agre­sor", di­jo el po­li­cía. Lle­ga­ré en 20 se­gun­dos, las ar­mas ya es­tán afue­ra".

Cuan­do los 2 au­tos se de­tu­vie­ron fren­te a la ca­sa de Doy­le, se es­cu­cha a su es­po­sa di­ri­gir­se a su ma­ri­do y su­pli­car­le que no dis­pa­re.

"No dis­pa­res. Ten­go al del 911 en la lí­nea", gri­tó. En ese mo­men­to se hi­cie­ron 5 dis- pa­ros y González, de 44 años, mu­rió en el ac­to. Una or­den de arres­to se­ña­la que Doy­le re­tu­vo a la fa­mi­lia de González apun­tán­do­le con un ar­ma has­ta que lle­ga­ron al si­tio los agen­tes de la po­li­cía.

Ro­bert Doy­le cuen­ta con un per­mi­so pa­ra por­tar un ar­ma es­con­di­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.