Juan de León

La Nueva - - OPINIÓN - Por Ma­rio Mi­ner­vino mmi­ner­vino@la­nue­va.com

Ha­ce 85 años, en julio de 1931, fa­lle­ció Juan de León, uno de los más re­cor­da­dos ve­ci­nos de In­ge­nie­ro Whi­te y pro­pie­ta­rio ori­gi­nal de la hoy co­no­ci­da co­mo “ca­sa Co­le­man”, ubi­ca­da en la pri­me­ra cua­dra de la ave­ni­da Alem.

Una afec­ción as­má­ti­ca obli­ga­ba a De León a aban­do­nar la ciu­dad ca­da in­vierno, buscando un cli­ma más pro­pi­cio pa­ra su sa­lud. Aquel año de­ci­dió tras­la­dar­se a Ca­ta­mar­ca, don­de, de ma­ne­ra ines­pe­ra­da, lo sor­pren­dió la muer­te.

Oriun­do de las is­las Ca­na­rias, Es­pa­ña, De León lle­gó a la ve­ci­na lo­ca­li­dad por­tua­ria a fi­nes del si­glo XIX, “con­sa­gran­do sus ener­gías a tra­ba­jar co­mo con­tra­tis­ta es­ti­ba­dor”. Su de­di­ca­ción, su es­fuer­zo y ca­pa­ci­dad de em­pre­sa­rio le per­mi­tie­ron for­jar una muy bue­na si­tua­ción eco­nó­mi­ca.

Fue el pri­me­ro en cons­truir una vi­vien­da de ma­te­rial en Whi­te y lue­go le­van­tó un edi­fi­cio de dos pi­sos en ca­lle Gui­ller­mo To­rres, cu­ya plan­ta ba­ja ocu­pó el Ban­co de Italia.

Pe­ro, sin du­das, su obra más va­lio­sa fue el pa­la­cio que le­van­tó en nues­tra ciu­dad, en la pri­me­ra cua­dra de Alem, una ca­lle que a prin­ci­pios del si­glo XX de­jó de ser una ca­lle “que no con­du­c­ñía a nin­g­ñun la­do” pa­ra con­ver­tir­se en el pa­seo por ex­ce­len­cia de los bahien­ses. En ese cha­let se ins­ta­ló a fi­nes de la dé­ca­da del 20 con su familia. A su fa­lle­ci­mien­to, la vi­vien­da si­guió ocu­pán­do­la su hi­jo, Fer­nan­do, el mis­mo que via­jó a Ca­ta­mar­ca a bus­car los res­tos de su pa­dre pa­ra in­hu­mar­los en el ce­men­te­rio lo­cal.

Po­co tiem­po des­pués De León ven­dió la pro­pie­dad a Ar­tu­ro Co­le­man, má­xi­ma au­to­ri­dad del Fe­rro­ca­rril del Sud, con­ce­sio­na­ria del puer­to whi­ten­se, quien la ha­bi­tó jun­to a su mu­jer, Emi­lia La­ba­dié, hasta su muer­te, en 1952. Se la lla­mó des­de en­ton­ces “La ca­sa Co­le­man”. In­clui­da en el in­ven­ta­rio pa­tri­mo­nial ar­qui­tec­tó­ni­co, el bien es pro­pie­dad aho­ra del Con­se­jo Na­cio­nal de In­ves­ti­ga­cio­nes Cien­tí­fi­cas y Téc­ni­cas (Co­ni­cet).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.