Lau­ta­ro Mar­tí­nez fue el due­ño de la pe­lo­ta y de la ale­gría argentina

Sus cin­co go­les, la ma­yo­ría agó­ni­cos, man­tu­vie­ron con vi­da y me­tie­ron a la Se­lec­ción Sub 20 Nueva. en el Mun­dial. El de­lan­te­ro bahien­se hizo un re­pa­so en una en­tre­vis­ta ex­clu­si­va con La

La Nueva - - DEPORTES. ACTIVIDADES - mi­nu­rra­te­gui@la­nue­va.com Mi­kel Iñu­rra­te­gui

“Creo que la cla­si­fi­ca­ción al Mun­dial es un pre­mio jus­to para to­do el es­fuer­zo y el sa­cri­fi­cio que hi­ci­mos”, di­jo Lau­ta­ro des­de Bue­nos Ai­res.

Su ima­gen y la de to­do el equi­po argentino fes­te­jan­do la agó­ni­ca y dra­má­ti­ca cla­si­fi­ca­ción al Mun­dial Sub 20 (gra­cias al triun­fo an­te Ve­ne­zue­la y al pos­te­rior em­pa­te de Bra­sil fren­te a Co­lom­bia) es­tu­vo en to­dos los me­dios del país.

Lau­ta­ro Mar­tí­nez, el pi­be de Bahía Blan­ca, sur­gi­do en la can­te­ra de Li­niers y que ac­tual­men­te des­pa­rra­ma su fút­bol en Ra­cing, fue el pro­ta­go­nis­ta prin­ci­pal de la película que la Se­lec­ción Argentina ro­dó en Ecua­dor en me­dio de un irre­gu­lar an­dar.

Ni bien pi­só sue­lo argentino, Lauty se hizo un ra­to para Nueva. dia­lo­gar con La y con­tar­le có­mo fue­ron sus días en Ecua­dor y los ins­tan­tes después del lo­gro.

"A me­di­da que va­yan pa­san­do los días va­mos a ir to­man­do con­cien­cia de lo que sig­ni­fi­ca cla­si­fi­car a un Mun­dial. Y más de es­ta ma­ne­ra", con­tó Lauty, quien fue uno de los go­lea­do­res ar­gen­ti­nos en el cer­ta­men (ver apar­te), ya ins­ta­la­do en su de­par­ta­men­to de Ave­lla­ne­da.

Po­si­ble­men­te la fal­ta de fút­bol a ni­vel país ha­ya te­ni­do que ver con que es­te cer­ta­men es­tu­vie­ra (qui­zás más que otros de si­mi­la­res ca­rac­te­rís­ti­cas) en el cen­tro de la es­ce­na en el mun­do de es­te de­por­te.

Y en­ci­ma es­te Su­da­me­ri­cano de­jó un par de situaciones que se­rán re­cor­da­das por mu­cho tiem­po. Una de ellas es el mo­men­to en que se con­su­mó la cla­si­fi­ca­ción con el plan­tel al­bi­ce­les­te en la pla­tea.

"Ob­via­men­te que se vi­ve de ma­ne­ra dis­tin­ta, aun­que yo su­frí mu­cho ver el par­ti­do de Bra­sil en el es­ta­dio, no po­día que­dar­me quie­to. No que­ría ni mi­rar", ad­mi­tió.

--¿Y la no­che pre­via co­mo la vi­vis­te?

--Muy bien. Nos da­ban por muer­tos, pe­ro no­so­tros nos jun­ta­mos a ha­blar mu­cho. Sa­bía­mos que na­da era im­po­si­ble, sa­li­mos a que­mar las na­ves. Ga­na­mos nues­tro par­ti­do y es­pe­ra­mos que Co­lom­bia nos die­ra una mano y así fue. Creo que es me­re­ci­do por la entrega que el equi­po de­mos­tró par­ti­do a par­ti­do.

Otro ca­pí­tu­lo im­bo­rra­ble que de­jó el tor­neo fue la odi­sea vi­vi­da por Atlé­ti­co Tu­cu­mán en Ecua­dor, don­de ju­gó por Co­pa Li­ber­ta­do­res.

Co­mo se sa­be, el De­cano lle­gó tar­de al par­ti­do y ju­gó con la ro­pa y los bo­ti­nes de los pi­bes de la Se­lec­ción. Y la ca­mi­se­ta nú­me­ro 9, la de Lau­ta­ro, la usó Zam­pe­dri au­tor del tan­to de la cla­si­fi­ca­ción.

"Es­ta­ba to­man­do un ca­fé con mi re­pre­sen­tan­te en el ho­tel y veo en el te­le­vi­sor que de­cía que iban a usar nues­tros bo­ti­nes y nues­tra ro­pa. Fue ra­rí­si­mo; es­tu­vi­mos to­dos pen­dien­tes del par­ti­do", con­tó Lau­ta­ro.

--Con­tá­me co­mo lo vi­vis­te con tu fa­mi­lia to­do es­to...

--Mi vie­jo (Ma­rio) pu­do es­tar los pri­me­ros par­ti­dos has­ta el de Co­lom­bia, cuan­do re­gre­só a Argentina. Des­de Bahía me alen­ta­ron mis her­ma­nos, mi ma­má y mi abue­la. Ellos es­tán siempre pre­sen­tes al igual que mis ami­gos. Es­to tam­bién es por ellos.

--Des­de afue­ra se los veía muy uni­dos, ¿Có­mo to­ma­ron to­do lo que se ha­bla­ba?

--Des­de que se arran­có con és­to tra­ta­mos de for­mar un gru­po uni­do que con­si­ga el ob­je­ti­vo prin­ci­pal de cla­si­fi­car. Lo lo­gra­mos por eso; no hi­ci­mos ca­so a lo que se de­cía de no­so­tros y fui­mos en con­tra­mano de los pro­ble­mas que tu­vi­mos y los su­pe­ra­mos. Por eso creo que la cla­si­fi­ca­ción es un pre­mio jus­to para to­do el es­fuer­zo y el sa­cri­fi­cio que hi­ci­mos.

--¿Qué te de­jó es­te Su­da­me­ri­cano?

--A ni­vel per­so­nal, su­mo otra ex­pe­rien­cia más y otra me­ta más cum­pli­da. Y a ni­vel gru­pal, mu­chas co­sas lin­das. Oja­lá se man­ten­gan mu­chos ju­ga­do­res de es­te gru­po para el Mun­dial. Fue muy lin­do to­do y se dis­fru­tó mu­cho.

REUTERS

Con el al­ma gri­tó es­te gol Lau­ta­ro. Fue el em­pa­te, en la úl­ti­ma ju­ga­da an­te Bra­sil, que man­tu­vo con chan­ces a Argentina.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.