Lau­ta­ro Martínez pa­só por Li­niers y regaló pe­lo­tas

Mien­tras se re­po­ne de una dis­ten­sión mus­cu­lar, Lau­ta­ro Martínez apro­ve­chó el fin de se­ma­na pa­ra ve­nir a Bahía y ayu­dar a Li­niers. "Dis­fru­to el día a día", di­jo el de­lan­te­ro de Ra­cing y la Sub 20.

La Nueva - - PORTADA - Mi­nu­rra­te­gui@la­nue­va.com

REGALÓ PE­LO­TAS PA­RA LA PRI­ME­RA Mi­kel Iñu­rra­te­gui n Li­niers to­do trans­cu­rría co­mo cual­quier tar­de: los chi­cos de la es­cue­li­ta en­tre­na­ban, gen­te que en­tra­ba y sa­lía, el quios­co pe­ga­do al Ale­jan­dro Pérez reunía a un pu­ña­do de di­ri­gen­tes y pro­fes, la Pri­me­ra vol­vía de prac­ti­car en el Zi­bec­chi... to­do nor­mal.

Pe­ro ha­bía al­go dis­tin­to ayer: la vi­si­ta del úl­ti­mo hi­jo pró­di­go de la ins­ti­tu­ción. Casi nadie lo sa­bía, pe­ro Lau­ta­ro Martínez, un nom­bre y ape­lli­do que ya ha­ce ra­to suena en los me­dios ca­pi­ta­li­nos con mu­cha fre­cuen­cia, se ale­jó un po­co del rui­do y apro­ve­chó el fin de se­ma­na li­bre pa­ra ve­nir a Bahía y, de pa­so, se pe­gó una vuel­ta por Li­niers y dio una mano (ver apar­te).

"Me di­je­ron que me va­ya a des­can­sar, a ver a la fa­mi­lia. Ha­cía mu­cho que no ve­nía. Tam­bién dis­fru­tan­do del club, siem­pre que ven­go a la ciu­dad tra­to de pa­sar por­que es el que me dio la po­si­bi­li­dad de cre­cer y ha­cer la ca­rre­ra que es­toy ha­cien­do", con­tó el de­lan­te­ro de Ra­cing y la Sub 20, des­de las en­tra­ñas de la uti­le­ría.

Lau­ta­ro es qui­zás el ju­ga­dor del mo­men­to. Tras la le­sión de Li­san­dro López ar­mó una du­pla le­tal con Gus­ta­vo Bou (el de Bahía anotó 5 go­les en 7 par­ti­dos en el tor­neo de Pri-

Eme­ra), que le per­mi­ten a la Aca­de­mia ilu­sio­nar­se con pe­lear el tí­tu­lo. Pe­ro, con el Mun­dial Sub 20 a la vuel­ta de la es­qui­na (se ini­cia­rá el 20 de ma­yo), una dis­ten­sión mus­cu­lar en la pier­na de­re­cha lo ale­jó de las can­chas por unos días.

"Lo vi­vo bien. Con mu­cha tran­qui­li­dad. Es­ta­ba un po­co ba­jo­nea­do o tris­te por­que lle­gó en un mo­men­to iny opor­tuno y eso a uno lo po­ne mal. Pe­ro el apo­yo de mi fa­mi­lia y mis com­pa­ñe­ros me sir­vió mu­cho pa­ra que pue­da me­ter­me en la re­cu­pe­ra­ción", con­tó el bahien­se.

--¿Tu­vis­te mie­do de que sea al­go más gra­ve?

-Sí, por eso le pe­dí a los mé­di­cos en­se­gui­da ha­cer­me una re­so­nan­cia y eco­gra­fías pa­ra des­pe­jar to­do ti­po de du­das; sen­tía mo­les­tia en to­da la pier­na. Sa­lió que era una mi­cro­dis­ten­sión, así que tran­qui­lo: son 10 días. Ya va­mos tres días de ki­ne­sio­lo­gía. Hoy (por ayer) vol­ví a tro­tar y es­toy muy bien. Es nor­mal la so­bre­car­ga por to­dos los par­ti­dos que tu­ve. Ya es­toy de lleno en la re­cu­pe­ra­ción, pa­só el mal mo­men­to. Es­toy fe­liz, dis­fru­to el día a día.

--¿Se ha­bló un po­co de más en es­tos días, lo tomás co­mo al­go que vie­ne en el "com­bo" del ju­ga­dor pro­fe­sio­nal?

--Sí, ob­via­men­te... lo to­mo con mu­cha tran­qui­li­dad. Tra­to de es­tar al mar­gen por­que es una si­tua­ción in­có­mo­da pa­ra mí. Ya se ve­rá que día me to­ca ir con la Se­lec­ción, si es el 6 de ma­yo o más ade­lan­te (el 14 se jue­ga el clá­si­co de Ave­lla­ne­da). Eso lo ve­rán en­tre el club y AFA. Yo es­toy al mar­gen pa­ra mi tran­qui­li­dad y pa­ra se­guir re­cu­pe­rán­do­me bien. Tra­to de en­fo­car­me en mi tra­ba­jo, en en­tre­nar, en se­guir me­jo­ran­do y de apren­der de mis com­pa­ñe­ros que son in­creí­bles, de mu­cha je­rar­quía. --¿Con qué so­ñás Lauty? --Soy de po­ner­me me­tas a corto pla­zo. Pri­me­ro ter­mi­nar es­tos par­ti­dos en Ra­cing de la me­jor ma­ne­ra y des­pués ir­me al Mun­dial a dis­fru­tar, es un sue­ño pa­ra mí, es al­go muy es­pe­cial. Oja­lá lo pue­da dis­fru­tar mu­cho por­que eso se vi­ve una so­la vez.

FO­TOS: SE­BAS­TIÁN CORTÉS-LA NUE­VA

En ca­sa. Lauty en la uti­le­ría del Ale­jan­dro Pérez, don­de se con­vir­tió en el ju­ga­dor más jo­ven en de­bu­tar en la Pri­me­ra del Chi­vo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.