PAMI: si­guen fal­tan­do mé­di­cos y hay pro­ble­mas con los tras­la­dos

La em­pre­sa de am­bu­lan­cias no cu­bre el có­di­go ver­de, el de me­nor com­ple­ji­dad, y es­to ge­ne­ra di­fi­cul­ta­des en el ser­vi­cio 911. En­tre 4.000 y 4.500 ju­bi­la­dos no tie­nen pro­fe­sio­nal de ca­be­ce­ra, di­jo Fran­cis­co Díaz Mar­tí­nez.

La Nueva - - LA CIUDAD. - Cco­rra­det­ti@la­nue­va.com

MANO A MANO CON EL NUE­VO TI­TU­LAR Ce­ci­lia Co­rra­det­ti

La ca­ren­cia de mé­di­cos de ca­be­ce­ra, así co­mo las se­rias di­fi­cul­ta­des del nue­vo ser­vi­cio de am­bu­lan­cias re­cien­te­men­te li­ci­ta­do por PAMI, re­pre­sen­tan los prin­ci­pa­les in­con­ve­nien­tes a re­sol­ver por la nue­va ges­tión a ni­vel re­gio­nal, a car­go de Fran­cis­co Díaz Mar­tí­nez, de­sig­na­do tran­si­to­ria­men­te en re­em­pla­zo de Ana Ma­ría Da­do­mo.

Me­cá­ni­co den­tal, de 46 años -–los úl­ti­mos 13 co­mo em­plea­do del Ins­ti­tu­to--, ad­mi­tió que en las dos pri­me­ras se­ma­nas a car­go de la uni­dad con se­de en San Mar­tín 261 en­con­tró un pa­no­ra­ma di­fí­cil, “aun­que no caó­ti­co”.

“Me sien­to acom­pa­ña­do por el per­so­nal, que me co­no­ce des­de ha­ce años. Es­ta fun­ción re­quie­re otra res­pon­sa­bi­li­dad, pe­ro por so­bre to­do la to­ma de de­ci­sio­nes que afec­tan a afi­lia­dos, pres­ta­do­res, per­so­nal y pro­fe­sio­na­les. De­ter­mi­na­das cues­tio­nes pue­den re­sol­ver­se des­de aquí, otras de­pen­den del ni­vel cen­tral”, sin­te­ti­zó.

--El nue­vo ser­vi­cio de tras­la­do de en­fer­mos (em­pre­sa Vi­tal) es muy de­fi­cien­te, de acuer­do con los ju­bi­la­dos ¿Qué se es­tá ha­cien­do?

--La con­tra­ta­ción fue a tra­vés de una li­ci­ta­ción na­cio­nal. El prin­ci­pal pro­ble­ma es que no in­cor­po­ró el có­di­go ver­de, es de­cir, to­do lo que no es ries­go de vi­da. A ve­ces es di­fí­cil de­ter­mi­nar los có­di­gos y el ver­de sue­le con­fun­dir­se con el ama­ri­llo, que sí re­quie­re otra aten­ción.

--¿Es cons­cien­te de que es­ta si­tua­ción ter­mi­nó co­lap­san­do el ser­vi­cio de emer­gen­cias mu­ni­ci­pal?

--Sí, cla­ro. El 911 es­tá sa­tu­ra­do y es ló­gi­co. Se es­tán rea­li­zan­do au­di­to­rías ex­haus­ti­vas pa­ra mo­di­fi­car es­ta si­tua­ción y lo­grar una pron­ta so­lu­ción, es de­cir, in­sis­to, que pue­da ab­sor­ber­se el có­di­go ver­de.

--Sa­be­mos que tam­bién hay pro­ble­mas con el tras­la­do de la ur­gen­cia.

--Al­gu­nos. Re­ci­bi­mos mu­chos lla­ma­dos e in­ten­ta­mos ca­na­li­zar­los to­dos los días. In­sis­to, la cues­tión de fon­do es cam­biar es­te sis­te­ma y he­mos he­cho el pe­di­do. Es­ta­mos en con­tac­to con ni­vel cen­tral y, en breve, po­si­ble­men­te se mo­di­fi­que. No pue­do de­cir que se­rá hoy, pe­ro sí que es­tá en vías.

--¿Cuán­tos son los abue­los sin mé­di­cos de ca­be­ce­ra en Bahía?

--En­tre 4.000 y 4.500, una ci­fra di­ná­mi­ca y, por otro la­do, no to­dos tie­nen un pro­ble­ma en for­ma si­mul­tá­nea. Va­rios no uti­li­zan la obra so­cial y, los que sí lo ha­cen, se acer­can a ha­cer in­ter­con­sul­tas a es­ta se­de. Han ido in­gre­san­do mé­di­cos de ca­be­ce­ra, aun­que ne­ce­si­ta­ría­mos al me­nos ocho más pa­ra fun­cio­nar ade­cua­da­men­te.

--¿Có­mo se ha­ce pa­ra ten­tar a un mé­di­co pa­ra que atien­da afi­lia­dos a PAMI?

--No po­de­mos obli­gar­los. Es un pro­ble­ma di­fí­cil e in­ten­ta­mos va­rias for­mas. El Hos­pi­tal Es­pa­ñol su­mó cin­co pro­fe­sio­na­les. Mien­tras tan­to, en es­ta se­de tra­ba­ja­mos pa­ra dar­le una so­lu­ción a quien ne­ce­si­ta re­ce­tas, in­ter­con­sul­tas, de­ri­va­cio­nes, etc.

--¿Es­to ge­ne­ra so­bre­car­ga y ma­les­tar la­bo­ral?

--Al­gu­nos em­plea­dos de­ben cum­plir fun­cio­nes que pro­ba­ble­men­te no les co­rres­pon­den pa­ra que fun­cio­ne el cir­cui­to de aten­ción. Es ver­dad que se han pro­du­ci­do al­gu­nas si­tua­cio­nes di­fí­ci­les a par­tir del ma­les­tar de abue­los o fa­mi­lia­res, pe­ro no fue­ron tan­tas. De­fi­ni­cio­nes Cá­pi­tas. ¿Por­qué al­gu­nos pro­fe­sio­na­les u hos­pi­ta­les no es­tán de acuer­do con el cam­bio de sis­te­ma de pres­ta­ción a ca­pi­ta­do?, se le pre­gun­tó. "Se­gui­mos dia­lo­gan­do con va­rios sec­to­res, co­mo bio­quí­mi­cos y es­pe­cia­lis­tas. PAMI no de­ja de pa­gar, sino que con es­te nue­vo sis­te­ma, en al­gu­nos ca­sos, se per­ci­ben otras ci­fras y de ahí vie­ne el re­cla­mo". En hos­pi­ta­les. ¿Un abue­lo que ne­ce­si­ta acu­dir a un es­pe­cia­lis­ta de­be pa­gar la con­sul­ta? "No, siem­pre y cuan­do se di­ri­ja al lu­gar in­di­ca­do. Los hos­pi­ta­les don­de tie­nen su cá­pi­ta cuen­tan con es­pe­cia­lis­tas", con­tes­tó. Sen­si­bi­li­dad. "Pa­ra es­tar al fren­te de PAMI se ne­ce­si­ta sen­si­bi­li­dad. Ca­da ca­so de­be ana­li­zar­se en for­ma par­ti­cu­lar y tra­ta­mos de no de­jar a na­die sin aten­ción, ya sea a tra­vés de la vía so­cial, sub­si­dios, et­cé­te­ra". Acom­pa­ña­mien­to. "Sa­be­mos que hoy la mi­ra­da es­tá pues­ta en es­te or­ga­nis­mo. Por mi par­te, vol­ca­ré to­do mi es­fuer­zo pa­ra que se lo­gre lo que fal­ta. In­sis­to, pa­ra mí es im­por­tan­te el acom­pa­ña­mien­to del per­so­nal, con quien for­jé una bue­na re­la­ción a tra­vés de mi pa­so por me­sa de en­tra­das, in­for­mes, com­pras, pres­ta­cio­nes mé­di­cas, aten­ción al pú­bli­co y coor­di­na­ción de UGL".

AR­CHI­VO LA NUE­VA.

La se­de de San Mar­tín al 200 sue­le es­tar muy con­cu­rri­da por­que ca­da vez más trá­mi­tes se con­cen­tran allí.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.