La ce­ni­cien­ta de la huer­ta

La Voz del Interior - Rumbos - - Bajorelieve - POR CRIS­TI­NA BA­JO

Den­tro de un mes o dos ha­bre­mos per­di­do la opor­tu­ni­dad de sa­bo­rear al­gu­nos pla­tos su­cu­len­tos. Y en­tre los in­gre­dien­tes pa­ra esos pla­tos, re­cor­dé la hu­mil­de ba­ta­ta, una hor­ta­li­za con mu­chas cua­li­da­des –les pro­pon­go in­ves­ti­gar­las por in­ter­net–y que po­co apro­ve­cha­mos. Es de fá­cil coc­ción y pue­de usár­se­la en un sim­ple pu­che­ro, en cro­que­tas, al horno, pi­sa­da con miel y pi­mien­ta, en pu­ré con co­mino, en al­mí­bar. Y ha­ce po­co, pro­bé ha­cer ño­quis con ella.

Ño­quis ca­pri­cho­sos

In­gre­dien­tes pa­ra 6 u 8 per­so­nas: ½ ki­lo de ha­ri­na co­mún; 1 ki­lo de ba­ta­tas her­vi­das (o al horno); 2 ata­dos de acel­ga co­ci­da; 1 hue­vo; 5 cu­cha­ra­das de que­so ra­lla­do; acei­te: el ne­ce­sa­rio; 250 gra­mos de cre­ma de le­che; 50 gra­mos de nue­ces pi­ca­das fi­nas; ra­lla­du­ra de nuez mos­ca­da.

Pre­pa­ra­ción: her­vir la acel­ga con bas­tan­te agua, es­cu­rrir y de­jar en­friar. Ha­cer un pu­ré se­co con las ba­ta­tas, agre­gán­do­le la nuez mos­ca­da y un po­co de sal. Es­cu­rrir la acel­ga en un re­pa­sa­dor de lien­zo; pi­car­la fina y unir con el pu­ré.

So­bre la me­sa­da, ar­mar una co­ro­na de ha­ri­na y ta­mi­zar­la con el pu­ré ob­te­ni­do. Aña­dir la ye­ma y el que­so ra­lla­do fino, un po­co más de sal y tra­ba­jar la ma­sa. Unir con 2 cu­cha­ra­das de acei­te has­ta ob­te­ner una ma­sa con­sis­ten­te. Ex­ten­der so­bre el már­mol y tra­ba­jar­la con la pal­ma de las manos has­ta que que­de del gro­sor de un de­do. Ar­mar los ño­quis tal cual ha­ce­mos con los de pa­pa, her­vir en abun­dan­te agua con un po­co de sal. En cuan­to flo­ten, re­ti­rar con una es­pu­ma­de­ra y po­ner­los en una fuen­te en­ti­bia­da, hon­da, con par­te de la cre­ma aba­jo. Pro­bar si es­tán bien de sal, mez­clar con la cre­ma y ben­de­cir con las nue­ces pi­ca­das muy fi­nas.

Si lo desea­mos, po­de­mos pre­pa­rar­la con la más sim­ple de las sal­sas; la "Sal­sa del apren­diz", a la que po­de­mos au­men­tar con un po­co de azú­car o aña­dir co­mino. No des­en­to­nan con la sal­sa de cua­tro que­sos. Es­ta sal­sa com­bi­na muy bien con las pas­tas re­lle­nas, sien­do sua­ve, pa­ra que no dis­trai­ga del sa­bor del re­lleno.

Sal­sa del apren­diz

In­gre­dien­tes pa­ra 1 ki­lo y ½ de pas­ta: 1 ki­lo de to­ma­tes ma­du­ros; 1 ce­bo­lla gran­de; 2 dien­tes de ajo; 1 ca­ja de pu­ré de to­ma­te; 3 ra­mi­tas de ro­me­ro fres­co o 1 pu­ña­do de al­baha­ca fres­ca pi­ca­da; 2 ho­jas de lau­rel; 1 cu­cha­ra­di­ta de azú­car.

Pre­pa­ra­ción: 1) Po­ner agua al fue­go con un pu­ña­di­to de sal pa­ra co­ci­nar la pas­ta ele­gi­da; pi­car la ce­bo­lla, el ajo y los to­ma­tes sin piel ni se­mi­llas. Po­ner en una sar­tén acei­te pu­ro de gi­ra­sol o de uva, ca­len­tar a fue­go me­diano; agre­gar la ce­bo­lla y los ajos, do­rar ape­nas, agre­gar los to­ma­tes ma­du­ros pi­ca­dos y mez­clar a fue­go len­to. Echar la pas­ta en el agua hir­vien­do y es­pe­rar has­ta que suba a la su­per­fi­cie, que se­rá a los 4 o 5 mi­nu­tos. Ade­re­zar la sal­sa con las hier­bas, sal y pi­men­tón. Com­ple­tar con el pu­ré de to­ma­te y la cu­cha­ra­di­ta de azú­car. Co­ci­nar 10 o 12 mi­nu­tos has­ta que es­pe­se.

Co­lar la pas­ta, es­cu­rrir, mo­jar rá­pi­da­men­te con agua fría, po­ner en fuen­te hon­da, mez­clar con me­dio ta­zón de sal­sa y guar­dar el res­to pa­ra ba­ñar por en­ci­ma. Es­pol­vo­rear con ho­jas de al­baha­ca (o pun­tas de ro­me­ro) y ta­par un ra­to pa­ra que suel­ten el aro­ma al ca­len­tar­se.

Ser­vir con que­so sar­do ra­lla­do a dis­po­si­ción de los co­men­sa­les.

Es una re­ce­ta uni­ver­sal –ca­si de prin­ci­pian­tes– que va bien con cap­pe­le­tis, ra­vio­les y ca­ne­lo­nes, sin ol­vi­dar la po­len­ta o un gui­so de le­gum­bres.

Su­ge­ren­cias: 1) Bus­car en in­ter­net la cua­li­da­des de la ba­ta­ta: se sor­pren­de­rán; 2) leer una no­ve­la so­bre dos her­ma­nas que se re­en­cuen­tran: Pan de li­món con se­mi­llas de amapola, de Cris­ti­na Cam­pos. 3) Ver Va­tel, con Ge­rard De­par­dieu. •

Pi­sa­da con pi­mien­ta y miel, al horno, en cro­que­tas o en al­mí­bar, la ba­ta­ta es una hor­ta­li­za dig­na de ser des­cu­bier­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.