Un li­bro, mil li­bros

¿Es un cuen­to? ¿Una no­ve­la? ¿Una bio­gra­fía? ¿Un có­mic? ¿Tie­ne so­la­pas? ¿Tie­ne más li­bros aden­tro? ¿Una car­ta? ¿Qué es?

La Voz del Interior - Rumbos - - Intro - POR MA­RÍA SCHUJER

Ahí en el fon­do de la li­bre­ría, en la zo­na al­fom­bra­da, es­tá esa ma­sa in­for­me lla­ma­da li­te­ra­tu­ra in­fan­til; in­clu­ye li­bro­tes y li­bri­tos; edi­cio­nes con for­ma de ra­na o tren; de te­la, de go­ma, de car­tón; con olor a flan; con ten­tácu­los; y qui­chi­cien­tas ver­sio­nes de cuen­tos clá­si­cos de du­do­sa mo­ra­li­dad… Pe­ro tam­bién hay, a ve­ces en los inac­ce­si­bles es­tan­tes su­pe­rio­res, al­gu­nos tesoros; li­bros que des­de la pri­me­ra pá­gi­na de­rrum­ban la ran­cia idea de que una his­to­ria pa­ra chi­cos tie­ne que pre­sen­tar un ar­gu­men­to li­neal de ba­ja com­ple­ji­dad, ri­ma con­so­nan­te y per­so­na­jes ul­tra­pre­de­ci­bles. Sí, exis­ten cien­tos de ge­nia­les li­bros pa­ra chi­cos… y un al­to por­cen­ta­je de esos cien­tos sa­lie­ron de la plu­ma vo­la­do­ra de un so­lo au­tor: Roald Dahl. Cual­quie­ra que ha­ya te­ni­do la suer­te de en­con­trar­se (o de­be­ría de­cir co­li­sio­nar) con al­guno de sus tex­tos, ya no vuel­ve a ser el mis­mo: aho­ra sa­be que no to­dos los ni­ños son bue­nos ni tie­nen una exis­ten­cia ad­je­ti­va­da en di­mi­nu­ti­vos; sa­be que exis­ten mons­truos ri­dícu­los y gi­gan­tes her­mo­sos; que hay mas­co­tas a las que no de­be­mos ali­men­tar des­pués de la me­dia­no­che y ni­ñas con po­de­res que aman leer. Co­mo una ca­ja chi­na be­lla­men­te ilus­tra­da por el in­creí­ble Quen­tin Bla­ke, el uni­ver­so en­te­ro del es­cri­tor no­rue­go flo­re­ce y se ra­mi­fi­ca en Los fan­tas­ti­bu­lo­sos mun­dos de Roald Dahl, un li­bro pa­ra chi­cos (sus­pi­ro re­sig­na­do) que los gran­des no po­de­mos per­der­nos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.