Cal­cio pa­ra las ma­más

Mia - - CALIDAD DE NUTRICIÓN -

La Or­ga­ni­za­ción Mun­dial de la Sa­lud se­ña­ló que di­ver­sos es­tu­dios clí­ni­cos con­fir­ma­ron que a ma­yor in­ges­ta de cal­cio en la mu­jer em­ba­ra­za­da, me­no­res son los tras­tor­nos re­la­cio­na­dos con la hi­per­ten­sión en el em­ba­ra­zo. La hi­per­ten­sión re­pre­sen­ta una com­pli­ca­ción en el 10% de los em­ba­ra­zos en to­do el mun­do, mien­tras que la preeclam­psia y la eclam­psia son las prin­ci­pa­les cau­sas de la mor­bi­mor­ta­li­dad ma­ter­na y pe­ri­na­tal, pro­du­cien­do has­ta 40 mil muer­tes al año. En Amé­ri­ca La­ti­na y el Ca­ri­be, los tras­tor­nos hi­per­ten­si­vos pro­du­cen el 25,7% de las muer­tes en el em­ba­ra­zo.

El Dr. Be­li­zán, mé­di­co es­pe­cia­lis­ta en Obs­te­tri­cia e Investigador Se­nior del De­par­ta­men­to de In­ves­ti­ga­ción en Sa­lud de la Madre y el Ni­ño del Ins­ti­tu­to de Efec­ti­vi­dad Clí­ni­ca y Sa­ni­ta­ria (IECS), ex­pli­có que “es­te ha­llaz­go sur­gió a par­tir de una ob­ser­va­ción ori­gi­nal que hi­ci­mos ha­ce más de 30 años en Gua­te­ma­la, don­de las mu­je­res te­nían ba­ja fre­cuen­cia de hi­per­ten­sión en el em­ba­ra­zo, así co­mo de preeclam­psia-eclam­psia, con una al­ta in­ges­ta de cal­cio. En 2012 la OMS emi­tió una re­co­men­da­ción pa­ra que la mu­jer em­ba­ra­za­da lo­gre una in­ges­ta ade­cua­da de cal- cio. La in­ges­ta ne­ce­sa­ria de cal­cio es de al­re­de­dor de 1 gra­mo dia­rio, a tra­vés de una ali­men­ta­ción que in­clu­ya le­che, yo­gur, que­sos y de­ri­va­dos, que son la ma­yor fuen­te na­tu­ral de es­te mi­ne­ral ”.

Ade­más, se es­tá in­ves­ti­gan­do si exis­te una re­la­ción en­tre ma­yor con­su­mo de cal­cio en el em­ba­ra­zo y me­nor ries­go de hi­per­ten­sión en el ni­ño, ya que “los es­tu­dios que rea­li­za­mos en nues­tro país mos­tra­ron que en las ma­dres que ha­bían te­ni­do una in­ges­ta ade­cua­da de cal­cio, sus hi­jos mos­tra­ron me­no­res ci­fras de tensión ar­te­rial y me­nos fre­cuen­cia de hi­per­ten­sión en la ni­ñez”, co­men­tó el Dr. Be­li­zán. Por su par­te, la Dra. Brea­triz Oli­ve­ri, in­ves­ti­ga­do­ra del Co­ni­cet y del La­bo­ra­to­rio En­fer­me­da­des Me­ta­bó­li­cas Óseas INIGEm del Hos­pi­tal de Clí­ni­cas de la Uni­ver­si­dad de Bue­nos Ai­res, in­for­mó que "tam­bién se ha ob­ser­va­do en las em­ba­ra­za­das con de­fi­cien­cia de vi­ta­mi­na D, una aso­cia­ción con ma­yor in­ci­den­cia de preeclam­psia, par­to pre­tér­mino es­pon­tá­neo, dia­be­tes ges­ta­cio­nal y va­gi­no­sis bac­te

ria­na".

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.