Ru­bins­tein.

Tras la ab­sor­ción de su car­te­ra por par­te del Mi­nis­te­rio de Desa­rro­llo Social, el ex mi­nis­tro nie­ga una des­je­rar­qui­za­ción del sec­tor y ase­gu­ra que, des­de lo ope­ra­ti­vo, “to­do si­gue igual”.

Perfil (Domingo) - - PORTADA - FLORENCIA BALLARINO

El se­cre­ta­rio de Sa­lud di­ce que de­jar de ser mi­nis­te­rio no des­je­rar­qui­za su área.

A po­co más de diez días del anun­cio de la ab­sor­ción del Mi­nis­te­rio de Sa­lud por par­te del de Desa­rro­llo Social, Adol­fo Ru­bins­tein, ac­tual se­cre­ta­rio de Go­bierno de Sa­lud de la Na­ción, se su­mó ayer al tim­breo na­cio­nal de Cambiemos. De jean y cam­pe­ra sport, acom­pa­ñó al ex ti­tu­lar del PAMI y ac­tual con­ce­jal de Al­mi­ran­te Brown, Car­los Re­gaz­zo­ni, a ha­blar con ve­ci­nos de la lo­ca­li­dad bo­nae­ren­se de Bur­za­co y a re­co­rrer las obras del Hos­pi­tal Lu­cio Me­lén­dez.

A pe­sar de que­dar ba­jo el ala de la car­te­ra que con­du­ce Carolina Stan­ley, Ru­bins­tein ne­gó que exis­ta una des­je­rar­qui­za­ción del sec­tor o un ajus­te en sa­lud: “en la reali­dad no hay cam­bios sus­tan­cia­les ni re­duc­ción del pre­su­pues­to. Es más una cues­tión po­lí­ti­ca que tie­ne que ver con la es­truc­tu­ra de­ci­sio­nal del Go­bierno”. En una entrevista ex­clu­si­va con PER­FIL, el ex mi­nis­tro ha­bló so­bre la bac­te­ria que tu­vo en vi­lo es­ta se­ma­na al país (ver

re­cua­dro), las de­nun­cias por fal­ta de in­su­mos y va­cu­nas y el im­pac­to de la de­va­lua­ción.

—¿A qué se debe la de­ci­sión de ba­jar de ran­go al Mi­nis­te­rio de Sa­lud?

—La de­ci­sión fue po­lí­ti­ca, tie­ne que ver con la con­cen­tra­ción en me­nos mi­nis­te­rios de la to­ma de de­ci­sio­nes. En lo ope­ra­ti­vo no hu­bo nin­gún cam­bio, co­mo se­cre­ta­rio de Go­bierno ten­go las mis­mas fun­cio­nes y atri­bu­cio­nes que un mi­nis­tro. Las par­ti­das pre­su­pues­ta­rias, to­do lo que tie­ne que ver con la im­ple­men­ta­ción de los pro­gra­mas y las po­lí­ti­cas si­gue sien­do la mis­ma, si­gue sien­do in­cum­ben­cia ex­clu­si­va de la Se­cre­ta­ría de Go­bierno de Sa­lud. Lo que exis­te es una re­la­ción ar­ti­cu­la­da con Desa­rro­llo Social. Con la ministra (Carolina) Stan­ley afor­tu­na­da­men­te ten­go una muy bue­na re­la­ción por­que ya ve­nía­mos tra­ba­jan­do en mu­chos pro­gra­mas con­jun­tos. La ver­dad es que en es­tos diez días que es­ta­mos con es­ta nue­va es­truc­tu­ra, ve­ni­mos tra­ba­jan­do muy bien.

—Pe­ro la sen­sa­ción es que pa­ra el Go­bierno la sa­lud no es una prio­ri­dad... —Sé que ha ha­bi­do un re- vul­si­vo social con es­to. Las so­cie­da­des cien­tí­fi­cas, las so­cie­da­des pro­fe­sio­na­les, el mis­mo sec­tor se mo­vi­li­zó. Si hu­bie­ra una des­je­rar­qui­za­ción, si hu­bie­ra un re­duc­ción pre­su­pues­ta­ria, si hu­bie­ra una fal­ta de prio­ri­za­ción de la sa­lud pú­bli­ca, yo no me que­da­ría en el car­go. Por­que yo no ven­go de la po­lí­ti­ca, sino de la sa­lud pú­bli­ca. Yo me que­do por­que no hay nin­gu­na se­ñal, más allá de la cues­tión po­li­ti­ca, que im­pli­que que a es­te go­bierno no le in­tere­sa la sa­lud pú­bli­ca.

—Des­de la Di­rec­ción de Si­da de­nun­cia­ron que es­tá en ries­go la aten­ción de los pa­cien­tes. ¿Por qué re­nun­ció su ti­tu­lar, Ser­gio Mau­re?

—Es un in­ven­to. To­das las va­cu­nas e in­su­mos crí­ti­cos, in­clu­yen­do an­ti­rre­tro­vi­ra­les, es­tán en­tre­gán­do­se nor­mal­men­te y es­tá ga­ran­ti­za­da la pro­vi­sión. Ser­gio Mau­re, que era el di­rec­tor y que yo nom­bré en el car­go, tu­vo ra­zo­nes per­so­na­les pa­ra ir­se. La de­ci­sión la ha­bía ha­bla­do con­mi­go ha­ce un tiem­po y de he­cho es­tá en fun­cio­nes has­ta fin de mes. No re­nun­ció por­que fal­ta­ba pre­su­pues­to, no hay na­da de cier­to en eso. Hay grupos con mu­cha in­ten­cio­na­li­dad po­lí­ti­ca en to­do es­to, que ven la opor­tu­ni­dad pa­ra pe­gar­nos. Pe­ro no

hay na­da cier­to.

—¿Có­mo afec­ta la de­va­lua­ción a la fu­tu­ra com­pra de in­su­mos?

—La de­vlua­ción tie­ne un im­pac­to fuer­tí­si­mo por­que bue­na par­te de nues­tro pre­su­pues­to tie­ne que ver con la im­por­ta­ción de in­su­mos crí­ti­cos, va­cu­nas, me­di­ca­men­tos, reac­ti­vos. El pre­su­pues­to que yo ten­go cu­bre la de­man­da aún a va­lo­res del dó­lar de hoy. Es­to es im­por­tan­te pa­ra lle­var tran­qui­li­dad. Es­ta­mos lan­zan­do una li­ci­ta­ción de dro­gas on­co­ló­gi­cas con PAMI y otras obras so­cia­les pa­ra lo­grar re­du­cir pre­cio y me­jo­rar el ac­ce­so pa­ra mi­ti­gar el im­pac­to de la cri­sis. —¿Cuán­do se va a vol­ver

“No es cier­to que fal­ten va­cu­nas e in­su­mos. Es­tán en­tre­gán­do­se nor­mal­men­te”

a apli­car la va­cu­na con­tra el me­ni­go­co­co de los 11 años?

—La va­cu­na fue in­cor­po­ra­da ha­ce dos años y me­dio al Ca­len­da­rio, al fi­nal del an­te­rior go­bierno. Re­cién se pu­do em­pe­zar a im­ple­men­tar en el se­gun­do se­mes­tre del año pa­sa­do por­que es­to to­ma tiem­po, hay que ha­cer ges­tio­nes, ne­go­ciar stock con el Fon­do Ro­ta­to­rio de la OPS. To­do es­to ge­ne­ró que hu­bie­ran atra­sos ló­gi­cos. Son cua­tro do­sis, tres an­tes de los 15 me­ses y una do­sis de re­fuer­zo a los 11 años. El gru­po de ries­go son los chi­qui­tos, es ahí don­de te­ne­mos que va­cu­nar. Por es­tas ra­zo­nes, de­ci­di­mos con­cen­trar­nos en la po­bla­ción de ries­go has­ta que re­cu­pe­re­mos el stock, calcu­lo que eso se­rá an­tes de fin de año.

TWIT­TER

TIM­BREO. El se­cre­ta­rio de Go­bierno de Sa­lud, Adol­fo Ru­bins­tein, sa­lió ayer a re­co­rrer Bur­za­co y el Hos­pi­tal Me­lén­dez jun­to al ex ti­tu­lar del PAMI, Car­los Re­gaz­zo­ni.

CEDOC PER­FIL

PRO­TES­TA. Por el ajus­te y la ba­ja del ran­go al Mi­nis­te­rio de Sa­lud.

TWIT­TER

EN SINTONIA. Ru­bins­tein y Stan­ley jun­tos en La Ma­tan­za.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.