His­tó­ri­co acuer­do con el Va­ti­cano por sie­te obis­pos di­si­den­tes

Perfil (Domingo) - - INTERNACIONALES -

La San­ta Se­de y el go­bierno de Chi­na fir­ma­ron ayer en Bei­jing el tan es­pe­ra­do y dis­cu­ti­do “Acuer­do pro­vi­so­rio so­bre el nom­bra­mien­to de obis­pos”, que lle­gó en el pri­mer día del via­je del Pa­pa por Li­tua­nia, Le­to­nia y Es­to­nia.

El acuer­do “tra­ta del nom­bra­mien­to de los obis­pos, cues­tión de gran im­por­tan­cia pa­ra la vi­da de la Igle­sia, y crea las con­di­cio­nes pa­ra una am­plia co­la­bo­ra­ción a ni­vel bi­la­te­ral”, afir­mó el Va­ti­cano.

El his­tó­ri­co acuer­do fue fir­ma­do por mon­se­ñor An­toi­ne Ca­mi­lle­ri, sub­se­cre­ta­rio pa­ra las Re­la­cio­nes con los Es­ta­dos, y Wang Chao, vi­ce­can­ci­ller chino, je­fes de las res­pec­ti­vas de­le­ga­cio­nes ne­go­cia­do­ras. Grie­ta.

Los 12 mi­llo­nes de ca­tó­li­cos chi­nos, muy mi­no­ri­ta­rios en un país con 1.500 mi­llo­nes de ha­bi­tan­tes, pro­fe­san su fe di­vi­di­dos des­de ha­ce dé­ca­das en­tre una Igle­sia “pa­trió­ti­ca” con­tro­la­da por Bei­jing, y otra clan­des­ti­na que re­co­no­ce la au­to­ri­dad del Pa­pa. Con el acuer­do, Fran­cis­co “read­mi­tió con ple­na co­mu­nión ecle­siás­ti­ca a los obis­pos ‘ofi­cia­les’ or­de­na­dos sin man­da­to pon­ti­fi­cio”, di­jo el Va­ti­cano.

El Pa­pa “aus­pi­cia que, con las de­ci­sio­nes to­ma­das, se pue­da ini­ciar un nue­vo ca­mino, que per­mi­ta su­pe­rar las he­ri­das del pa­sa­do rea­li­zan­do la ple­na co­mu­nión de to­dos los ca­tó­li­cos chi­nos”, con­ti­nuó.

Fran­cis­co creó ayer en la pro­vin­cia de He­bei la nue­va dió­ce­sis de Cheng­de, ba­jo ju­ris­dic­ción de Bei­jing, la pri­me­ra en se­ten­ta años.

“Es­te no es el fin del pro­ce­so. Es el co­mien­zo”, pa­ra “per­mi­tir a los cre­yen­tes te­ner obis­pos en co­mu­nión con Ro­ma pe­ro al mis­mo tiem­po re­co­no­ci­dos por las au­to­ri­da­des chi­nas”, di­jo el por­ta­voz del Va­ti­cano, Greg Bur­ke, des­de Vil­na, adon­de lle­gó el Pa­pa ayer pa­ra un via­je de cua­tro días a los paí­ses bál­ti­cos.

“El ob­je­ti­vo del acuer­do no es po­lí­ti­co sino pas­to­ral, per­mi­tien­do a los fie­les te­ner obis­pos en co­mu­nión con Ro­ma, y que al mis­mo tiem­po sean re­co­no­ci­dos por las au­to­ri­da­des chi­nas”, agre­gó.

Pa­ra el se­cre­ta­rio de Es­ta­do del Va­ti­cano, Pie­tro Pa­ro­lin, aho­ra “los ca­tó­li­cos en Chi­na po­drán tes­ti­mo­niar la pro­pia fe, vi­vir un ge­nuino amor a la pa­tria y abrir­se al diá­lo­go con to­dos los pue­blos y a la pro­mo­ción de la paz”.

AP

FIE­LES. Ca­tó­li­cos chi­nos en Bei­jing y, ayer, con Fran­cis­co en Vil­na.

AFP

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.