Ci­ta en Can­nes pa­ra re­de­fi­nir el lu­jo

Ca­ro­li­ne Scheu­fe­le y Char­li­ze The­ron ha­blan so­bre la mi­ne­ría cons­cien­te y el uni­ver­so de Cho­pard en una ex­clu­si­va con Kelly Ta­la­mas

VOGUE Latinoamerica - - Estilo V - Fo­to­gra­fías de jo­yas Cop­pi Bar­bie­ri

La Croi­set­te lu­ce es­pec­ta­cu­lar en es­te día so­lea­do, vis­ta des­de la azo­tea del icó­ni­co Ho­tel Mar­ti­nez don­de me en­cuen­tro. Pe­ro hoy, otro pai­sa­je lla­ma mi aten­ción: una ban­de­ja cu­bier­ta con ter­cio­pe­lo, en la que anida un bra­za­le­te con una esmeralda y dia­man­tes. Pie­za a pie­za, se nos re­ve­la la co­lec­ción Red Car­pet, de la fir­ma Cho­pard. Han pa­sa­do tres años des­de que con­ver­sé con Ca­ro­li­ne Scheu­fe­le, Co-pre­si­den­ta y Di­rec­to­ra Ar­tís­ti­ca de Cho­pard, so­bre Jour­ney to Sus­tai­na­ble Luxury, un pro­yec­to que lan­zó jun­to a Li­via Firth. En­ton­ces, es­tá­ba­mos en Mia­mi, y apren­dí con ellas so­bre la mi­ne­ría res­pon­sa­ble del oro Fair­mi­ned, su sig­ni­fi­ca­do pa­ra la mar­ca, la in­dus­tria y pa­ra to­do el pla­ne­ta.

Aho­ra, nos re­en­con­tra­mos en Can­nes, ce­le­bran­do 20 años de una alian­za exi­to­sa con el fes­ti­val de cine, ahí se nos une la Men­sa­je­ra de Paz de Na­cio­nes Uni­das y ac­triz ga­na­do­ra del Os­car y el Gol­den Glo­be, Char­li­ze The­ron. “Es un pro­yec­to que ten­go en mi co­ra­zón, y cuan­do ten­go al­go aquí en el pe­cho, nun­ca me rin­do”, con­fie­sa. “Aho­ra to­da la al­ta jo­ye­ría es Fair­mi­ned. Por par­te de mi her­mano, él ha lan­za­do tres re­lo­jes me­cá­ni­cos y su ob­je­ti­vo es ha­cer to­das las ca­jas en oro Fair­mi­ned. Hoy en día, te­ne­mos que bus­car a las jó­ve­nes ge­ne­ra­cio­nes, así que di­se­ña­mos Rihan­na Lo­ves Cho­pard, con Rihan­na, y tam­bién es Fair­mi­ned. De ma­ne­ra que va­mos muy rá­pi­do”, di­ce Scheu­fe­le. Su en­tu­sias­mo es tal, que Char­li­ze y yo nos con­ta­gia­mos. El tra­ba­jo de Ca­ro­li­ne Scheu­fe­le apun­ta a re­de­fi­nir el lu­jo.

Sien­to que en la úl­ti­ma dé­ca­da, el lu­jo se ha con­ver­ti­do en al­go más que su par­te vi­sual... El lu­jo, en su sen­ti­do más am­plio, se des­ve­la cuan­do lo mi­ras des­de el cie­lo, a una al­tu­ra de 30.000 pies y ves a la gen­te, ar­tis­tas reales, co­mo lo ha­ce Ca­ro­li­ne, quien es al­guien que pien­sa más allá de la idea de crear al­go be­llo, pa­ra to­car de una ma­ne­ra más pro­fun­da a to­dos, en eso es en lo que se ha con­ver­ti­do el lu­jo pa­ra mí”, afir­ma The­ron, a quien to­dos re­cor­da­mos en la red car­pet de los Os­cars lle­van­do unos es­pec­ta­cu­la­res pen­dien­tes Gar­den of Ka­laha­ri, que fue­ron el co­men­ta­rio de to­dos. Can­nes le si­guió, con el arri­bo de Char­li­ze a la ce­re­mo­nia del 70 aniver­sa­rio, lle­van­do más pie­zas de la co­lec­ción. “Una vez que co­no­ces la his­to­ria no pue­des evi­tar sen­tir­te con­mo­vi­da. Soy afri­ca­na, gran par­te de mi fa­mi­lia es de Ka­laha­ri…. El río co­lor na­ran­ja que atra­vie­sa esa re­gión es don­de so­lía na­dar sien­do ni­ña, así que cuan­do es­cu­ché la his­to­ria, me iden­ti­fi­qué mu­cho con ella”, ase­gu­ra. Es­ta co­la­bo­ra­ción de Char­li­ze y Cho­pard fue más le­jos es­te año, con la ac­triz co­mo pa­tro­na del Trop­hée Cho­pard, que re­co­no­ce el ta­len­to emer­gen­te du­ran­te el fes­ti­val. Si­guien­do nues­tra con­ver­sa­ción, ella me co­men­ta que: “to­do el apo­yo al ta­len­to jo­ven que

lo me­rez­ca es al­go jus­ta­men­te ne­ce­sa­rio. Fal­ta mu­cho apo­yo pa­ra el ta­len­to jo­ven, y la idea de que tra­ba­jen co­mo pue­dan por si so­los, pa­ra tal vez un día con­se­guir sus ob­je­ti­vos, creo que es des­mo­ra­li­zan­te, así que es ge­nial cuan­do pue­des ser par­te de ini­cia­ti­vas so­li­da­rias con ellos”.

Atra­vés de los años, las dos mu­je­res han com­par­ti­do mo­men­tos me­mo­ra­bles en la red car­pet de Can­nes, y asu­mi­ría­mos que to­do les es fá­cil allí. Sin em­bar­go, Char­li­ze ad­mi­te que cuan­do se vis­te pa­ra las len­tes, ado­ra ser par­te del pro­ce­so de se­lec­ción, al­go que, por lo ge­ne­ral, su ca­len­da­rio no le per­mi­te. Una lis­ta de com­pro­mi­sos co­mo la de ella, ex­pli­ca eso. “Si es­toy tra­ba­jan­do en al­gu­na pe­lí­cu­la, la agen­da de fil­ma­ción es tan apre­ta­da que no me per­mi­te ocu­par­me de na­da más. Me con­si­de­ro afor­tu­na­da de po­der tra­ba­jar con per­so­nas que me per­mi­ten no

te­ner que ocu­par­me de to­do”. Pa­ra ella, esa per­so­na es su es­ti­lis­ta, Les­lie Fre­mar.

Pro­me­te­do­res se anun­cian los meses que vie­nen, así co­mo ocu­pa­dos, pues es­tá en tres fil­mes — Ato­mic Blon­de, que se es­tre­na es­te mes de ju­lio, y Tully y Grin­go. Pa­ra los eter­nos aman­tes del uni­ver­so de la jo­ye­ría de al­ta ga­ma, es­to nos in­di­ca ha­cia don­de di­ri­gir nues­tro ra­dar en los días de al­fom­bra ro­ja.

Ya pa­ra ter­mi­nar es­te ex­clu­si­vo ins­tan­te, con­fie­so mi mo­men­to “amor a pri­me­ra vis­ta”, con un im­po­nen­te bra­za­le­te co­ro­na­do con cen­te­llean­tes es­me­ral­das, coin­ci­den­te­men­te lle­ga­das de mi que­ri­do nue­vo ho­gar: Co­lom­bia. Es­to cap­ta la aten­ción de Char­li­ze, quien re­co­no­ce es­tar to­tal­men­te ob­se­sio­na­da con el exó­ti­co país la­ti­noa­me­ri­cano, y me de­ja ex­pec­tan­te por un pró­xi­mo po­si­ble pa­so de es­ta aso­cia­ción: Char­li­ze, Ca­ro­li­ne y Cho­pard en Co­lom­bia.

BRI­LLO JUS­TO Co­llar de oro blan­co con 44 tan­za­ni­tas, za­fi­ros y dia­man­tes en for­ma de bri­llan­te y pe­ra, una de las 70 pie­zas ex­clu­si­vas en la co­lec­ción Red Car­pet, de Cho­pard.

TECHNICOLOR Arri­ba: bra­za­le­te con es­me­ral­das, tur­ma­li­nas, za­fi­ros, ama­tis­tas, tsa­vo­ri­tos, tan­za­ni­tas, apa­ti­tas y dia­man­tes. En pá­gi­na opues­ta; arri­ba, dcha.: bra­za­le­te con es­me­ral­das; aba­jo, iz­da.: ani­llo en oro con ru­be­li­ta, tsa­vo­ri­tas y ama­tis­tas, to­dos de Cho­pard.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.