La pro­fe­sio­na­li­za­ción de los con­duc­to­res al ser­vi­cio del sec­tor.

La pre­pa­ra­ción es fun­da­men­tal pa­ra las per­so­nas que trans­por­tan per­so­nas o car­gas pe­sa­das, pe­ro tam­bién lo es la tec­no­lo­gía que ayu­da a ha­cer más efi­cien­tes y se­gu­ros los pro­ce­sos.

La Tercera - Especiales2 - - Portada - Por: Fa­bio­la Ro­mo

Sen­tar­se fren­te al vo­lan­te pa­re­ce muy sen­ci­llo, pe­ro cuan­do se tra­ta de mo­vi­li­zar gran­des car­gas, trans­por­tar pa­sa­je­ros o con­du­cir un vehícu­lo cu­yas rue­das su­pe­ran el ta­ma­ño de una per­so­na no es tan fá­cil co­mo pa­re­ce. Por eso exis­ten di­ver­sas cer­ti­fi­ca­cio­nes que ava­lan las ha­bi­li­da­des pa­ra ca­da con­duc­tor so­bre rue­das: A2, A3, A4 y A5 son las es­pe­ci­fi­ca­cio­nes que pue­den apa­re­cer en la li­cen­cia de con­du­cir chi­le­na. To­da la ca­de­na lo­gís­ti­ca se ha pro­fe­sio­na­li­za­do y el trans­por­te no se ha que­da­do fue­ra. El di­rec­tor de Lo­gís­ti­ca de Duoc UC (se­de Pla­za Ves­pu­cio), Ger­mán Abar­zúa, ex­pli­ca que los equi­pos de mo­vi­mien­to de car­ga, ya des­de 2006 han evo­lu­cio­na­do prin­ci­pal­men­te en lí­nea blin­da­da de con­tac­to, es de­cir, sin ca­bles mó­vi­les, lo que re­du­ce ín­di­ces de ac­ci­den­tes por ro­tu­ra y fa­vo­re­ce la man­ten­ción. “En lo con­cer­nien­te a flo­tas de trans­por­te la prin­ci­pal me­jo­ría es­tá da­da con el se­gui­mien­to en lí­nea de di­chas flo­tas con equi­pos GPS, que per­mi­ten co­no­cer el lu­gar exac­to en tiem­po pre­sen­te en don­de se en­cuen­tra la uni­dad, ve­lo­ci­dad en ru­ta y tiem­po re­co­rri­do des­de ini­cio a fin, lo que mejora la su­per­vi­sión de las en­tre­gas y ami­no­rar pe­li­gros de ro­bos y per­di­da de mer­can­cías”, afir­ma el do­cen­te. Se­gún el pro­fe­sor Ger­mán Abar­zúa, las in­no­va­cio­nes en es­te ám­bi­to en Chi­le es­tán da­das, prin­ci­pal­men­te, por la in­te­gra­ción de equi­pos de ma­qui­na­rias a las flo­tas de trans­por­te y el aho­rro de com­bus­ti­ble, con una ten­den­cia a ba­jar los cos­tos en to­dos los ni­ve­les de la ope­ra­ción. “Pron­to con­ta­re­mos con apli­ca­cio­nes web y app que per­mi­ti­rán ex­po­ner la dis­po­ni­bi­li­dad y ho­ra de uni­da­des va­cías que de­ben re­tor­nar a di­fe­ren­tes pun­tos, ofre­cien­do me­jo­res pre­cios a clien­tes pa­ra eli­mi­nar el uso de ai­re o ca­mio­nes sin car­ga en tra­yec­tos de vuel­ta a des­tino”, co­men­ta.

El rol del trans­por­te de car­ga en la pro­duc­ti­vi­dad

Pa­ra me­jo­rar el trans­por­te de car­ga, la fis­ca­li­za­ción ocu­pa un im­por­tan­te pa­pel, pe­ro tam­bién quie­nes po­nen a dis­po­si­ción las flo­tas son pro­ta­go­nis­tas. Son ellos quie­nes de­ben evi­tar el uso de me­dios de trans­por­te en ma­las con­di­cio­nes y ase­gu­rar­se de con­tar con las mí­ni­mas exi­gen­cias de se­gu­ri­dad y me­dio am­bien­te. Ade­más, el do­cen­te de Lo­gís­ti­ca de Duoc UC lla­ma a in­cen­ti­var el uso de apli­ca­cio­nes y soft­wa­re pa­ra ha­cer un uso efi­cien­te de ca­da vehícu­lo en tiem­po real, me­jo­ran­do las ga­nan­cias pa­ra ca­da uno de los ac­to­res del mer­ca­do. Se­gún el Mi­nis­te­rio de Trans­por­te y Te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes, el trans­por­te de car­ga por ca­mión es fun­da­men­tal pa­ra el desa­rro­llo de to­dos los sec­to­res eco­nó­mi­cos del país, por su pre­pon­de­ran­cia en la ca­de­na pro­duc­ti­va. Sin em­bar­go, las au­to­ri­da­des in­sis­ten en la ne­ce­si­dad de pro­fe­sio­na- li­za­ción en el área. Los desafíos son, en ese sen­ti­do, op­ti­mi­zar las con­di­cio­nes de tra­ba­jo y di­na­mi­zar los pro­ce­sos pa­ra au­men­tar la com­pe­ti­ti­vi­dad.

Ti­pos de li­cen­cia de con­du­cir

En Chi­le, exis­ten cin­co ti­pos de li­cen­cia que fa­cul­tan a los con­duc­to­res pa­ra sen­tar­se al vo­lan­te de un au­to­mó­vil me­nor o de uno cu­yo pe­so bru­to su­pere los 3.500 ki­los. Así las cla­si­fi­ca el mi­nis­te­rio de Trans­por­tes: Cla­se A-1: Pa­ra con­du­cir ta­xis. Cla­se A-2: Pa­ra con­du­cir in­dis­tin­ta­men­te ta­xis, am­bu­lan­cias o vehícu­los mo­to­ri­za­dos de trans­por­te pú­bli­co y pri­va­do de per­so­nas con ca­pa­ci­dad de diez a die­ci­sie­te asien­tos, ex­clui­do el con­duc­tor. Cla­se A-3: Pa­ra con­du­cir in­dis­tin­ta­men­te ta­xis, vehícu­los de trans­por­te re­mu­ne­ra­do de es­co­la­res, am­bu­lan­cias o vehícu­los mo­to­ri­za­dos de trans­por­te pú­bli­co y pri­va­do de per­so­nas sin li­mi­ta­ción de ca­pa­ci­dad de asien­tos. Cla­se A-4: Pa­ra con­du­cir vehícu­los sim­ples des­ti­na­dos al trans­por­te de car­ga cu­yo Pe­so Bru­to Vehi­cu­lar sea su­pe­rior a 3.500 ki­lo­gra­mos. Cla­se A-5: Pa­ra con­du­cir to­do ti­po de vehícu­los mo­to­ri­za­dos, sim­ples o ar­ti­cu­la­dos, des­ti­na­dos al trans­por­te de car­ga cu­yo Pe­so Bru­to Vehi­cu­lar sea su­pe­rior a 3.500 ki­lo­gra­mos

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.