Pe­le­quén en gue­rra por el mal olor

Por

La Tercera - - PAÍS -

AN­NET­TE Galaz vi­ve con sus dos hi­jas en la po­bla­ción San Luis de Pe­le­quén, ubi­ca­da a no más de 200 me­tros de la plan­ta de ma­ne­jo de re­si­duos or­gá­ni­cos Col­hue, en la Re­gión de O´hig­gins. Por el ex­te­rior de su ca­sa tran­si­tan a dia­rio ca­mio­nes de la fir­ma con to­ne­la­das de lí­qui­dos per­co­la­dos, que se mez­clan con mos­cas y un olor in­ten­so, a ra­tos nau­sea­bun­do, que la obli­ga a man­te­ner ven­ta­nas ce­rra­das y lim­piar las su­per­fi­cies con clo­ro al me­nos dos ve­ces al día.

Una des­agra­da­ble reali­dad que la due­ña de ca­sa re­cuer­da co­men­zó ha­ce cua­tro años, con la ins­ta­la­ción de la cues­tio­na­da em­pre­sa. “Nos di­je­ron que no iba a ha­ber olo­res y que no íba­mos a tener pro­ble­mas con las mos­cas. Aho­ra us­ted ve acá, ten­go que la­var to­do, echar in­sec­ti­ci­da, los vi­drios ahí los ten­go man­cha­dos con res­tos que de­jan las mos­cas”, cuenta.

En ple­na plaza de la lo­ca­li­dad y a cer­ca de 600 me­tros de la plan­ta el ai­re tam­bién se ha­ce irres­pi­ra­ble. El mue­blis­ta Ri­car­do Fa­rías vi­ve ha­ce 18 años en ese lu­gar y ase­gu­ra que los olo­res se ha­cen aún más des­agra­da­bles al atar­de­cer. Los pro­ble­mas se acre­cien­tan en ve­rano, don­de han de­bi­do so­bre­lle­var la si­tua­ción con las ven­ta­nas ce­rra­das y so­por­tan­do las al­tas tem­pe­ra­tu­ras.

“El mos­que­río es in­men­so, no se pue­de al­mor­zar. En es­tos me­ses es com­pli­ca­do, pe­ro te­ne­mos que aguan­tar. Si in­clu­so cuan­do pa­san los ca­mio­nes bo­tan res­tos aquí mis­mo y que­dan es­par­ci­dos y uno los tie­ne que aguan­tar”, cuenta.

Fue es­ta reali­dad la que mo­ti­vó des­de la tar­de del sá­ba­do una se­rie de ma­ni­fes­ta­cio­nes en­tre los ha­bi­tan­tes de Pe­le­quén, que im­pli­ca­ron la ins­ta­la­ción de ba­rri­ca­das y cor­tes en dos tra­mos de la Ru­ta 5 Sur, que ge­ne­ra­ron un ta­co de pro­por­cio­nes el do­min­go y que ayer con­ti­nua­ron con nue­vos enf r e n t a mi e n t o s e n t r e v e c i n o s y efec­ti­vos de Fuer­zas Es­pe­cia­les de Ca­ra­bi­ne­ros.

Ban­de­ras negras, pan­car­tas pi­dien­do el cie­rre de la plan­ta y res­tos de neu­má­ti­cos que­ma­dos en me­dio de las ca­lles re­ci­ben en es­tos días a quie­nes vi­si­tan el lu­gar. Los ve­ci­nos di­cen es­tar de­ci­di­dos y que in­ten­si­fi­ca­rán es­tas man i f e s t a c i o n e s , a l g o q u e e s com­par­ti­do por el al­cal­de de Ma­lloa, Luis Ba­rra.

“Es­ta es una reac­ción nor­mal de la gen­te, que se veía ve­nir pro­duc­to de las irre­gu­la­ri­da­des del fun­cio­na­mien­to de Col­hue”, di­jo la au­to­ri­dad co­mu­nal. Ba­rra ase­gu­ró que la em­pre­sa ha vul­ne­ra­do la de­cla­ra­ción de im­pac­to me­dioam­bien­tal trans­por­tan­do una car­ga de re­si­duos su­pe­rior a las 160 to­ne­la­das dia­rias per­mi­ti­das, y que los ca­mio­nes no res­pe­tan el ho­ra­rio es­ta­ble­ci­do.

“Aquí la co­mi­sión eva­lua­do­ra (Se­re­mi de Me­dio Am­bien­te) se ha cons­ti­tui­do 5 ve­ces en la em­pre­sa y le han apli­ca­do mul­tas”, agre­gó.

El se­re­mi, Do­min­go Prie­to, con­fir­mó que dos de los cin­co pro­ce­sos abier­tos ter­mi­na­ron en san­cio­nes con­tra la fir­ma por mul­tas de 350 y 500 UTM, y que co­rres­pon­den a in­cum­pli­mien­tos en la ca­li­fi­ca­ción de zan­jas de re­cep­ción de lo­dos, ma­las ope­ra­cio­nes de los con­tra­fo­sos o ca­na­le­tas que con­tie­nen las aguas de re­si­duos, co­mo tam­bién el trans­por­te de lo­dos en ho­ra­rio no per­mi­ti­do.

Ger­mán Pardo, pre­si­den­te de Col­hue S.A., si bien re­co­no­ció la

RR

RR exis­ten­cia de las fis­ca­li­za­cio­nes acla­ró que se tra­ta aún de pro­ce­sos abier­tos por ano­ma­lías re­fe­ri­das, por ejem­plo, a al­tu­ras mí­ni­mas de las zan­jas y que no guar­dan re­la­ción con un mal tra­ta­mien­to de los re­si­duos o in­cum­pli­mien­tos de la nor­ma­ti­va me­dioam­bien­tal. “Sien­to que el ma­yor pro­ble­ma acá es la des­in­for­ma­ción. Nues­tra em­pre­sa ha cum­pli­do con to­das las exi­gen­cias. Aquí se di­ce que en al­gu­nos ho­ra­rios tran­si­tan 20 o 30 ca­mio­nes con re­si­duos. Eso es im- po­si­ble. No te­ne­mos la ca­pa­ci­dad pa­ra eso y por eso los in­vi­to a que vean en la mis­ma plan­ta si exis­ten las irre­gu­la­ri­da­des que se men­cio­nan”, ase­gu­ró Pardo.

Más allá de ello, lo cier­to es que en el úl­ti­mo mes las con­sul­tas por p r o b l e ma s gas­tro­in­tes­ti­na­les co­mo dia­rreas, vó­mi­tos o ce­fa­leas subie­ron de seis a 24. La se­re­mi de Sa­lud de la re­gión es­tá rea­li­zan­do un aná­li­sis epi­de­mio­ló­gi­co de la co­mu­ni­dad pa­ra es­ta­ble­cer al­gu­na re­la­ción.

FOTOS: RAUL LOR­CA

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.