DOS DE­CA­DAS DE RE­LA­CION TOR­MEN­TO­SA

La Tercera - - MUNDO - S. Stanojevic y V. Bernardic

LA SEN­TEN­CIA de la Cor­te In­ter­na­cio­nal de Jus­ti­cia (CIJ) cam­bia­rá po­co las tor­men­to­sas re­la­cio­nes bi­la­te­ra­les de Ser­bia y Croacia.

Só­lo en­tre 2010 y 2012, al coin­ci­dir en la Pre­si­den­cia de Ser­bia el mo­de­ra­do Bo­ris Ta­dic, y el aho­ra Pre­si­den­te sa­lien­te Ivo Jo­si­po­vic en la de Croacia, las re­la­cio­nes pa­re­cían nor­ma­li­zar­se. Pe­ro la nue­va Pre­si­den­ta croa­ta, la con­ser­va­do­ra Ko­lin­da Gra­bar-Ki­ta­ro­vic, quien asu­me el car­go es­te mes, se mos­tró en la cam­pa­ña elec­to­ral cla­ra­men­te cer­ca­na a los círcu­los na­cio­na­lis­tas y an­ti­ser­bios de Croacia. Y el ac­tual pre­si­den­te ser­bio, To­mis­lav Ni­ko­lic, en el po­der des­de 2012, pro­vie­ne del sec­tor más na­cio­na­lis­ta de la po­lí­ti­ca ser­bia.

La re­cien­te pues­ta en li­ber­tad por en­fer­me­dad del lí­der el cos­to hu­mano y ma­te­rial del con­flic­to.

Ser­bia re­pli­có en 2010 con su pro­pia de­nun­cia, acu­san­do a Za­greb de ge­no­ci­dio por la ofen­si­va croa­ta que pu­so fin a la gue­rra en 1995 y que, se­gún ar­gu­men­tó, obli­gó a 200.000 ser­bios a huir de sus ca­sas. Ade­más, pi­dió igual­men­te in­dem­ni­za­cio­nes pa­ra los ser­bios de Croacia, y exi­gió que Za­greb de­ja­ra de ce­le­brar como día fer i a do el 5 de a g os t o, aniver­sa­rio del triun­fo de la “Ope­ra­ción Tor­men­ta”.

Tras co­no­cer la de­ci­sión, el primer mi­nis­tro croa­ta,

Por ra­di­cal ser­bio Vo­jis­lav Se­selj, acu­sa­do por el Tri­bu­nal Pe­nal In­ter­na­cio­nal pa­ra la An­ti­gua Yu­gos­la­via (Tpiy) de crí­me­nes de gue­rra en Croacia, ha vuel­to a le­van­tar los áni­mos, tras una se­rie de de­cla­ra­cio­nes in­cen­dia­rias. Pe­ro no ha si­do el úni­co, por­que du­ran­te la cam­pa­ña elec­to­ral, Gra­bar-Ki­ta­ro­vic ca­li­fi­có a la pro­vin­cia ser­bia sep­ten­trio­nal de Voj­vo­di­na (con una im­por­tan­te mi­no­ría hún­ga­ra) de “Es­ta­do” pro­pio.

Apar­te de la re­tó­ri­ca na­cio­na­lis­ta y las pro­vo­ca­cio­nes mu­tuas, am­bos paí­ses tie­nen to­da­vía va­rios pro­ble­mas prác­ti­cos que so­lu­cio­nar, como el de los des­apa­re­ci­dos, los re­fu­gia­dos, los de­re­chos de las mi­no­rías o los pro­ce­sos in­di­vi­dua­les por crí­me­nes de gue­rra.

“La di­fí­cil si­tua­ción eco­nó­mi­ca en Croacia ha lle­va­do a una vuel­ta atrás y ha Zo­ran Mi­la­no­vic, ma­ni­fes­tó su mo­les­tia. “No es­ta­mos con­ten­tos con la de­ci­sión de la Cor­te, pe­ro la acep­ta­mos de for­ma ci­vi­li­za­da. Te­ne­mos que acep­tar la de­ci­sión, es de­fi­ni­ti­va y no hay po­si­bi­li­dad de ape­lar”, di­jo Mi­la­no­vic.

El Pre­si­den­te ser­bio, To­mis­lav Ni­ko­lic, por su par­te, con­fió en que “en el fu­tu­ro, Ser­bia y Croacia ten­gan la fuer­za de re­sol­ver con­jun­ta­men­te to­do lo que obs­ta­cu­li­za la po­si­bi­li­dad de ins­tau­rar un pe­rio­do de paz du­ra­de­ra”.

Sin em­bar­go, al­gu­nos ana- co­lo­ca­do te­mas del pa­sa­do en el primer plano”, ase­gu­ró es­ta se­ma­na la ana­lis­ta ser­bia Alek­san­dra Jok­si­mo­vic. Con­si­de­ró que el pe­río­do de des­con­fian­za du­ra­rá to­do el año, aun­que no es­pe­ra un ma­yor de­te­rio­ro de las re­la­cio­nes.

Si­mi­lar es la opi­nión ex­pues­ta por Jo­si­po­vic en Za­greb, al de­cir que “la vida si­gue ade­lan­te. La ta­rea de es­te y de to­dos los fu­tu­ros go­bier­nos se­rá pro­mo­ver las bue­nas re­la­cio­nes de ve­cin­dad”.

“No te­ne­mos re­la­cio­nes (con Ser­bia) aho­ra pe­ro tam­po­co creo que las va­ya­mos a te­ner ni hoy ni ma­ña­na”, pro­cla­mó, sin em­bar­go, el mi­nis­tro de Jus­ti­cia croa­ta, Or­sat Mil­je­nic, tras co­no­cer­se la sen­ten­cia en La Ha­ya, que a su país, di­jo, le “to­ca asu­mir”. lis­tas ad­vir­tie­ron que la sen­ten­cia tie­ne po­ten­cial pa­ra ser­vir a am­bos paí­ses como pre­tex­to pa­ra nuevos de­ba­tes so­bre quién fue víc­ti­ma y quién agre­sor.

De to­dos mo­dos, De­jan Jo­vic, pro­fe­sor en la Uni­ver­si­dad de Za­greb, di­jo a la BBC, que es­te “so­brio ve­re­dic­to, po­dría traer más equi­li­brio, si hay bue­na vo­lun­tad po­lí­ti­ca pa­ra ter­mi­nar la eter­na dis­cu­sión so­bre las gue­rras en los 90”. El co­rres­pon­sal de la BBC Guy De­lau­ney se­ña­ló que hay po­cas ra­zo­nes pa­ra ce­le­brar tan­to en Bel­gra­do como en Za­greb.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.