Cris­ti­na K re­apa­re­ce en El Ca­la­fa­te, pe­ro no se re­fie­re a su impu­tación

La Tercera - - MUNDO - Fran­cis­ca Ca­sa­no­va

En su pri­me­ra apa­ri­ción pú­bli­ca como impu­tada, la Pre­si­den­ta ar­gen­ti­na Cris­ti­na Fernández en­ca­be­zó la tar­de de ayer la inau­gu­ra­ción del an­fi­tea­tro Pa­seo del Bos­que en la lo­ca­li­dad san­ta­cru­ce­ña de El Ca­la­fa­te. Des­de allí pro­nun­ció un bre­ve dis­cur­so en el que no men­cio­nó su impu­tación ni so­bre la mar­cha na­cio­nal de es­te miér­co­les, a un mes de la muer­te del fis­cal Al­ber­to Nis­man. “No­so­tros es­ta­mos ter­ca­men­te em­pe­ci­na­dos en brin­dar ale­gría”, di­jo.

Las pa­la­bras de Cris­ti­na K su­ce­den un día des­pués de que el fis­cal Gerardo Po­lli­ci­ta la impu­tara, con­ti­nuan­do con la investigación que de­jó a me­dio ca­mino su co­le­ga Al­ber­to Nis­man, ha­lla­do muer­to el 18 de enero en su de­par­ta­men­to por un dis­pa­ro en la ca­be­za. Só­lo cua­tro días an­tes de su muer­te, Nis­man ha­bía acu­sa­do a la Pre­si­den­ta y a su can­ci­ller, Héctor Ti­mer­man, por en­cu­brir a los ira­níes sos­pe­cho­sos de ha­ber pla­nea­do el peor aten­ta­do te­rro­ris­ta de Ar­gen­ti­na, con­tra la Aso­cia­ción Mu­tual Is­rae­li­ta (Amia), en 1994.

Eso sí, las pri­me­ras pa­la­bras de Cris­ti­na K como impu­tada fue­ron pu­bli­ca­das ayer en su cuen­ta de Fa­ce­book: “¿Sa­ben qué? El odio, el agra­vio, la in­fa­mia, la ca­lum­nia se los de­ja­mos a ellos”, es­cri­bió en re­fe­ren­cia a la opo­si­ción de su país, que ha coin­ci­di­do en la gra­ve­dad de es­te he­cho.

El dispu­tado de la Unión Ci­vil Ra­di­cal (UCR), Ju­lio Co­bos, re­cor­dó que otro de los pro­ble­mas que en­fren­ta el kirch­ne­ris­mo son las va­rias acu­sa­cio­nes que re­caen so­bre el vi­ce­pre­si­den­te Ama­do Bou­dou. “No es nor­mal te­ner un país con un vi­ce­pre­si­den­te pro­ce­sa­do y una Pre­si­den­ta con un pe­di­do de impu­tación”, re­cal­có Co­bos. En el mis­mo plano se ubi­có el je­fe del blo­que de dipu­tados del Fren­te Re­no­va­dor, Da­río Gius­toz­zi, pa­ra quien las cau­sas que pe­san so­bre Fernández y Bou­dou son “gra­ves” y “mar­can un ci­clo po­lí­ti­co con un desen­la­ce de­vas­ta­dor”, se­gún se­ña­ló Gius­toz­zi al mis­mo dia­rio ar­gen­tino. Por su par­te la le­gis­la­do­ra so­cia­lis­ta Ali­cia Ci­ci­lia­ni to­mó otro en­fo­que y di­jo que “es­tá bien que cual­quier ciu­da­dano, por más car­go que ten­ga, es­té obli­ga­do a

El vier­nes el fis­cal Po­lli­ci­ta, que he­re­dó la

investigación del ata­que a la Amia de

1994, im­pu­tó a la Pre­si­den­ta Fernández. Con es­to, Po­lli­ci­ta si­gue con la investigación ini­cia­da por Nis­man,

quien ya ha­bía apun­ta­do a Fernández de en­cu­brir el aten­ta­do.

Si el fis­cal reúne las prue­bas ne­ce­sa­rias, y si el juez así lo de­ci­de, la man­da­ta­ria ar­gen­ti­na po­dría ser lla­ma­da a dar una in­da­ga­to­ria. ren­dir cuen­tas”. Y agre­gó que con es­to la Pre­si­den­ta Fernández “ten­drá la opor­tu­ni­dad de de­mos­trar an­te la jus­ti­cia que es inocen­te”.

Sin em­bar­go, has­ta aho­ra la man­da­ta­ria no ha si­do lla­ma­da a de­cla­rar. Pa­ra eso el fis­cal ten­dría que ci­tar a Fernández a una in­da­ga­to­ria con prue­bas su­fi­cien­tes ba­jo el bra­zo que jus­ti­fi­quen que exis­te un ver­da­de­ro es­ta­do de sos­pe­cha so­bre la man­da­ta­ria. La je­fa de Es­ta­do só­lo ha si­do impu­tada, lo que sig­ni­fi­ca que exis­ten ele­men­tos su­fi­cien­tes como pa­ra im­pul­sar una investigación.

Por aho­ra el ofi­cia­lis­mo es­pe­ra que la investigación que pe­sa so­bre la man­da­ta­ria sea des­car­ta­da por fal­ta de prue­bas. El se­cre­ta­rio ge­ne­ral de la Pre­si­den­cia, Aní­bal Fernández, al ser con­sul­ta­do por ra­dio Diez, des­car­tó un po­si­ble arres­to de la je­fa de Es­ta­do. “Pri­me­ro hay que lla­mar­la a la in­da­ga­to­ria, y no hay ele­men­tos pa­ra lla­mar­la a la in­da­ga­to­ria”, di­jo Aní­bal Fernández.

FO­TO: EFE

La Pre­si­den­ta Cris­ti­na Fernández du­ran­te la inau­gu­ra­ción de obras pú­bli­cas, ayer, en la ciu­dad de El Ca­la­fa­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.