Le Pen, Valls y Mé­len­chon, al Par­la­men­to

La Tercera - - Mundo -

Pe­se al triun­fo abru­ma­dor de La Re­pú­bli­ca en Mar­cha, de Ma­cron, tres di­ri­gen­tes po­lí­ti­cos re­sis­tie­ron es­te ven­da­val y lo­gra­ron en­trar a la nue­va Asam­blea Na­cio­nal. Ese es el ca­so de la lí­der del ul­tra­de­re­chis­ta Fren­te Na­cio­nal, Ma­ri­ne Le Pen, quien se­rá por pri­me­ra vez dipu­tada. “Fren­te a es­te blo­que que re­pre­sen­ta los in­tere­ses de la oli­gar­quía, so­mos la úni­ca fuer­za de re­sis­ten­cia”, di­jo Le Pen. La ex can­di­da­ta pre­si­den­cial tie­nen dis­tan­tes res­pec­to de las elec­cio­nes, dicen ‘sí, hoy so­mos fa­vo­ra­bles a la re­no­va­ción, pe­ro no he­mos en­ten­di­do ne­ce­sa­ria­men­te el pro­yec­to de re­no­va­ción de Em­ma­nuel Ma­cron”, di­jo el ana­lis­ta Jean-Daniel Lévy, del ins­ti­tu­to Ha­rris In­te­rac­ti­ve, ci­ta­do por la agen­cia Fran­ce Pres­se.

“Ob­te­ne­mos una ma­yo­ría se im­pu­so en He­ni­nBeau­mont (nor­te), an­ti­guo bas­tión so­cia­lis­ta gol­pea­do por la desin­dus­tria­li­za­ción y el des­em­pleo. Tam­bién es­ta­rá en la Asam­blea Na­cio­nal el lí­der de la iz­quier­da ra­di­cal fran­ce­sa, Jean-Luc Mé­len­chon. El tam­bién ex can­di­da­to pre­si­den­cial se im­pu­so en el ba­lo­ta­je en Bou­ches-duRhô­ne (en el su­r­es­te fran­cés). “El pue­blo fran­cés dis­po­ne en la Asam­blea Na­cio­nal de un gru­po Fran­cia In­su­mi­sa”, cla­ra, pe­ro al mis­mo tiem­po los fran­ce­ses no han que­ri­do fir­mar un cheque en blan­co”, co­men­tó el por­ta­voz gu­ber­na­men­tal Ch­ris­top­he Cas­ta­ner.

De to­das for­mas es­tos co­mi­cios pro­vo­ca­rán “la ma­yor re­no­va­ción del elen­co po­lí­ti­co des­de 1958 y qui­zá des­de 1945”, se­gún el pro­fe­sor de De­re­cho Cons­ti­tu­cio­nal que se­rá “dis­ci­pli­na­do y ofen­si­vo”, di­jo en un dis­cur­so. En tan­to, el ex primer ministro Ma­nuel Valls, quien fue re­cha­za­do co­mo can­di­da­to por La Re­pú­bli­ca en Mar­cha y que de­jó el Par­ti­do So­cia­lis­ta, anun­ció su re­elec­ción co­mo dipu­tado en su cir­cuns­crip­ción de Es­son­ne, en la re­gión de Pa­rís, por tan so­lo 139 vo­tos, un triun­fo cues­tio­na­do por su con­trin­can­te, que anun­ció que pre­sen­ta­rá un re­cur­so. Di­dier Maus, con­sul­ta­do por Fran­ce Pres­se. “Se ti­ró to­do lo que re­pre­sen­ta­ba un sis­te­ma an­te­rior y se es­tá in­ten­tan­do otra co­sa”, ex­pli­có. De he­cho, la mi­tad de los nue­vos dipu­tados no han ocu­pa­do nun­ca car­gos elec­tos y pro­ce­den de la so­cie­dad ci­vil, ha­brá mu­chos más jó­ve­nes y mu­je­res, y una ma­yor di­ver­si­dad ét­ni­ca. Es­to

Los mi­nis­tros que lo­gra­ron un es­ca­ño

Los seis miem­bros del go­bierno de Ma­cron que se pre­sen­ta­ban a las le­gis­la­ti­vas ga­na­ron ayer sus es­ca­ños en la se­gun­da vuel­ta, por lo que no ten­drán que aban­do­nar el Eje­cu­ti­vo, co­mo les ha­bía exi­gi­do el Pre­si­den­te. En­tre ellos se cuen­tan los mi­nis­tros de Eco­no­mía, Bruno Le Mai­re, y de Cohe­sión del Te­rri­to­rio, Ri­chard Fe­rrand.

Ber­lín sa­lu­da el triun­fo del ma­cro­nis­mo

El go­bierno ale­mán ex­pre­só su sa­tis­fac­ción por la cla­ra vic­to­ria del par­ti­do del Pre­si­den­te Em­ma­nuel Ma­cron y apun­tó que con ello que­da li­bre el ca­mino a sus re­for­mas. El triun­fo de La Re­pú­bli­ca En Mar­cha “de­ja el ca­mino li­bre para las re­for­mas en Fran­cia y en Eu­ro­pa”, es­cri­bió en Twit­ter el ministro ale­mán de Asun­tos Ex­te­rio­res, el so­cial­de­mó­cra­ta Sig­mar Ga­briel. re­pre­sen­ta un desafío para Ma­cron quien de­be­rá lo­grar el or­den y la fi­de­li­dad de los nue­vos par­la­men­ta­rios.

De la mano de una Asam­blea Na­cio­nal am­plia­men­te ofi­cia­lis­ta, Ma­cron bus­ca­rá pro­mul­gar tres pro­yec­tos de ley: uno so­bre la mo­ra­li­za­ción de la vi­da pú­bli­ca –en el com­ba­te con­tra los escándalos po­lí­ti­co-fi­nan­cie­ros-, otro para re­for­zar las me­di­das de se­gu­ri­dad con­tra el te­rro­ris­mo y un ter­ce­ro so­bre la re­for­ma del có­di­go del tra­ba­jo.

Ma­cron via­ja­rá con es­te enor­me res­pal­do elec­to­ral ba­jo el bra­zo a la reunión del Con­se­jo Eu­ro­peo, el jue­ves y vier­nes, en Bru­se­las.

Al con­tra­rio, los par­ti­dos de la opo­si­ción que­da­ron com­ple­ta­men­te dis­mi­nui­dos. Co­mo se­gun­da fuer­za se si­tua­rán los con­ser­va­do­res de Los Re­pu­bli­ca­nos (LR), quie­nes ter­mi­na­rían con en­tre 128 y 130 dipu­tados. Los so­cia­lis­tas pier­den la ma­yo­ría que te­nían has­ta aho­ra y ob­ten­drían ape­nas en­tre 46 y 50 es­ca­ños. “Hoy, el de-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.