El bus de la dis­cor­dia

[ IDEN­TI­DAD DE GE­NE­RO ] El vehícu­lo, cu­yos men­sa­jes han pro­vo­ca­do po­lé­mi­ca en di­ver­sos paí­ses, lle­ga el lu­nes a Chi­le, y ex­per­tos se di­vi­den so­bre si in­frin­gi­rá la Ley Za­mu­dio.

La Tercera - - Nacional - Pau­la Nar­váez Mar­ce­la Aran­da, Juan En­ri­que Pi Por K. Gon­zá­lez y C. Mar­do­nes

“Los ni­ños tie­nen pe­ne. Las ni­ñas tie­nen vul­va. Que no te en­ga­ñen”, es una de las fra­ses que el po­lé­mi­co “Bus de La Li­ber­tad” ha pro­mo­vi­do en su pa­so por paí­ses co­mo Mé­xi­co, Co­lom­bia y Es­ta­dos Uni­dos. Es por eso que el anun­cio de su lle­ga­da a Chi­le el pró­xi­mo lu­nes ha le­van­ta­do di­ver­sas crí­ti­cas.

El bus re­co­rre­rá San­tia­go y Val­pa­raí­so, con fra­ses co­mo “Más fa­mi­lia, me­nos Es­ta­do” y “Ni­co­lás tie­ne de­re­cho a un pa­pá y a una ma­má”, pa­ra, se­gún sus pro­mo­to­res, ma­ni­fes­tar­se en con­tra de la lla­ma­da “ideo­lo­gía de gé­ne­ro”.

La ini­cia­ti­va, im­pul­sa­da en Chi­le por las agru­pa­cio­nes Ob­ser­va­to­rio Le­gis­la­ti­vo Ca­tó­li­co y Pa­dres Ob­je­to­res, en­tre otras or­ga­ni­za­cio­nes, ha si­do acu­sa­da de pro­mo­ver men­sa­jes dis­cri­mi­na­to­rios con­tra la co­mu­ni­dad LGBTI, es­pe­cial­men­te con­tra las per­so­nas trans. En ese con­tex­to, hay quie­nes han apun­ta­do in­clu­so a que la pre­sen­cia del bus en Chi­le po­dría in­frin­gir la Ley Za­mu­dio.

La ase­so­ra ju­rí­di­ca de la aso­cia­ción Or­ga­ni­zan­do Trans Di­ver­si­da­des (OTD), Cons­tan­za Valdés se­ña­ló que “la pre­sen­cia de es­te bus es ne­fas­ta, es­pe­cial­men­te en es­te mo­men­to don­de se ha avan­za­do bas­tan­te en ma­te­rias de in- clu­sión”. Res­pec­to a la le­gis­la­ción, ex­pli­có que “me pa­re­ce que sí aten­ta con­tra la Ley Za­mu­dio por­que lo que ha­ce es dis­cri­mi­nar a un sec­tor de la po­bla­ción, en es­te ca­so las per­so­nas trans, en ra­zón de su iden­ti­dad de gé­ne­ro. La­men­ta­ble­men­te la ley per­mi­te que las per­so­nas se pue­dan ex­cu­sar ba­jo un de­re­cho fun­da­men­tal, en es­te ca­so la li­ber­tad de ex­pre­sión, pe­ro fi­nal­men­te lo que ha­ce el bus es in­ci­tar al odio”, afir­mó.

Valdés ex­pli­có que otra di­fi­cul­tad pa­ra in­vo­car la Ley Za­mu­dio se­ría que “su tra­mi­ta­ción es len­ta y ade­más exi­ge que el de­man­dan­te acre­di­te feha­cien­te­men­te que exis­tió dis­cri­mi­na­ción ar­bi­tra­ria, por lo que es­ta nor­ma no ten­dría ma­yo­res efec­tos. Lo me­jor hu­bie­ra si­do que el go­bierno hu­bie­ra fre­na­do el trán­si­to del bus”.

Por su par­te, el dipu­tado y abo­ga­do Juan An­to­nio Co­lo­ma (UDI) se mos­tró en con­tra de esa pos­tu­ra. “No com­par­to pa­ra na­da que es­to trans­gre­da la Ley Za­mu­dio. En nues­tro país exis­te la li­ber­tad de ex­pre­sión, y quie­nes cons­tan­te­men­te abo­gan por ello cuan­do hay una cau­sa que no les pa­re­ce, pre­ten­den cen­su­rar­la. Es un error tre­men­do”. El par­la­men­ta­rio agre­gó que “el bus es­tá en­tran­do en el de­ba­te del pro­yec­to de ley de iden­ti­dad de gé­ne­ro, lo que en­cuen­tro su­ma­men­te le­gí­ti­mo por par­te de los or­ga­ni­za­do­res. No com­par­to la teo­ría de la ideo­lo­gía de gé­ne­ro y lo mí­ni­mo que se pue­de ha­cer es res­pe­tar a quie­nes pen­sa­mos dis­tin­to”.

Reac­cio­nes

An­te el anun­cio de la lle­ga­da del bus, di­ver­sas or­ga­ni­za­cio­nes se han ma­ni­fes­ta­do en su con­tra. La Fun­da­ción Igua­les ini­ció el miér­co­les pa­sa­do una pe­ti­ción en el si­tio Chan­ge.org y ayer el pre­si­den­te de la or­ga­ni­za­ción, Juan En­ri­que Pi, lle­gó has­ta La Mo­ne­da pa­ra en­tre­gar 40 mil fir­mas a la mi­nis­tra vo­ce­ra de Go­bierno, Pau­la Nar­váez.

“Cues­ta en­ten­der que exis­tan gru­pos que in­ten­ten per­pe­tuar la dis­cri­mi­na­ción en ra­zón de la orien­ta­ción se­xual e iden­ti­dad de gé­ne­ro en los es­ta­ble­ci­mien­tos edu­ca­ti­vos”, se­ña­ló Pi.

El pre­si­den­te de Igua­les acla­ró que el objetivo de la ini­cia­ti­va no era im­pe­dir que el bus tran­si­ta­ra: “Sa­be­mos que en el país no hay for­ma de prohi­bir­lo y ade­más creemos en la li­ber­tad de ex­pre­sión. Lo que que­re­mos es un men­sa­je cla­ro por par­te del go­bierno en con­tra del men­sa­je de ex­clu­sión que trae el bus”, di­jo.

En ese con­tex­to, la mi­nis­tra Nar­váez se re­fi­rió a la po­lé­mi­ca que ha le­van­ta­do el vehícu­lo y ase­gu­ró que “el Go­bierno de Chi­le no com­par­te nin­gu­na ini­cia­ti- va que pro­mue­va la in­to­le­ran­cia. Es­te vehícu­lo, en vez de lla­mar­se el ‘de la li­ber­tad’ de­bie­ra lla­mar­se el ‘de la in­to­le­ran­cia’”.

Pe­se a es­to, acla­ró que en Chi­le tam­bién “es­tá ga­ran­ti­za­da la li­ber­tad de ex­pre­sión”, por lo que “a prio­ri no he­mos prohi­bi­do que el bus in­gre­se al país”.

La se­cre­ta­ria de Es­ta­do se­ña­ló que el go­bierno es­tá com­pro­me­ti­do con “una po­lí­ti­ca to­tal­men­te dis­tin­ta, que es­tá en las an­tí­po­das de lo que pue­de re­fle­jar una ini­cia­ti­va co­mo la que se se­ña­la con la cir­cu­la­ción de es­te bus”. La mi­nis­tra tam­bién reali­zó un lla­ma­do a que las ma­ni­fes­ta­cio­nes a fa­vor o en con­tra del bus se rea­li­za­ran de for­ma pa­cí­fi­ca. “La vio­len­cia no se ata­ca con más vio­len­cia”, sos­tu­vo.

Pa­ra la vo­ce­ra de las or­ga­ni­za­cio­nes que traen es­te bus, Mar­ce­la Aran­da, de la agru­pa­ción Ob­ser­va­to­rio Le­gis­la­ti­vo Ca­tó­li­co, es­ta es una for­ma de “de­cir­le a la gen­te en la ca­lle que so­mos los pa­dres los que te­ne­mos el de­re­cho y res­pon­sa­bi­li­dad pre­fe­ren­te de edu­car a nues­tros hi­jos, y el Es­ta­do no pue­de pa­sar a lle­var­lo”. Afir­mó que dis­tin­tos proyectos de ley co­mo el de Ga­ran­tías de la Ni­ñez, y el de Iden­ti­dad de Gé­ne­ro, in­clu­yen dis­po­si­cio­nes que “vul­ne­ran es­te de­re­cho de los pa­dres a dar, en­tre otras co­sas, una educación se­xual a nues­tros hi­jos se­gún nues­tras pro­pias con­vic­cio­nes”, di­jo.

Se­gún Aran­da, el bus cuenta con to­das las au­to­ri­za­cio­nes pa­ra cir­cu­lar por el país el pró­xi­mo lu­nes y pa­sa­rá ini­cial­men­te por La Mo­ne­da. Ade­más re­co­rre­rá otros seis mu­ni­ci­pios de San­tia­go y Val­pa­raí­so.

“En vez de lla­mar­se el ‘bus de la li­ber­tad’ de­bie­ra lla­mar­se el ‘bus de la in­to­le­ran­cia’”

“Los pa­dres te­ne­mos el de­re­cho de edu­car a nues­tros hi­jos, y el Es­ta­do no pue­de pa­sar a lle­var­lo”

“Que­re­mos un men­sa­je cla­ro del go­bierno en con­tra del men­sa­je de ex­clu­sión que trae el bus”

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.