Cor­te Su­pre­ma de­tec­ta cláu­su­las ile­ga­les en Pro­gra­ma de Ali­men­ta­ción de la Ju­naeb

► Tri­bu­nal im­pug­nó li­ci­ta­ción que exi­gió a em­pre­sas un con­trol bio­mé­tri­co de los be­ne­fi­cia­rios. ► Ju­naeb in­for­mó que mo­di­fi­ca­rá el sis­te­ma de re­gis­tro, pe­ro de­be­rá cam­biar ba­ses del pró­xi­mo concurso.

La Tercera - - Nacional - Flor Guz­mán C.

“Al es­ta­ble­cer en tér­mi­nos im­pe­ra­ti­vos la eje­cu­ción de un mé­to­do de cer­ti­fi­ca­ción ex­clu­si­vo (...) im­por­ta una tra­ba a la ac­ti­vi­dad eco­nó­mi­ca que desa­rro­llan, al ver­se im­pe­di­dos de re­ci­bir la con­tra­pres­ta­ción por el ser­vi­cio que su­mi­nis­tran en aque­llos ca­sos que no les ha­ya si­do po­si­ble re­gis­trar”.

“El ór­gano de ad­mi­nis­tra­ción del Es­ta­do re­cu­rri­do de­be­rá adop­tar las me­di­das con­du­cen­tes a ajus­tar las cláu­su­las ile­ga­les con­te­ni­das en las ba­ses de li­ci­ta­ción de que se tra­ta”.

En di­ciem­bre del año pa­sa­do, nue­ve em­pre­sas pro­vee­do­ras del Pro­gra­ma de Ali­men­ta­ción (PAE) de la Ju­naeb pre­sen­ta­ron un re­cur­so de am­pa­ro eco­nó­mi­co an­te la Cor­te de Ape­la­cio­nes de San­tia­go, con el objetivo de im­pug­nar el, en ese en­ton­ces, re­cién es­tre­na­do pro­ce­so de li­ci­ta­ción.

Las ba­ses del concurso pú­bli­co ha­bían apa­re­ci­do el se­gun­do se­mes­tre de 2016, con una se­rie de mo­di­fi­ca­cio­nes, las que se im­ple­men­ta­ron tras descubrirse irre­gu­la­ri­da­des en las li­ci­ta­cio­nes an­te­rio­res, tra­tos di­rec­tos e in­clu­so en la en­tre­ga de ra­cio­nes.

Fi­nal­men­te, la Cor­te Su­pre­ma fa­lló y or­de­nó a la Ju­naeb “adop­tar las me­di­das con­du­cen­tes a ajus­tar las cláu­su­las ile­ga­les con­te­ni­das en las Ba­ses de Li­ci­ta­ción de que se tra­ta”.

Dos exi­gen­cias fue­ron las de­cla­ra­das ile­ga­les en las ba­ses de di­cha li­ci­ta­ción, que se ad­ju­di­có un ter­cio del te­rri­to­rio na­cio­nal y la ali­men­ta­ción de 560.000 es­tu­dian­tes de las re­gio­nes de Ata­ca­ma, O’Hig­gins, Ay­sén, Bio­bío y par­te de la Me­tro­po­li­ta­na. Una co­rres­pon­de a la exi­gen­cia de con­trol bio­mé­tri­co, es de­cir, el al­ma­ce­na­mien­to y asig­na­ción de las ra­cio­nes ali­men­ti­cias me­dian­te me­ca­nis­mos co­mo el re­gis­tro de hue­llas dac­ti­la­res. En es­te as­pec­to, el tri­bu­nal de­ter­mi­nó que, de­bi­do a la Ley de Pro­tec­ción de Da­tos Per­so­na­les, pa­ra uti­li­zar un me­ca­nis­mo de con­trol de es­te ti­po en me­no­res de edad -que son los be­ne­fi­cia­rios del PAE- se re­que­ri­ría del per­mi­so de al­gún tu­tor adul­to.

“El pro­ble­ma que sub­ya­ce ra­di­ca en im­po­ner a las em­pre­sas pres­ta­do­ras del ser­vi­cio de ali­men­ta­ción una obli­ga­ción que no es­tán en con­di­ción de cum­plir”, con­sig­na el fallo, que agre­ga que los pro­vee­do­res es­tán im­po­si­bi­li­ta­dos de ape­gar­se a es­ta exi­gen­cia de­bi­do a que “la ob­ten­ción de los da­tos (bio­mé­tri­cos) que­da su­pe­di­ta­da a la au­to­ri­za­ción pre­via de los be­ne­fi­cia­rios, quie­nes por ser en es­te ca­so me­no­res de edad, re­quie­ren de la con­cu­rren­cia de un ter­ce­ro que ex­pre­se su vo­lun­tad en tal sen­ti­do”.

Ade­más, la cor­te de­ter­mi­nó que se impone a las em­pre­sas “una tra­ba al ejer­ci­cio de una ac­ti­vi­dad eco­nó­mi­ca” -de­re­cho ga­ran­ti­za­do por la Cons­ti­tu­ción­por­que és­tas de­ben en­tre­gar de to­das for­mas la ali­men­ta­ción a los be­ne­fi­cia­dos, aún cuan­do la Ju­naeb in-

Tras de­tec­tar irre­gu­la­ri­da­des en el PAE, Con­tra­lo­ría or­de­nó lle­var un con­trol bio­mé­tri­co de

los be­ne­fi­cia­rios.

Ade­más, or­de­nó for­ta­le­cer las ba­ses de las li­ci­ta­cio­nes, de­bi­do a irre­gu­la­ri­da­des en pro­ce­sos an­te­rio­res y

en tra­tos di­rec­tos.

La fis­ca­lía se en­cuen­tra

in­ves­ti­gan­do los con­tra­tos fir­ma­dos por la Ju­naeb y las

em­pre­sas pro­vee­do­ras. di­que que so­lo pue­de otor­gar­se a aque­llos que es­tén en­ro­la­dos. De he­cho, la li­ci­ta­ción es­ta­ble­ce que no se pa­ga­rán las ra­cio­nes ser­vi­das a los alum­nos que no es­tén re­gis­tra­dos.

El se­gun­do pun­to de­cla­ra­do ile­gal por la Cor­te Su­pre­ma es la di­fe­ren­cia en­tre la in­for­ma­ción cre­di­ti­cia so­li­ci­ta­da a las em­pre­sas na­cio­na­les ver­sus las ex­tran­je­ras sin ope­ra­ción en Chi­le. Así, mien­tras a las fir­mas lo­ca­les se les pi­de el informe co­mer­cial (Di­com) pa­ra acre­di­tar la no exis­ten­cia de deu­das, a las com­pa­ñías fo­rá­neas no se les exi­ge nin­gún do­cu­men­to con in­for­ma­ción de es­te ti­po.

“Apa­re­ce evi­den­te la de­sigual­dad en­tre los ofe­ren­tes y con ello la cons­ta­ta­ción de una ile­ga­li­dad”, ase­gu­ra el do­cu­men­to, que aña­de que, in­clu­so, a es­tas em­pre­sas ex­tran­je­ras, a las que no se les pi­de informe, se les otor­ga un pun­ta­je ma­yor.

Se­gún el di­rec­tor na­cio­nal de la Ju­naeb, Jai­me Tohá, la Ju­naeb cum­pli­rá el fallo, pe­ro “so­li­ci­ta­rá a la Cor­te Su­pre­ma una acla­ra­ción”. Eso, pues la má­xi­ma au­to­ri­dad del or­ga­nis­mo ase­gu­ró que, si bien la sen­ten­cia obli­ga a co­rre­gir la im­ple­men­ta­ción del sis­te­ma bio­mé­tri­co pa­ra la pró­xi­ma li­ci­ta­ción -cu­yo lla­ma­do se es­pe­ra pa­ra el se­gun­do se­mes­tre de es­te año- Ju­naeb con­ti­nua­rá usán­do­lo, pues in­ter­pre­tan que no es­tá cues­tio­na­do co­mo me­ca­nis­mo. Ade­más, en con­ver­sa­cio­nes in­for­ma­les en­tre los pro­vee­do­res y la ins­ti­tu­ción, se ha plan­tea­do que sea Ju­naeb la en­car­ga­da de la re­co­lec­ción de los da­tos pa­ra cons­truir el re­gis­tro.

Pre­ci­sa­men­te en agos­to co­men­za­rá el plan pi­lo­to del con­trol bio­mé­tri­co. En ese con­tex­to, Tohá ase­gu­ró que el dictamen “no indica que sea ile­gal im­ple­men­tar es­te con­trol en el Pro­gra­ma de Ali­men­ta­ción Es­co­lar y, por el con­tra­rio, se­ña­la que no re­sul­tan dis­cu­ti­dos sus be­ne­fi­cios” y aña­dió que “lo que la Cor­te ha se­ña­la­do es que Ju­naeb no de­be exi­gir a las em­pre­sas la ob­ten­ción de los da­tos per­so­na­les de los es­tu­dian­tes co­mo con­di­cio­nan­te pa­ra el pa­go del ser­vi­cio de ali­men­ta­ción”.

Ade­más, se­gún Tohá, la mar­cha blan­ca del plan de tec­no­lo­gi­za­ción de da­tos ser­vi­rá “pa­ra sub­sa­nar to­dos los in­con­ve­nien­tes que pue­dan sur­gir an­tes de su en­tra­da en vi­gor”.

La pró­xi­ma li­ci­ta­ción se rea­li­za­rá en oc­tu­bre y abar­ca otro ter­cio del país, el que es­ta­rá a car­go de ese gru­po de pro­vee­do­res por los pró­xi­mos cua­tro años. Y, en ese sen­ti­do, fuen­tes cer­ca­nas a los con­ce­sio­na­rios se­ña­la­ron que el dictamen no só­lo obli­ga a mo­di­fi­car fu­tu­ros pro­ce­sos li­ci­ta­to­rios, sino tam­bién po­ne en pro­ble­mas a la Ju­naeb so­bre qué ha­cer con el pro­ce­so an­te­rior. Es­to, por­que “de­cla­ra ile­gal un pro­ce­so ce­rra­do y ad­ju­di­ca­do”.

Res­pec­to de la li­ci­ta­ción an­te­rior y las di­fe­ren­tes exi­gen­cias de acre­di­ta­ción co­mer­cial, Tohá di­jo que “nin­gu­na em­pre­sa ex­tran­je­ra sin ope­ra­cio­nes en Chi­le se ad­ju­di­có la li­ci­ta­ción a la que re­fie­re el fallo” y que pa­ra el pró­xi­mo pro­ce­so se mo­di­fi­ca­rá es­te pun­to.

El dipu­tado Bernardo Ber­ger (RN), quien fue miem­bro de la co­mi­sión in­ves­ti­ga­do­ra de la Ju­naeb, en­fa­ti­zó que el dictamen po­ne orden en pun­tos cla­ve. “Lo im­por­tan­te es que exis­ta un fil­tro acu­cio­so so­bre la si­tua­ción con la cual las fir­mas pue­den ava­lar la pres­ta­ción del ser­vi­cio; di­fe­ren­ciar y dis­cri­mi­nar ar­bi­tra­ria­men­te es inofi­cio­so”. Aña­dió, res­pec­to del con­trol bio­mé­tri­co, que quien tie­ne que ga­ran­ti­zar los re­gis­tros pa­ra un co­rrec­to con­trol de la en­tre­ga de ra­cio­nes es Ju­naeb.b

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.