Me­sa DC res­pal­da op­ción de Goic de re­ti­rar a Rin­cón pa­ra con­ti­nuar en ca­rre­ra

An­te el fra­ca­so de las ges­tio­nes pa­ra que el dipu­tado por Co­de­gua de­cli­ne su re­pos­tu­la­ción, di­ri­gen­tes de­ja­ron el pe­so de la de­ci­sión en ma­nos de la se­na­do­ra por Ma­ga­lla­nes, quien ha­bla­rá hoy des­de su co­man­do.

La Tercera - - POLÍTICA -

Poco an­tes del me­dio­día de ayer, la se­na­do­ra Ca­ro­li­na Goic sa­lió de su ca­sa en la ca­lle Si­món Bo­lí­var en Ñu­ñoa con rum­bo al Con­gre­so en Val­pa­raí­so, don­de te­nía pa­ra asis­tir di­rec­to a la Co­mi­sión de Tra­ba­jo del Se­na­do. A esa ho­ra cir­cu­la­ba la in­for­ma­ción de que la suer­te es­ta­ba me­dia­na­men­te echa­da: la can­di­da­ta pre­si­den­cial de la DC y pre­si­den­ta del par­ti­do al­mor­za­ría, tras su pa­so por la ci­ta­da co­mi­sión, con los dipu­tados y se­na­do­res de la co­lec­ti­vi­dad, pa­ra lue­go dar una de­cla­ra­ción de pren­sa en la que pon­dría fin a su pe­rio­do de re­fle­xión ini­cia­do el sá­ba­do, lue­go de que su­frie­ra un re­vés po­lí­ti­co pro­pi­na­do por la jun­ta na­cio­nal de su pro­pio par­ti­do. Ese día la va­li­da­ción de to­da la plan­ti­lla par­la­men­ta­ria sig­ni­fi­ca­ba apro­bar la re­pos­tu­la­ción del dipu­tado Ri­car­do Rin­cón, im­pli­ca­do en 2002 en un ca­so de vio­len­cia in­tra­fa­mi­liar, lo que se con­vir­tió en una de­rro­ta po­lí­ti­ca que de­jó en vi­lo su ca­rre­ra pre­si­den­cial. Se es­pe­ra­ba que ayer Goic pu­sie­ra fin al sus­pen­so: el mar­tes ha­bía cir­cu­la­do la ver­sión de que ha­bía da­do un ultimátum al par­ti­do, pi­dien­do co­mo con­di­ción pa­ra se­guir la re­nun­cia de Rin­cón. Aun­que ayer al me­dio­día ese es­ce­na­rio aún no se re­ver­tía, pe­se a la in­ce­san­te pre­sión so­bre el dipu­tado por Co­de­gua, Goic es­ta­ba de­ci­di­da a gol­pear la me­sa y uti­li­zar las fa­cul­ta­des que tie­ne -va­li­da­das por la jun­ta- pa­ra san­cio­nar las can­di­da­tu­ras al Par­la­men­to. Es de­cir, con el res­pal­do de la me­sa, la pre­si­den­ta DC re­ti­ra­ría la can­di­da­tu­ra de Rin­cón y anun­cia­ría que se­gui­ría en ca­rre­ra a La Moneda.

Has­ta ahí to­do bien. Tan­to, que in­clu­so su equi­po de co­mu­ni­ca­cio­nes reali­zó una con­vo­ca­to­ria de pren­sa pa­ra las 20.30 ho­ras en su co­man­do ya no ha­bla­ría des­pués de al­muer­zo-, es de­cir, des­pués de par­ti­ci­par de la vo­ta­ción del pro­yec­to de abor­to.

Pe­ro, cer­ca de las dos de la tar­de, las co­sas co­men­za­ron a en­re­dar­se. El dipu­tado y pri­mer vi­ce­pre­si­den­te DC, Ma­tías Wal­ker, se co­mu­ni­có con la se­na­do­ra pa­ra avi­sar­le que en el des­pa­cho del pre­si­den­te del Se­na­do, An­drés Zal­dí­var, le es­pe­ra­ban jun­to al se­cre­ta­rio na­cio­nal DC, Gonzalo Duar­te y el se­na­dor Pa­tri­cio Wal­ker. Mien­tras iba de ca­mino al cuar­to pi­so del Se­na­do, Goic de­ci­dió sus­pen­der el al­muer­zo con las ban­ca­das, di­cen en la DC, por­que no que­ría en­con­trar­se con Rin­cón.

Ya en la ofi­ci­na de Zal­dí­var, és­te le no­ti­fi­có que el co­mi­té UDI no da­ría la una­ni­mi­dad re­que­ri­da pa­ra ini­ciar a las 16 ho­ras el de­ba­te del pro­yec­to de abor­to co­mo es­ta­ba pre­vis­to.

Al no ha­ber pa­sa­do 24 ho­ras des­de el in­gre­so del in­for­me pro­ve­nien­te de la Cá­ma­ra, que du­ran­te la ma­ña­na apro­bó el ar­ti­cu­la­do, se re­que­ría una­ni­mi­dad pa­ra po­ner el pro­yec­to

► La se­na­do­ra y aban­de­ra­da DC rea­pa­re­ció pú­bli­ca­men­te ayer en el Con­gre­so.

► Goic re­ci­bió el sa­lu­do de Ale­jan­dro Gui­llier.

► La se­na­do­ra Goic sa­lien­do de su ca­sa ayer.

► Du­ran­te la tar­de, en el Con­gre­so.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.