La Tercera

Su­pe­rin­ten­den­cia de Me­dio Am­bien­te re­abre in­ves­ti­ga­ción por con­ta­mi­na­ción en Quin­te­ro

En­ti­dad pi­dió in­for­me al Dic­tuc, que re­ve­la una even­tual cau­sa­li­dad en­tre el ma­ne­jo de pe­tró­leo de Enap y la dis­per­sión de emi­sio­nes en agos­to de 2018, lo que ge­ne­ró in­to­xi­ca­cio­nes.

- Oria­na Fer­nán­dez Ecology

3 COMPUESTOS QUÍ­MI­COS al me­nos fue­ron de­tec­ta­dos en la zo­na de Quin­te­ro, en las me­di­cio­nes he­chas para la su­per­in­den­ten­cia.

En agos­to pa­sa­do se cum­plie­ron dos años des­de que en Quin­te­ro y Pu­chun­ca­ví, Re­gión de Valparaíso, se pro­du­je­ron epi­so­dios de con­ta­mi­na­ción que lle­va­ron a que más de 1.200 ve­ci­nos re­sul­ta­ran con sín­to­mas de in­to­xi­ca­ción.

La Su­pe­rin­ten­den­cia del Me­dio Am­bien­te for­mu­ló car­gos en sep­tiem­bre de 2018 en con­tra de Enap Re­fi­ne­rías, ti­tu­lar del pro­yec­to ter­mi­nal ma­rí­ti­mo. Y en el mar­co de esa in­ves­ti­ga­ción, la ins­ti­tu­ción con­tra­tó en 2019 la ase­so­ría del Dic­tuc, que hi­zo una Mo­de­la­ción de Ca­li­dad de Ai­re para Quin­te­ro y Pu­chun­ca­ví, in­for­me que fue en­tre­ga­do el 22 de ju­nio pa­sa­do.

El aná­li­sis in­clu­yó una mo­de­la­ción de la dis­per­sión de con­ta­mi­nan­tes en la zo­na para iden­ti­fi­car las fuen­tes. El in­for­me, al cual tu­vo ac­ce­so La

Ter­ce­ra, se­ña­la que “se ha es­ta­ble­ci­do una re­la­ción de cau­sa­li­dad en­tre la des­car­ga de un es­tan­que de pe­tró­leo de Enap y su tras­va­si­je a los es­tan­ques se­pa­ra­do­res API de la mis­ma em­pre­sa”.

Se aña­de que es­to pro­du­jo las “emi­sio­nes de HCHO (for­mal­dehí­do), H2S (áci­do sulf­hí­dri­co) y COV (Compuestos Or­gá­ni­cos Vo­lá­ti­les) des­de di­chos es­tan­ques al ai­re”, lo que lle­vó a “la dis­per­sión de esas emi­sio­nes ha­cia la zo­na de Quin­te­ro en las no­ches del 21 al 23 de agos­to y los au­men­tos en con­sul­tas mé­di­cas du­ran­te esos mis­mos días. Tam­bién se con­clu­ye que en el sec­tor “no hay otras fuen­tes emi­so­ras que pue­dan ex­pli­car di­chos efec­tos en sa­lud”, pues­to que no hay em­pre­sas que emi­tan HCHO ni H2S en la zo­na al nor­te de Quin­te­ro.

“Las emi­sio­nes de COV pro­ve­nien­tes de las otras em­pre­sas que al­ma­ce­nan COV apor­tan me­nos del 5% de las con­cen­tra­cio­nes to­ta­les mo­de­la­das en la zo­na de Quin­te­ro du­ran­te los epi­so­dios de au­men­tos de con­sul­tas mé­di­cas”, aña­de el re­por­te.

El otro in­for­me

Otro in­for­me he­cho a so­li­ci­tud de la Su­pe­rin­ten­den­cia del Me­dio Am­bien­te lo reali­zó el Cen­tro de To­xi­co­lo­gía y Me­dio Am­bien­te de la U. Ca­tó­li­ca, el que ana­li­zó la con­cor­dan­cia en­tre la sin­to­ma­to­lo­gía re­por­ta­da por la po­bla­ción de Quin­te­ro y Pu­chun­ca­ví y los efec­tos en la sa­lud se­cun­da­rios por la ex­po­si­ción a compuestos or­gá­ni­cos vo­lá­ti­les. De acuer­do al es­tu­dio, “es muy po­si­ble que el even­to en cues­tión sea una ex­po­si­ción a al­gu­na sus­tan­cia en el am­bien­te, por la for­ma en que se van pre­sen­tan­do los ca­sos (…) el com­pues­to más con­cor­dan­te se­ría el áci­do sulf­hí­dri­co”.

Con los an­te­ce­den­tes, la Su­pe­rin­ten­den­cia del Me­dio Am­bien­te po­dría anun­ciar la reaper­tu­ra de la in­ves­ti­ga­ción con­tra la em­pre­sa (el ca­so es­ta­ba téc­ni­ca­men­te ce­rra­do y sin una re­so­lu­ción san­cio­na­to­ria), lo que im­pli­ca que se re­for­mu­la­rían car­gos con­tra la com­pa­ñía, por rea­li­zar ac­cio­nes no au­to­ri­za­das am­bien­tal­men­te en la ter­mi­nal.

La en­ti­dad re­gu­la­do­ra de­tec­tó dos car­gos ca­li­fi­ca­dos co­mo gra­ví­si­mos se­gún la nor­ma am­bien­tal: que la fir­ma reali­zó cam­bios no au­to­ri­za­dos al pro­yec­to (ter­mi­nal Quin­te­ro) y que, du­ran­te la in­ves­ti­ga­ción por la cri­sis am­bien­tal, la com­pa­ñía no fa­ci­li­tó la ins­pec­ción de la su­pe­rin­ten­den­cia, pues no in­for­mó que se dre­nó cru­do de ori­gen ira­ní, lo que de­ri­vó en la emer­gen­cia.

En la zo­na

Her­nán Ra­mí­rez, di­ri­gen­te de las or­ga­ni­za­cio­nes de Quin­te­ro, plan­tea que ya pa­sa­dos dos años de los he­chos “ve­mos que aún hay epi­so­dios de con­ta­mi­na­ción y ma­los ma­ne­jos en la zo­na in­dus­trial. Es­to ha te­ni­do un fuer­te efec­to en la po­bla­ción, en las per­so­nas que acá vi­ven”.

En tan­to, el abo­ga­do Rem­ber­to Val­dés, que re­pre­sen­ta a víctimas de la cri­sis, se­ña­ló que “es­pe­ra­mos que ha­ya una re­pa­ra­ción a las fa­mi­lias, por­que son las per­so­nas que di­rec­ta­men­te han su­fri­do to­dos es­tos epi­so­dios”.

En la aris­ta pe­nal, que in­ves­ti­ga el Mi­nis­te­rio Pú­bli­co, has­ta aho­ra hay seis eje­cu­ti­vos de Enap for­ma­li­za­dos por el pre­sun­to de­li­to de pro­pa­ga­ción de ele­men­tos con­ta­mi­nan­tes al me­dioam­bien­te, ade­más del ca­pi­tán del bar­co que lle­vó el com­bus­ti­ble. To­dos es­tán con me­di­das cau­te­la­res, co­mo fir­ma quin­ce­nal y arrai­go na­cio­nal.b

 ??  ?? ► La su­pe­rin­ten­den­cia re­for­mu­la­rá car­gos con­tra la em­pre­sa Enap.
► La su­pe­rin­ten­den­cia re­for­mu­la­rá car­gos con­tra la em­pre­sa Enap.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile