Rea­li­za es­tos cin­co efi­ca­ces ejer­ci­cios pa­ra per­der gra­sa ab­do­mi­nal en ca­sa

Es muy im­por­tan­te que sea­mos cons­tan­tes con es­tos ejer­ci­cios y que los com­ple­men­te­mos con una die­ta sa­na y equi­li­bra­da pa­ra ob­te­ner re­sul­ta­dos vi­si­bles en me­nos tiem­po

La Tribuna (Los Angeles, Chile) - - BIENESTAR -

Una de las par­tes del cuer­po más te­dio­sas de adel­ga­zar y to­ni­fi­car es la ba­rri­ga. Por des­gra­cia, es­ta tam­bién es el área en la que más se no­ta el ex­ce­so de pe­so y don­de tien­de a acu­mu­lar­se más gra­sa co­mo pro­duc­to de una ma­la ali­men­ta­ción y otros des­cui­dos.

¿ Se­rá que es po­si­ble des­ha­cer­se de los ro­lli­tos en el ab­do­men sin sa­lir de ca­sa? La res­pues­ta es un sí, siem­pre y cuan­do te lo pro­pon­gas y es­tés dis­pues­ta a asu­mir un re­to cons­tan­te.

La ma­ne­ra más efi­caz de eli­mi­nar la gra­sa del vien­tre o de cual­quier otra área del cuer­po es me­dian­te la prác­ti­ca de ejer­ci­cios. En es­te sen­ti­do, la ma­yo­ría de per­so­nas pre­fie­ren asis­tir a los gim­na­sios, ya que las má­qui­nas po­ten­cian los tra­ba­jos y ayu­dan a lo­grar óp­ti­mos re­sul­ta­dos.

Sin em­bar­go, quie­nes no tie­nen tiem­po o di­ne­ro pa­ra ir a uno, pue­den de­jar aho­ra mis­mo las ex­cu­sas por­que tam­bién hay for­mas efi­ca­ces de re­du­cir esa pan­za sin te­ner que sa­lir de ca­sa.

Hoy va­mos a com­par­tir los 5 ejer­ci­cios más re­co­men­da­dos pa­ra tra­ba­jar el área ab­do­mi­nal, a la vez que re­du­ci­mos el pe­so y to­ni­fi­ca­mos pa­ra mol­dear la fi­gu­ra.

AB­DO­MI­NA­LES TEN­DI­DOS en el Sue­lo

Los ejer­ci­cios ab­do­mi­na­les son los más re­co­men­da­dos pa­ra re­du­cir la cin­tu­ra, to­ni­fi­car el vien­tre y des­ha­cer­se de la gra­sa lo­ca­li­za­da en es­ta área del cuer­po.

Exis­ten di­fe­ren­tes for­mas de rea­li­zar­los, pe­ro a con­ti­nua­ción va­mos a com­par­tir una va­rie­dad que es muy fá­cil de prac­ti­car den­tro de la ca­sa.

¿Có­mo ha­cer­los?

So­bre una col­cho­ne­ta o ta­pe­te pa­ra ejer­ci­cios, acués­ta­te bo­ca arri­ba, con las pier­nas fle­xio­na­das y los pies apo­ya­dos del sue­lo.

Aho­ra, con las ma­nos por de­trás de la ca­be­za, ele­va un po­co el tron­co me­dian­te la ac­ción ab­do­mi­nal, man­te­nien­do la co­lum­na rec­ta y sin do­blar el cue­llo pa­ra evi­tar le­sio­nes.

Rea­li­zar 3 se­ries de 10 a 20 re­pe­ti­cio­nes.

Si quie­res au­men­tar la in­ten­si­dad, haz el mis­mo mo­vi­mien­to pe­ro con las pier­nas un po­co le­van­ta­das del sue­lo.

PLAN­CHA

La pos­tu­ra en plan­cha, o tam­bién co­no­ci­da co­mo plank, es un ejer­ci­cio que se es­tá ha­cien­do muy po­pu­lar por­que es­tá de­mos­tra­do que en tan so­lo unos se­gun­dos pue­de tra­ba­jar to­do el cuer­po.

Co­mo la idea es rea­li­zar­lo pa­ra per­der ba­rri­ga, es muy im­por­tan­te que al ha­cer­lo man­ten­gas el ab­do­men con­traí­do.

¿Có­mo ha­cer­lo?

So­bre una col­cho­ne­ta pa­ra ejer­ci­cios, apó­ya­te bo­ca aba­jo so­bre los an­te­bra­zos y las pun­tas de los pies. Ase­gú­ra­te de que los co­dos que­den jus­to por de­ba­jo de los hom­bros y la es­pal­da bien er­gui­da.

Tra­ta de man­te­ner el equi­li­brio por lo me­nos 20 se­gun­dos y rea­li­za 5 se­ries. Cuan­do ya ten­gas más ni­vel pue­des lle­gar a aguan­tar has­ta 1 mi­nu­to.

PA­TA­DAS De RA­NA

Con es­te sim­ple ejer­ci­cio se tra­ba­ja la par­te me­dia y su­pe­rior del ab­do­men que son áreas más di­fí­ci­les de to­ni­fi­car.

¿Có­mo ha­cer­lo?

Apó­ya­te con los glú­teos y las ma­nos en una su­per­fi­cie fir­me, y co­lo­ca las pier­nas le­van­ta­das en el ai­re con las ro­di­llas un po­co fle­xio­na­das.

Aho­ra, mue­ve las pier­nas ha­cia atrás y ha­cia ade­lan­te, al mis­mo tiem­po que ha­ces un mo­vi­mien­to con el pe­cho pa­ra que am­bas zo­nas se en­cuen­tren.

El pun­to de unión se­rá la pa­red ab­do­mi­nal don­de se po­drá sen­tir to­da la ten­sión del ejer­ci­cio. Rea­li­za de 10 a 20 re­pe­ti­cio­nes.

ELE­VA­CIÓN De PIER­NAS

El tru­co pa­ra que es­te ejer­ci­cio tra­ba­je el vien­tre es man­te­ner­lo con­traí­do mien­tras se ele­van las pier­nas.

¿Có­mo ha­cer­lo?

Acués­ta­te bo­ca arri­ba, con los bra­zos en la zo­na lum­bar y las pier­nas bien es­ti­ra­das.

Man­te­nien­do las pier­nas jun­tas, em­pie­za a ele­var­las ha­cia arri­ba, co­mo si un hi­lo es­tu­vie­se ti­ran­do de ellas pa­ra lle­var­las ha­cia el te­cho.

Tra­ta de man­te­ner las pier­nas ele­va­das unos se­gun­dos sin per­der la pos­tu­ra del res­to del cuer­po y bá­ja­las len­ta­men­te has­ta la po­si­ción ini­cial.

ES­TI­RA­MIEN­TOS AB­DO­MI­NA­LES

Pa­ra ter­mi­nar con es­ta ru­ti­na de ab­do­mi­na­les es bueno ha­cer es­ti­ra­mien­tos, en­fo­ca­dos tam­bién en es­ta área.

Su fun­ción es la de to­ni­fi­car, pe­ro tam­bién sir­ve pa­ra re­cu­pe­rar el cuer­po des­pués de ha­ber rea­li­za­do ejer­ci­cios de ma­yor in­ten­si­dad. Por ello lo ideal es de­jar­lo pa­ra el fi­nal.

¿Có­mo ha­cer­lo?

Acués­ta­te bo­ca aba­jo con to­do el cuer­po es­ti­ra­do y las ma­nos apo­ya­das en el sue­lo.

Aho­ra, le­van­ta los bra­zos, de mo­do que la par­te de­lan­te­ra del cuer­po se ele­ve ha­cia atrás con el ab­do­men con­traí­do.

es­tos son una ru­ti­na de apo­yo, pe­ro de­bes ser cons­tan­te con su prác­ti­ca. Com­ple­mén­ta­los con una die­ta sa­lu­da­ble.

pos­tu­ra en plan­cha, o tam­bién co­no­ci­da co­mo plank,

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.