El “es­fuer­zo” del Go­bierno

La Tribuna (Los Angeles, Chile) - - REDACCIÓN - Clau­dio La­pos­tol Aca­dé­mi­co Fa­cul­tad de Eco­no­mía y Ne­go­cios UNAB

No ter­mi­na de sor­pren­der­me esa ex­pre­sión o fra­se o de­cla­ra­ción, llá­me­la co­mo us­ted gus­te, en cuan­to a que “el es­fuer­zo del go­bierno…”. Vea­mos bien, ¿Quién ha­ce ese es­fuer­zo? Esa ben­di­ta fra­se apa­re­ce cuan­do se ne­ce­si­ta su­plir al­gún “dé­fi­cit eco­nó­mi­co” que pue­de ser jus­to o in­jus­to, to­do de­pen­de de la ve­re­da en que uno es­té pa­ra ab­sor­ber ese “es­fuer­zo”.

Los go­bier­nos, y en par­ti­cu­lar los go­bier­nos que les gus­ta re­par­tir pla­ta, sa­can esos re­cur­sos de sus im­pues­tos, que si de al­go es­ta­mos se­gu­ros en es­ta vi­da, son dos co­sas, nos va­mos a mo­rir y va­mos a pa­gar im­pues­tos.

To­das las re­for­mas que lle­va­mos fue­ron cal­cu­la­das des­de un pun­to de vis­ta im­po­si­ti­vo, in­clu­so la que se nos vie­ne aho­ra, la pre­vi­sio­nal. Tam­bién vie­ne con una ló­gi­ca im­po­si­ti­va, nin­gu­na trae apa­re­ja­da una ló­gi­ca de tra­ba­jo, de es­tra­te­gia de cre­ci­mien­to o de ge­ne­rar una ma­yor efi­cien­cia en la la­bor dia­ria que desa­rro­llan los chi­le­nos, nin­gu­na. Los re­sul­ta­dos, y así se di­jo, no fue­ron ca­pa­ces de cu­brir lo que se pro­me­tió, so­lo se lo­gró el que las pró­xi­mas in­ver­sio­nes fue­ran pos­ter­ga­das, lle­van­do a Chi­le a una de las más pau­pé­rri­mas pro­yec­cio­nes de cre­ci­mien­to, la cual, ya lo he di­cho va­rias ve­ces va a es­tar en torno al 1,5%.

Vea­mos que su­ce­de con lo pre­vi­sio­nal, por ejem­plo, de au­men­tar en un 5% la co­ti­za­ción y que és­te pa­se a un fon­do co­mún. Es una idea de una in­jus­ti­cia tre­men­da se­gún mi pa­re­cer, pues­to que qui­zás el tra­ba­ja­dor no ha com­pren­di­do que su tra­ba­jo (5%) va a ser en­tre­ga­do a la ad­mi­nis­tra­ción de un fon­do pa­ra ser dis­tri­bui­dos a per­so­nas que no par­ti­ci­pa­ron en la la­bor que el reali­zó en sus años de ser­vi­cio. Es­ta so­la idea pue­de lle­gar a ser ile­gal.

Ese 5%, al no per­te­ne­cer a per­so­nas que desa­rro­llan la la­bor en esa em­pre­sa, es di­ne­ro que no es ne­ce­sa­rio pa­ra la ge­ne­ra­ción de re­cur­sos, por tan­to el SII po­dría de­ter­mi­nar que esa pla­ta si de­be ser gra­va­da, pues for­ma par­te de la utilidad de la em­pre­sa. ¿Dón­de es­tá el es­fuer­zo del Es­ta­do en esa idea? Sin más, el es­fuer­zo lo reali­zó us­ted, pa­ra que lo ocu­pen otros.

La ma­ne­ra jus­ta pa­ra que us­ted ten­ga una bue­na ju­bi­la­ción, es que el Es­ta­do ha­ga el es­fuer­zo y des­pe­je los ca­mi­nos pa­ra que las per­so­nas con sus ini­cia­ti­vas ge­ne­ren ri­que­za, tra­ba­jo, efi­cien­cia, es­pe­ran­za y dig­ni­dad en los ha­bi­tan­tes de un país y per­mi­tan la li­ber­tad de es­co­ger cuál es el ne­go­cio en el cual quie­ren tra­ba­jar y en el cual van a ser más com­pe­ten­tes y efi­cien­tes.

El Es­ta­do lo úni­co que ha he­cho co­mo “es­fuer­zo” has­ta aho­ra es co­brar más im­pues­tos a las per­so­nas, si­tua­ción que se vie­ne dan­do des­de los ini­cios del hom­bre. Siem­pre se ha co­bra­do im­pues­tos y siem­pre los ha pa­ga­do la cla­se tra­ba­ja­do­ra, que es don­de es­ta­mos la ma­yo­ría de las per­so­nas. Las cas­tas, nun­ca han pa­ga­do im­pues­tos. Es más, nun­ca van a pa­gar im­pues­tos, siem­pre va a exis­tir el mo­do de no ha­cer­lo. An­tes las cas­tas eran los no­bles, los re­yes, las re­li­gio­nes, hoy día son, ya sa­be­mos quié­nes son.

El es­fuer­zo del Es­ta­do siem­pre va a ser co­brar­le un im­pues­to ador­na­do de al­gu­na ma­ne­ra, que fi­nal­men­te va a ser pa­ga­do por us­ted. IVA en las vi­vien­das ¿Us­ted cree que lo van a pa­gar las in­mo­bi­lia­rias? No, va a ser pa­ga­do por us­ted, ya sea su­bien­do el pre- cio de la vi­vien­da o ha­cien­do vi­vien­das más pe­que­ñas y con el mis­mo pre­cio an­te­rior.

¿ La re­for­ma tri­bu­ta­ria la pa­ga­ron las em­pre­sas? No, de he­cho no se re­cau­dó lo que se di­jo se iba a re­cau­dar, pe­ro us­ted ya su­fre el efec­to de es­tas re­for­mas, es­fuer­zo del go­bierno, de nue­vo, el es­fuer­zo lo es­tá ha­cien­do us­ted.

Por fa­vor, ha­ga la lec­tu­ra, el Es­ta­do siem­pre va a ser un en­te re­par­ti­dor, al­gu­nos go­bier­nos más que otros, de la pla­ta y la ri­que­za de los otros.

El Es­ta­do lo úni­co que ha he­cho co­mo “es­fuer­zo” has­ta aho­ra es co­brar más im­pues­tos a las per­so­nas, si­tua­ción que se vie­ne dan­do des­de los ini­cios del hom­bre. Siem­pre se ha co­bra­do im­pues­tos y siem­pre los ha pa­ga­do la cla­se tra­ba­ja­do­ra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.