Vio­len­to in­cen­dio ter­mi­na con la vi­da de hom­bre de 55 años

Bom­be­ros no pu­do con­tro­lar­lo. En la re­mo­ción de es­com­bros en­con­tra­ron el cuer­po.

La Tribuna (Los Angeles, Chile) - - PORTADA -

Un in­cen­dio des­tru­yó por com­ple­to una vi­vien­da de ma­te­rial li­ge­ro en el sec­tor de la Hi­jue­la, El Re­ta­mo, en la co­mu­na de Los Án­ge­les, has­ta don­de lle­ga­ron la Quin­ta y Sex­ta com­pa­ñía.

La vio­len­cia con que se pro­pa­ga­ron las lla­mas, im­pi­die­ron que Bom­be­ros, que lle­gó has­ta el lu­gar, pu­die­ra ha­cer al­go, ya que por su le­ja­nía no pu­die­ron ha­cer­se pre­sen­tes a tiem­po.

El se­gun­do co­man­dan­te de Bom­be­ros, Luis Zen­teno, en con­ver­sa­ción con Dia­rio La Tri­bu­na, in­for­mó que “nues­tra cen­tral, el día sá­ba­do en la ma­dru­ga­da, 10 para las 2 de la ma­ña­na, re­ci­bió el re­por­te de un in­cen­dio que se pro­du­cía ca­mino a An­tu­co, por lo que pro­ce­dió a des­pa­char dos uni­da­des. Pro­duc­to de la dis­tan­cia del lu­gar, la vi­vien­da se en­con­tra­ba to­tal­men­te con­su­mi­da al lle­gar la pri­me­ra má­qui­na”.

Re­cor­de­mos que el he­cho se pro­du­jo en el ki­ló­me­tro 15 ca­mino a An­tu­co. En la vi­vien­da de ma­te­rial li­ge­ro se en­con­tra­ba Jo­sé Ro­drí­guez, de 55 años, quien per­dió la vi­da al in­te­rior del in­mue­ble.

Se­gún los antecedentes pre­li­mi­na­res, y que aún son ma­te­ria de in­ves­ti­ga­ción, el hom­bre te­nía pro­ble­mas de al­coho­lis­mo y no se ha­bría per­ca­ta­do de que te­nía una ve­la en­cen­di­da y que se dio vuel­ta, por lo que ini­ció el fue­go.

En esa mis­ma lí­nea, la au­to­ri­dad bom­be­ril se­ña­ló que “al rea­li­zar la re­mo­ción de es­com­bros, per­so­nal que tra­ba­jó en el lu­gar se per­ca­tó del cuer­po de una per­so­na al in­te­rior de la vi­vien­da, una mediagua de 15 me­tros cua­dra­dos. Se es­tá tra­ba­jan­do en con­jun­to con La­bo­car y per­so­nal de la PDI para ha­cer los aná­li­sis co­rres­pon­dien­tes”.

Tam­bién ma­ni­fes­tó que “la vi­vien­da es­ta­ba cons­trui­da por ma­te­rial al­ta­men­te com­bus­ti­ble, co­mo ma­de­ra, y no con­ta­ba con pi­so. El pro­ce­di­mien­to, por la re­mo­ción de es­com­bros, du­ró una me­dia ho­ra. No hu­bo pe­li­gro de pro­pa­ga­ción, ya que la vi­vien­da se en­con­tra­ba ale­ja­da del res­to, sien­do una zo­na ru­ral”.

RE­CO­MEN­DA­CIO­NES

El se­gun­do Co­man­dan­te de Bom­be­ros de Los Án­ge­les, Luis Zen­teno, apro­ve­chó la con­ver­sa­ción con el dia­rio de la pro­vin­cia de Bio­bío para po­der ha­cer una re­co­men­da­ción.

“Re­gu­lar­men­te es­te ti­po de vi­vien­das las ha­bi­tan per­so­nas so­las que ca­re­cen de ser­vi­cios co­mo su­mi­nis­tro eléc­tri­co y ca­le­fac­ción, por en­de, den­tro de una ha­bi­ta­ción en­cien­den ve­las u al­gún ar­te­fac­to para pa­sar el frío, por lo cual el lla­ma­do es a man­te­ner la pre­cau­ción y la con­di­ción de se­gu­ri­dad para evi­tar es­te ti­po de in­cen­dios”, ce­rró el se­gun­do co­man­dan­te de Bom­be­ros.

BOM­BE­ROS, EN El PRO­CE­SO de re­mo­ción de es­com­bros, en­con­tró el cuer­po de Jo­sé Ro­drí­guez, de 55 años.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.