Cre­ci­mien­to de la in­mi­gra­ción: ¿Un pro­ble­ma a lar­go pla­zo pa­ra la se­gu­ri­dad so­cial chi­le­na?

Pro­yec­cio­nes pri­va­das apun­tan a que los in­mi­gran­tes pue­dan ex­pli­car has­ta un 30% de la fuer­za la­bo­ral del país en un lap­so de 20 a 30 años.

Pulso - - Empresas & Mercados - XIMENA CELEDÓN F.

—A la ho­ra de los aná­li­sis, una de las ra­zo­nes que ha­bría in­ci­di­do en la de­ci­sión del Reino Uni­do de sa­lir de la Unión Eu­ro­pea se re­fie­re al au­men­to de la in­mi­gra­ción y sus efec­tos en el mer­ca­do la­bo­ral.

Des­de ha­ce ya va­rios años, Chi­le tam­bién se ha trans­for­ma­do en un atrac­ti­vo fo­co de la in­mi­gra­ción, no só­lo pa­ra aque­llas per­so­nas que caen en la ca­li­dad de re­fu­gia­dos, sino que tam­bién por par­te de quie­nes bus­can es­ta­ble­cer­se de ma­ne­ra de­fi­ni­ti­va en nues­tro país.

De acuer­do a los da­tos de la úl­ti­ma en­cues­ta Ca­sen, los in­mi­gran­tes re­pre­sen­tan cer­ca del 2,1% de la po­bla­ción chi­le­na, lo que im­pli­ca un uni­ver­so de 354.581 per­so­nas. Una ci­fra que mi­ra­da en el con­tex­to de los 17 mi­llo­nes de ha­bi­tan­tes del país pue­de ser muy ba­ja, pe­ro que re­pre­sen­ta el do­ble de lo que era en la me­di­ción de 2006.

Se­gún da cuen­ta la Ca­sen, el ma­yor por­cen­ta­je de in­mi­gran­tes lo ex­pli­can per­so­nas na­ci­das en Pe­rú, Ar­gen­ti­na y Co­lom­bia.

Pe­ro más allá de la mul­ti­cul­tu­ra­li­dad que ello im­pli­que, se tra­ta de per­so­nas que al pa­sar a for­mar par­te del mer­ca­do la­bo­ral lo­cal, tam­bién pa­san a ser be­ne­fi­cia­rios del sis­te­ma de se­gu­ri­dad so­cial y de pen­sio­nes chi­leno. ¿Pue­de te­ner al­gu­na im­pli­can­cia fu­tu­ra?

Lo pri­me­ro que hay que de­cir es que el te­ma de la in­mi­gra­ción co­mo te­ma ge­ne­ral está den­tro del fo­co del Es­ta­do. De he­cho, es­te año ini­ció sus fun­cio­nes el Co­mi­té Ase­sor Mi­nis­te­rial so­bre Mi­gra­cio­nes y Asun­tos Internacionales, que reúne a au­to­ri­da­des del Mi­nis­te­rio del Tra­ba­jo y Pre­vi­sión So­cial y sus ser­vi­cios re­la­cio­na­dos, ade­más de re­pre­sen­tan­tes de aso­cia­cio­nes de tra­ba­ja­do­res y em­plea­do­res y or­ga­ni­za­cio­nes de la so­cie­dad ci­vil li­ga­das a los te­mas mi­gra­to­rios. “Es­te con­se­jo de­be­rá rea­li­zar un diag­nós­ti­co aca­ba­do res­pec­to a las ac­tua­les po­lí­ti­cas de Go­bierno pa­ra los mi­gran­tes en el área la­bo­ral y pre­vi­sio­nal y pro­po­ner po­si­bles mo­di­fi­ca­cio­nes en la ma­te­ria”, se­ña­la la sub­se- cre­ta­ria de Pre­vi­sión So­cial, Ju­lia Ur­quie­ta

En el te­ma es­pe­cí­fi­co de pen­sio­nes, in­di­có que el con­tex­to de in­cre­men­to en el flu­jo y cam­bio de la es­truc­tu­ra de la po­bla­ción mi­gran­te en Chi­le “mo­ti­vó du­ran­te 2015 en­tre los miem­bros del Con­se­jo Con­sul­ti­vo Pre­vi­sio­nal y la Co­mi­sión de Usua­rios del sis­te­ma Pre­vi­sio­nal, en­car­gar el es­tu­dio Aná­li­sis pa­ra me­dir el im­pac­to de la mi­gra­ción so­bre el Sis­te­ma de Pen­sio­nes So­li­da­rias. Uno de los re­sul­ta­dos más re­le­van­tes fue la ne­ce­si­dad de me­jo­rar la ca­li­dad del da­to de país de ori­gen y na­cio­na­li­dad en­tre los co­ti­zan­tes del sis­te­ma pre­vi­sio­nal, cuestión en la que se tra­ba­ja ac­tual­men­te”.

Se­gún el es­tu­dio men­cio­na­do, del uni­ver­so de be­ne­fi­cia­rios del Sis­te­ma de Pen­sio­nes So­li­da­rias só­lo 5.956 son ex­tran­je­ros, de ellos un 61,3% son mu­je­res (3.651); 3.081 per­so­nas re­ci­ben Apor­te Pre­vi­sio­nal So­li­da­rio (APS); y 2.875 per­so­nas ob­tie­nen Pen­sión Bá­si­ca So­li­da­ria (PBS). “Es­ta ci­fra en re­la­ción al uni­ver­so to­tal de be­ne­fi­cia­rios del Pi­lar So­li­da­rio, que as­cen­día a 1.315.396 en agos­to de 2015, re­pre­sen­tan só­lo un 0,45% de los be­ne­fi­cia­rios; la ma­yor par­ti­ci­pa­ción se re­gis­tra en la PBS, don­de la pro­por­ción de ex­tran­je­ros es de un 0,49%, se­gui­do del APS con un 0,42%”, agre­gó Ur­quie­ta.

Pe­ro el de­cano de la Fa­cul­tad de Eco­no­mía y Ne­go­cios de la Uni­ver­si­dad San­to To­más, Gui­ller­mo Yá­ñez, tie­ne otra mi­ra­da, la que apun­ta que se tra­ta de un te­ma que de­be ser abor­da­do des­de aho­ra, ya que en el lar­go pla­zo (20 a 30 años) la in­mi­gra­ción po­drá te­ner un pe­so en la se­gu­ri­dad so­cial del que el Es­ta­do chi­leno de­be­rá ha­cer­se car­go.

¿Cuál es la ló­gi­ca que si­gue el aca­dé­mi­co? Con­si­de­ran­do los da­tos de la úl­ti­ma en­cues­ta Ca­sen, Yá­ñez asu­me que el ci­ta­do 2,1% de po­bla­ción in­mi­gran­te es si­mi­lar a la ho­ra de ha­blar de la fuer­za de tra­ba­jo. “Si pro­yec­ta­mos un es­ta­do es­ta­cio­na­rio a par­tir de es­tos da­tos, su­po­nien­do que la po­bla­ción in­mi­gran­te cre­ce anual­men­te al 2,5% y una ta­sa de sa­li­da de la fuer­za la­bo­ral muy le­ve­men­te su­pe­rior, po­dría­mos al­can­zar cer­ca de un 30%

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.