Fal­ta de ley de mi­gra­cio­nes abre nue­vo con­flic­to en el Go­bierno

Dipu­tados de la opo­si­ción con­fir­ma­ron la in­ter­pe­la­ción al mi­nis­tro del In­te­rior, Ma­rio Fer­nán­dez.

Pulso - - ECONOMIA&DINERO - CA

—La fal­ta de una nue­va ins­ti­tu­cio­na­li­dad pa­ra la mi­gra­ción ya se con­vir­tió en un pro­ble­ma po­lí­ti­co pa­ra el Go­bierno. La fal­ta de una nue­va le­gis­la­ción que ac­tua­li­ce la nor­ma­ti­va de 1975 ter­mi­nó por pa­sar­le la cuen­ta el Eje­cu­ti­vo.

Si bien, des­pués de va­rias pos­ter­ga­cio­nes el Go­bierno se com­pro­me­tió a enviar el pro­yec­to de ley du­ran­te es­te se­gun­do se­mes­tre, la di­vi­sión al in­te­rior del pro­pio Eje­cu­ti­vo, su­ma­das las di­la ver­gen­cias por apli­car o no una vi­sa con­su­lar pa­ra con­tro­lar la ex­plo­si­va lle­ga­da de ciu­da­da­nos hai­tia­nos que de acuer­do al pro­pio Go­bierno al­can­zan los 300 dia­ria­men­te, a lo que se agre­ga la sa­li­da de Ro­dri­go San­do­val de la je­fa­tu­ra del De­par­ta­men­to de Mi­gra­cio­nes y Ex­tran­je­ría, llevaron a que los dipu­tados de la opo­si­ción de­ci­die­ran in­ter­pe­lar al mi­nis­tro del In­te­rior, Ma­rio Fer­nán­dez.

En es­te pun­to, la dipu­tada (RN) Pau­li­na Nú­ñez in­di­có que “la in­ter­pe­la­ción bus­ca ex­pre­sar nues­tro ma­les­tar ha­cia el Go­bierno por el com­pro­mi­so in­cum­pli­do de enviar un pro­yec­to de ley de mi­gra­cio­nes. Es­te Go­bierno no qui­so avan­zar en el pro­yec­to de ley que en 2013 en­vío Se­bas­tián Pi­ñe­ra, por­que ase­gu­ró que iba a enviar uno pro­pio; sin em­bar­go, no lo ha he­cho”. Pa­ra Nú­ñez, “es de su­ma ur­gen­cia con­tar con una nue­va le­gis­la­ción pa­ra re­gu­lar las mi­gra­cio­nes. Te­ne­mos una nue­va po­bla­ción por lo que ne­ce­si­ta­mos una nue­va ley, que abor­de nue­vos re­qui­si­tos de in­gre­sos, nue­vas visas, mo­ti­vos de ex­pul­sión, pe­ro fal­ta vo­lun­tad po­lí­ti­ca de avan­zar en es­ta ma­te­ria”.

La le­gis­la­do­ra ase­ve­ró ade­más que es­ta in­ter­pe­la­ción “se­rá corta, di­rec­ta y con te­mas pun­tua­les re­la­cio­na­do a mi­gra­cio­nes y la ca­ren­cia de una ins­ti­tu­cio­na­li­dad”.

Por su par­te, el dipu­tado UDI, Ren­zo Tri­sot­ti, pun­tua­li­zó que “te­ne­mos una gran can­ti­dad de com­pro­mi­sos in­clu­sos. Chi­le ne­ce­si­ta sa­ber si el Go­bierno quie­re cam­biar la le­gis­la­ción mi­gra­to­ria. No se pue­de se­guir es­con­dien­do el te­ma, y por ello, es­pe­ra­mos que el mi­nis­tro del In­te­rior le di­ga al país qué es lo que quie­ren ha­cer, qué es lo que pue­den ha­cer. Bas­ta de am­bi­güe­dad.

LA REALI­DAD HOY. De acuer­do a los da­tos de la En­cues­ta de Ca­rac­te­ri­za­ción Eco­nó­mi­ca y So­cial (Ca­sen 2015), los in­mi­gran­tes en nues­tro país su­man 465 mil y re­pre­sen­tan el 2,7% de las 17,5 mi­llo­nes de per­so­nas que ha­bi­tan en Chi­le. Se es­pe­ra que pa­ra el Cen­so Abre­via­do 2017, los ex­tran­je­ros en Chi­le su­peren las 650 mil per­so­nas. Si bien la ten­den­cia es cre­cien­te, to­da­vía el país es­tá le­jos del pro­me­dio de paí­ses de la OCDE que lle­gan a 12,7% de su po­bla­ción.

Pe­se a ello, la vi­sión de las au­to­ri­da­des de Go­bierno, par­la­men­ta­rios, aca­dé­mi­cos y so­cie­dad ci­vil coin­ci­de en que el país no cuen­ta con las po­lí­ti­cas pú­bli­cas ade­cua­das pa­ra ha­cer fren­te a es­ta nue­va reali­dad, lo que ya es­tá con­vir­tién­do­se en un nue­vo con­flic­to po­lí­ti­co y so­cial si es que no se avan­za aho­ra en me­jo­rar las con­di­cio­nes pa­ra los in­mi­gran­tes .

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.