Ri­car­do Ca­ba­lle­ro: “Un país no pue­de cre­cer en for­ma sos­te­ni­da si eli­ge go­bier­nos po­pu­lis­tas muy se­gui­dos”

—El eco­no­mis­ta tie­ne una ma­la eva­lua­ción del Go­bierno de Ba­che­let. Ase­gu­ra que su re­cuer­do se­rá do­mi­na­do por el da­ño que le hi­cie­ron al país al rom­per la imagen de que Chi­le es­ta­ba en otra li­ga res­pec­to de la re­gión. —Re­to­mar el cre­ci­mien­to no se­rá fá­cil,

Pulso - - PORTADA - Una en­tre­vis­ta de P. POBLETE/C. ALON­SO

El vien­to in­ter­na­cio­nal so­pla a fa­vor de los mer­ca­dos emer­gen­tes y, por en­de, pa­re­ce ra­zo­na­ble que Chi­le ten­ga una ma­yor ta­sa de ex­pan­sión eco­nó­mi­ca el pró­xi­mo año, ase­gu­ra Ri­car­do Ca­ba­lle­ro, eco­no­mis­ta y di­rec­tor del World Eco­no­mic Laboratory del MIT. Sin em­bar­go, es cau­te­lo­so a la ho­ra de ha­blar del fu­tu­ro de Chi­le. Cri­ti­ca de ma­ne­ra di­rec­ta la ges­tión eco­nó­mi­ca del ac­tual Go­bierno. Lo ca­li­fi­ca de po­pu­lis­ta y cree que el da­ño a la imagen del país se­rá di­fí­cil de re­pa­rar. No se tra­ta só­lo de un cam­bio de co­lor po­lí­ti­co ha­cia una ad­mi­nis­tra­ción pro mer­ca­do, pues a su jui­cio se de­be co­men­zar a re­sol­ver “los pro­ble­mas de fon­do que lle­va­ron a la gen­te a vo­tar por un go­bierno de cor­te po­pu­lis­ta”. Su vi­sión glo­bal (ver no­ta ad­jun­ta), na­cio­nal y los ries­gos que ad­vier­te, se­rán las te­má­ti­cas que abor­da­rá Ri­car­do Ca­ba­lle­ro es­te miér­co­les 9 de agos­to en el se­mi­na­rio ¿Po­de­mos es­tar me­jor?, or­ga­ni­za­do por Gru­po Se­cu­rity.

¿Có­mo de­bie­ra afec­tar a Chi­le el me­jor es­ce­na­rio ex­terno que se ob­ser­va?

—El es­ce­na­rio cen­tral es fa­vo­ra­ble, con me­jo­ra de tér­mi­nos de in­ter­cam­bio y flu­jo de ca­pi­ta­les ha­cia mer­ca­dos emer­gen­tes. Pe­ro el mun­do bi­po­lar (ver no­ta ad­jun­ta) re­quie­re que ten­ga­mos mu­cha fle­xi­bi­li­dad y fun­da­men­ta­les ma­cros sa­nea­dos, ya que to­do pue­de cam­biar rá­pi­do.

Es­te 2017 pa­re­cie­ra es­tar ju­ga­do, aun­que las pro­yec­cio­nes de cre­ci­mien­to se si­guen ajus­tan­do a la ba­ja, pe­ro pa­ra el pró­xi­mo año ya se an­ti­ci­pa una me­jo­ra re­le­van­te. ¿Com­par­te esos pro­nós­ti­cos?

—No es­toy me­ti­do en el día a día de la eco­no­mía chi­le­na co­mo pa­ra agre­gar al­go a ese de­ba­te, pe­ro a gran­des lí­neas pa­re­ce una ca­rac­te­ri­za­ción ra­zo­na­ble da­da las si­ner­gias que se pue­dan dar en­tre un me­jor am­bien­te in­ter­na­cio­nal y un go­bierno más ra­cio­nal.

En Chi­le se ha ins­ta­la­do el de­ba­te so­bre si ese re­pun­te se­ría pro­duc­to de la ma­yor pro­ba­bi­li­dad de que re­sul­te elec­to pre­si­den­te Se­bas­tián Pi­ñe­ra o por fac­to­res ex­ter­nos. ¿Por cuál al­ter­na­ti­va se in­cli­na?

—Por los dos, y por­que el to­tal es más que la su­ma de las par­tes. Hay si­ner­gias reales en­tre esos dos fac­to­res, pe­ro tam­bién son una bue­na na­rra­ti­va. Las bol­sas tie­nen na­tu­ral­men­te un ses­go op­ti­mis­ta y es­tán en bús­que­da con­ti­nua de una na­rra­ti­va que les dé apo­yo en es­te ses­go.

El cre­ci­mien­to ha vuel­to a es­tar en pri­me­ra pla­na ¿Qué tan di­fí­cil es vol­ver a la sen­da del cre­ci­mien­to?

—Los obs­tácu­los son más po­lí­ti­cos que téc­ni­cos. Es cier­to que un com­po­nen­te im­por­tan­te de nues­tra caí­da se de­bió a un shock ex­terno y al efec­to de es­te so­bre la in­ver­sión mi­ne­ra. Pe­ro en una eco­no­mía fle­xi­ble y sa­lu­da­ble uno es­pe­ra­ría que otros sec­to­res to­men par­te de ese es­pa­cio, pe­ro eso no ocu­rrió en Chi­le. Siem­pre en las eco­no­mías hay sec­to­res ca­yen­do y otros ex­pan­dién­do­se, pe­ro uno no pue­de ha­cer la con­ta­bi­li­dad de los que caen pa­ra ex­pli­car la des­ace­le­ra­ción, tam­bién de­be ex­pli­car por qué los otros sec­to­res no to­ma­ron el es­pa­cio crea­do. Por su­pues­to que si el sec­tor afec­ta­do es muy gran­de, esa sus­ti­tu­ción se­rá

“Los obs­tácu­los (pa­ra re­to­mar el cre­ci­mien­to) son más po­lí­ti­cos que téc­ni­cos”.

“El mun­do bi­po­lar re­quie­re que ten­ga­mos mu­cha fle­xi­bi­li­dad y fun­da­men­ta­les ma­cros sa­nea­dos, ya que to­do pue­de cam­biar rá­pi­do”.

“No se tra­ta só­lo de una me­jor ges­tión eco­nó­mi­ca, sino de co­men­zar a re­sol­ver los pro­ble­mas de fon­do que lle­va­ron a la gen­te a vo­tar por un go­bierno de cor­te po­pu­lis­ta”.

muy im­per­fec­ta, pe­ro acá fue no exis­ten­te. Eso re­fle­ja la pér­di­da de con­fian­za y con­fu­sión que creó la cul­tu­ra de la re­tro­ex­ca­va­do­ra. De­be­mos re­fle­xio­nar bien có­mo lle­ga­mos a es­to úl­ti­mo y ata­car esas cau­sas de fon­do si que­re­mos re­cu­pe­rar nues­tra sen­da.

El con­se­je­ro del Ban­co Cen­tral, Pa­blo García, di­jo que Chi­le no tie­ne un pro­ble­ma es­truc­tu­ral de cre­ci­mien­to, ¿com­par­te esa vi­sión?

—No vi la en­tre­vis­ta. Pa­blo es un muy buen eco­no­mis­ta, lue­go sos­pe­cho que sus de­cla­ra­cio­nes se re­fe­rían a al­go es­pe­cí­fi­co y es­ta­rá en lo co­rrec­to res­pec­to a eso. Des­de mi pun­to de vis­ta, sí te­ne­mos un pro­ble­ma es­truc­tu­ral si con­si­de­ra­mos los pro­ble­mas so­cia­les que nos lle­va­ron a es­te go­bierno. Un país no pue­de cre­cer en for­ma sos­te­ni­da si eli­ge go­bier­nos po­pu­lis­tas muy se­gui­dos. Ade­más, Chi­le ha te­ni­do un pro­ble­ma de fal­ta de cre­ci­mien­to de pro­duc­ti­vi­dad que an­te­ce­de a es­te go­bierno. Acá nue­va­men­te es­cu­cho el ar­gu­men­to de que es de­bi­do a una caí­da de pro­duc­ti­vi­dad na­tu­ral de la mi­ne­ría, pe­ro esa no es bue­na ex­pli­ca­ción, só­lo con­ta­bi­li­dad par­cial. Las eco­no­mías mo­der­nas son di­ná­mi­cas, con mucho mo­vi­mien­to de fac­to­res de pro­duc­ción des­de sec­to­res y, aún más, com­pa­ñías en de­ca­den­cia a aque­llos en as­cen­so. Pa­ra en­ten­der qué le es­tá pa­san­do a nues­tra pro­duc­ti­vi­dad, de­be­mos en­ten­der có­mo es­tá fun­cio­nan­do es­te pro­ce­so de re­es­truc­tu­ra­ción en nues­tra eco­no­mía y cuá­les son sus prin­ci­pa­les obs­tácu­los.

La re­ba­ja de la cla­si­fi­ca­ción de ries­go de Chi­le era es­pe­ra­ble. Por lo mis­mo, pa­re­ce no ha­ber te­ni­do gran­des im­pac­tos en los mer­ca­dos. ¿Cree que ven­gan más re­cor­tes? ¿Ahí se ve­rían más ba­jas?

—To­da­vía es­ta­mos con una ca­li­fi­ca­ción al­ta y en un pe­rio­do don­de to­dos los spreads de cré­di­to es­tán muy com­pri­mi­dos – re­cuer­de que es­ta­mos en la fa­se es­pe­cu­la­ti­va de la eco­no­mía bi­po­lar. El cos­to de es­tas re­ba­jas se ve­rá cuan­do es­te­mos en la fa­se de ba­ja to­ma de ries­gos. No hay na­da me­cá­ni­co ni inevi­ta­ble que nos lle­ve a nue­vos re­cor­tes. Si da­mos señales cla­ras de que en­men­da­re­mos el rumbo, se aca­ba­rá el pro­ble­ma. Es­ta­mos par­tien­do de una deu­da muy ba­ja y con muy po­ca par­ti­ci­pa­ción de in­ver­so­res ex­tran­je­ros en ella.

¿Qué ba­lan­ce ha­ce del go­bierno de Mi­che­lle Ba­che­let? ¿Res­ca­ta al­go? ¿Cuál es el peor le­ga­do?

—Más de al­go bien ha­brán he­cho, pe­ro su re­cuer­do se­rá do­mi­na­do por el da­ño que le hi­cie­ron al país al rom­per

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.