Eduar­do Abedrapo, del MOP: “El sis­te­ma de con­ce­sio­nes pue­de ser muy útil pa­ra ge­ne­rar in­fra­es­truc­tu­ra hos­pi­ta­la­ria”

Pulso - - EMPRESAS&MERCADOS - Sa­ca­do de la car­te­ra de con­ce­sio­nes?

—En el Go­bierno de Se­bas­tián Pi­ñe­ra se to­mó la de­ci­sión de no con­ti­nuar con el pro­gra­ma de con­ce­sio­nes pe­ni­ten­cia­rias. En es­te Go­bierno se to­mó la de­ci­sión de ha­cer un al­to y eva­luar el cur­so de las con­ce­sio­nes hos­pi­ta­la­rias. A mí me pa­re­ce muy acer­ta­do lo que ha anun­cia­do la mi­nis­tra de Sa­lud en tér­mi­nos de so­li­ci­tar un es­tu­dio al Ban­co Mun­dial que per­mi­ta eva­luar la ex­pe­rien­cia y ver có­mo el sis­te­ma de con­ce­sio­nes pue­de ser apli­ca­do de la ma­ne­ra más efi­cien­te po­si­ble a un even­tual fu­tu­ro pro­gra­ma de hos­pi­ta­les. Esa me pa­re­ce que es la lí­nea co­rrec­ta.

¿Se de­be­ría vol­ver a con­ce­sio­nar?

—A mí no me co­rres­pon­de to­mar esa de­ci­sión y en eso pre­fie­ro ser pru­den­te, pe­ro des­de mi pun­to de vis­ta creo que el país no de­be, a prio­ri, desechar nin­gún me­ca­nis­mo pa­ra pro­veer su in­fra­es­truc­tu­ra y sus ser­vi­cios. Pe­ro de­be ser un aná­li­sis ra­zo­na­ble y en ese sen­ti­do, creo que el sis­te­ma de con­ce­sio­nes pue­de ser muy útil pa­ra ge­ne­rar in­fra­es­truc­tu­ra hos­pi­ta­la­ria. ¿Qué ni­vel de ser­vi­cios aso­cia­dos a esa in­fra­es­truc­tu­ra? Ese es el pun­to en el cual hay que te­ner el ma­yor re­fi­na­mien­to en el aná­li­sis.

Pri­va­dos acu­sa­ron que fue una de­ci­sión ideo­lo­gi­za­da.

—Des­de mi pun­to de vis­ta fue una de­ci­sión téc­ni­ca y fue muy pru­den­te. Aquí a ve­ces se ideo­lo­gi­zan los te­mas en am­bos sen­ti­dos, hay gen­te que cree que to­do se de­be ha­cer por con­ce­sio­nes, hay otros que di­cen que na­da se de­be ha­cer a tra­vés del sis­te­ma de con­ce­sio­nes. Es­te no es un te­ma ideo­ló­gi­co, es­te es un me­ca­nis­mo con­trac­tual que si es bien uti­li­za­do pue­de ser muy útil y efi­cien­te pa­ra el país, pe­ro no es pa­ra apli­car­lo a cual­quier pro­yec­to en cual­quier cir­cuns­tan­cia.

La al­ta congestión de las au­to­pis­tas ur­ba­nas ha des­per­ta­do fuer­tes crí­ti­cas, ¿en qué se fa­lló?

—Una au­to­pis­ta con­ce­sio­na­da, igual que cual­quier obra pú­bli­ca, tie­ne una ca­pa­ci­dad má­xi­ma que cuan­do se ve su­pe­ra­da se pro­du­cen si­tua­cio­nes de sa­tu­ra­ción y congestión. Hoy nues­tros pro­ble­mas es­tán fun­da­men­tal­men­te en los ac­ce­sos y en los egre­sos, y es una cues­tión di­fí­cil de abor­dar, por­que las ciu­da­des tam­bién tie­nen una ca­pa­ci­dad li­mi­ta­da. No­so­tros no po­de­mos ase­gu­rar una ve­lo­ci­dad de des­pla­za­mien­to, lo que po­de­mos ase­gu­rar es que la in­fra­es­truc­tu­ra que he­mos ge­ne­ra­do se va a man­te­ner en un buen es­tán­dar. En ese sen­ti­do, en­tien­do la mo­les­tia de la gen­te, por­que la pro­me­sa o co­mo la gen­te en­ten­dió el ofre­ci­mien­to pú­bli­co, fue erra­do.

¿Có­mo se de­be abor­dar eso?

—Te­ne­mos que ali­near lo que es la ca­pa­ci­dad de la in­fra­es­truc­tu­ra, lo que la gen­te es­pe­ra y lo que efec­ti­va­men­te se pue­de com­pro­me­ter. Las au­to­pis­tas ur­ba­nas a prin­ci­pios del 2000 par­tie­ron con un po­co más de 1 mi­llón de vehícu­los en San­tia­go, hoy te­ne­mos 4 mi­llo­nes. Hay gen­te que di­ce que fue un error cons­truir las ca­rre­te­ras ur­ba­nas, pe­ro tra­te de mo­de­lar San­tia­go con es­te mis­mo nú­me­ro de vehícu­los sino es­tu­vie­ran las au­to­pis­tas. Se van a te­ner que ha­cer nue­vas au­to­pis­tas, pe­ro te­ne­mos que ser muy cla­ros en lo que po­de­mos com­pro­me­ter. Va­mos a po­ner más in­fra­es­truc­tu­ra ur­ba­na a dis­po­si­ción de la gen­te, pe­ro si el par­que au­to­mo­triz si­gue cre­cien­do ex­po­nen­cial­men­te va­mos siem­pre a te­ner ni­ve­les de sa­tu­ra­ción y congestión, con o sin con­ce­sio­nes.

¿Có­mo es­tán vien­do des­de el MOP la de­mo­ra en los per­mi­sos me­dioam­bien­ta­les?

SIS­TE­MA DE CON­CE­SIO­NES “Es un me­ca­nis­mo que si es bien uti­li­za­do pue­de ser útil, pe­ro no es pa­ra apli­car­lo a cual­quier pro­yec­to”.

HOS­PI­TA­LES CONCESIONADOS “El país no de­be, a prio­ri, desechar nin­gún me­ca­nis­mo pa­ra pro­veer su in­fra­es­truc­tu­ra y sus ser­vi­cios”.

CRÍ­TI­CAS A LA AL­TA CONGESTIÓN EN AU­TO­PIS­TAS UR­BA­NAS “La pro­me­sa o co­mo la gen­te en­ten­dió el ofre­ci­mien­to pú­bli­co, fue erra­do”.

—Sin duda es preo­cu­pan­te. Cuan­do se de­mo­ra mu­cho hay un enor­me cos­to so­cial y adi­cio­nal­men­te, pa­ra quien tie­ne un con­tra­to que ha con­si­de­ra­do su pre­cio en re­la­ción con un tiem­po de eje­cu­ción, si hay so­bre pla­zos se­gu­ra­men­te ha­brá so­bre cos­tos. Nos in­tere­sa que ope­re de la me­jor ma­ne­ra el Sis­te­ma de Eva­lua­ción Am­bien­tal, las exi­gen­cias que te­ne­mos hoy en el si­glo XXI en Chi­le re­quie­ren que los pro­yec­tos sean am­bien­tal­men­te sos­te­ni­bles, te­rri­to­rial­men­te ra­zo­na­bles y so­cial­men­te acep­ta­bles, y nos preo­cu­pa cum­plir bien esos pun­tos. En­ten­de­mos que la car­ga ad­mi­nis­tra­ti­va de los ser­vi­cios ha­ce que los pla­zos no se pue­dan cum­plir, pe­ro sim­ple­men­te as­pi­ra­mos a sa­car to­dos nues­tros pro­yec­tos, den­tro de los pla­zos es­ta­ble­ci­dos en las nor­mas.P

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.