Pe­rú: un pro­ble­ma de ex­pec­ta­ti­vas

La bol­sa pe­rua­na tie­ne el peor ren­di­mien­to de La­ti­noa­mé­ri­ca en los úl­ti­mos do­ce me­ses.

Pulso - - TRADER - ALONSO ARAMBURÚ El au­tor es je­fe de Ren­ta Va­ria­ble pa­ra la Re­gión An­di­na de BTG Pac­tual

SE cum­plió un año de la asun­ción del Pre­si­den­te Pe­dro Pablo Kuczyns­ki (PPK). El mer­ca­do re­ci­bió el he­cho con gran­des ex­pec­ta­ti­vas. Con un re­torno de 57% en dó­la­res, Pe­rú fue el se­gun­do me­jor mer­ca­do de ac­cio­nes de La­ti­noa­mé­ri­ca y el me­jor de la Re­gión An­di­na en los primeros sie­te me­ses de 2016.

Un año más tar­de, la reali­dad ha si­do otra. Al­gu­nas de las em­pre­sas más re­pre­sen­ta­ti­vas de la bol­sa en­tran la se­gun­da mi­tad de 2017 con pers­pec­ti­vas cau­te­lo­sas y po­ca vi­si­bi­li­dad de una re­cu­pe­ra­ción de de­man­da en sus in­dus­trias. El mer­ca­do ha reac­cio­na­do a es­ta de­cep­ción de ma­ne­ra inequí­vo­ca. La bol­sa pe­rua­na tie­ne el peor ren­di­mien­to de La­ti­noa­mé­ri­ca en los úl­ti­mos 12 me­ses.

Son tres las cau­sas más co­men­ta­das de es­te ren­di­mien­to ne­ga­ti­vo: el en­fren­ta­mien­to en­tre el Eje­cu­ti­vo y el Con­gre­so; los efec­tos de las llu­vias y el ca­so Ode­brecht, pe­ro tam­bién ve­mos otros dos fac­to­res igual o más re­le­van­tes: la caí­da en la in­ver­sión mi­ne­ra y una re­cien­te po­lí­ti­ca fis­cal pro-cí­cli­ca. Los pri­me­ro do­ce me­ses de PPK han si­do po­lí­ti­ca­men­te di­fí­ci­les al per­der tres mi­nis­tros, lo que ha te­ni­do un im­pac­to mar­gi­nal­men­te ne­ga­ti­vo en la con­fian­za em­pre­sa­rial, pe­ro sin dis­mi­nuir de ma­ne­ra re­le­van­te la ca­pa­ci­dad de ges­tión del go­bierno, ni arries­gar la con­ti­nui­dad de la eco­no­mía de li­bre mer­ca­do es­ta­ble­ci­da en los años 90’

Fe­nó­me­nos cli­má­ti­cos han te­ni­do un efec­to eco­nó­mi­co ne­ga­ti­vo, prin­ci­pal­men­te de cor­to pla­zo, y pro­ba­ble­men­te de me­diano pla­zo en las re­gio­nes más afec­ta­das del nor­te, pe­ro ha si­do vis­to por el mer­ca­do co­mo un even­to tran­si­to­rio.

El ca­so Ode­brecht es el que ha afec­ta­do más di­rec­ta­men­te pro­yec­tos de in­ver­sión y ex­pec­ta­ti­vas de cre­ci­mien­to en 2017, y po­si­ble­men­te con­ti­núe te­nien­do al­gu­nas ra­mi­fi­ca­cio­nes en 2018.

La in­ver­sión pú­bli­ca se ha con­traí­do por tres años con­se­cu­ti­vos, pe­ro los úl­ti­mos dos tri­mes­tres (4Q16 y 1Q17) tu­vo una caí­da de 16% a/a. Es­ta con­trac­ción pa­re­ce re­fle­jar una po­si­ción fis­cal más con­ser­va­do­ra. Mien­tras tan­to, la in­ver­sión pri­va­da, que se con­tra­jo 5,6% a/a en 1Q17, ha dis­mi­nui­do du­ran­te 13 tri­mes­tres con­se­cu­ti­vos. El ele­men­to prin­ci­pal de es­ta caí­da es la in­ver­sión mi­ne­ra.

Aún en es­te con­tex­to, man­te­ne­mos una vis­ta po­si­ti­va pa­ra el mer­ca­do de ac­cio­nes pe­rua­nas en 2018. La in­ver­sión pú­bli­ca de­be em­pe­zar a ace­le­rar­se en la se­gun­da mi­tad de 2017, pe­ro una reac­ti­va­ción del sec­tor pri­va­do (80% de la in­ver­sión) se­rá vi­tal pa­ra al­can­zar un cre­ci­mien­to de la de­man­da do­més­ti­ca so­bre el 3% ese año.P

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.