LA GI­NE­BRA, PRE­CIO­SA Y PER­FU­MA­DA

Cocina (Colombia) - - VINOS Y LICORES / GINEBRA -

EN 1660 EL MÉ­DI­CO FRANCISCUS SYLVIUS, CO­NO­CI­DO CO­MO FRANZ DE LE BOË, REALI­ZÓ LA PRI­ME­RA RE­CE­TA DE GI­NE­BRA EN HO­LAN­DA. LA LLA­MÓ GENEVER. HOY, 357 AÑOS DES­PUÉS, ES­TA­MOS AN­TE UNO DE LOS DES­TI­LA­DOS MÁS BUS­CA­DOS Y DESEA­DOS.

SE­GÚN SE CUEN­TA EN AL­GU­NOS RE­LA­TOS, LOS

mé­di­cos, du­ran­te la le­tal pes­te ne­gra del si­glo XIV, uti­li­za­ban si­nies­tras más­ca­ras con pi­cos lar­gos que car­ga­ban de ba­yas de enebro pa­ra mi­ti­gar los efec­tos del con­ta­gio inex­pli­ca­ble y de­vas­ta­dor de la en­fer­me­dad. Hoy sa­be­mos que es­ta per­fu­ma­da ba­ya, bo­tá­ni­ca­men­te co­no­ci­da co­mo Ju­ni­pe­rus Cum­mu­nis, es ori­gi­na­ria de la cuen­ca del Me­di­te­rrá­neo y se ha ex­ten­di­do por el mun­do en­te­ro. Tam­bién es cla­ro que en la an­ti­güe­dad se uti­li­zó pa­ra ha­cer per­fu­mes en Ba­bi­lo­nia, que los egip­cios la usa­ban co­mo cal­man­te y que pa­ra los ro­ma­nos fue un an­ti­sép­ti­co. A par­tir del si­glo XVII, un mé­di­co ho­lan­dés lla­ma­do Franz de Le Boë le otor­gó el uso por el cual la re­co­no­ce­mos en la ac­tua­li­dad: es la ba­se de la gi­ne­bra, uno de los des­ti­la­dos más fa­mo­sos del mun­do.

Fue­ron gue­rras re­li­gio­sas las que hi­cie­ron que las tro­pas in­gle­sas la lle­va­ran a te­rri­to­rio bri­tá­ni­co, don­de se con­vir­tió en el des­ti­la­do fa­vo­ri­to del reino insular. No en vano la Ro­yal Navy la adop­tó co­mo be­bi­da ofi­cial de sus via­jes, des­ti­nán­do­se el ron pa­ra los ma­ri­ne­ros ra­sos y la gi­ne­bra pa­ra los ofi­cia­les de al­ta gra­dua­ción. Ella los acom­pa­ñó en las di­ver­sas con­quis­tas que hi­cie­ron por el mun­do y prue­ba de ello son los nom­bres de gi- ne­bras fa­mo­sas co­mo Bom­bay, que si­guió a los Ca­sa­cas Ro­jas en la con­quis­ta de la In­dia, o la gi­ne­bra Mom­ba­sa, que re­cuer­da la in­ter­ven­ción bri­tá­ni­ca en Áfri­ca.

Pe­ro no so­lo súb­di­tos de Isa­bel II han dis­fru­ta­do de su en­can­to y ele­gan­cia. A par­tir del año 2000 se ini­ció en el mun­do un mo­vi­mien­to pa­ra ela­bo­rar gi­ne­bras pre­mium, y es­ta es­cue­la se de­di­có a bus­car los ‘bo­tá­ni­cos’ más exó­ti­cos al­re­de­dor del mun­do —flo­res, raí­ces, ho­jas y fru­tas— que acom­pa­ña­ran al enebro en su aromática aven­tu­ra. Paí­ses co­mo Es­pa­ña, don­de ha exis­ti­do una ver­da­de­ra fie­bre por la gi­ne­bra, se han de­di­ca­do a bus­car sa­bo­res ex­tra­or­di­na­rios y com­bi­na­cio­nes in­ve­ro­sí­mi­les pa­ra lo­grar un des­ti­la­do de la me­jor ca­li­dad. Tam­bién lo ha­cen Fran­cia, Ita­lia, Sui­za, Es­ta­dos Uni­dos y otros paí­ses.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.